EDITORIAL

Yo Río Libre

Marzo 2022: De agua, ríos y pueblos

JULIO CÉSAR RAMÍREZ

Marzo es mes de agua, ríos y pueblos. El miércoles 2 se conmemoró el 6° aniversario de la siembra de Berta Cáceres, guardiana de los ríos, asesinada en Honduras en 2016, país de Centroamérica cuyo territorio fue declarado libre de minería a cielo abierto por el Gobierno de Xiomara Castro recién el 28 de febrero. Hoy sábado, familiares, solidarios y opositores al Proyecto Hidroeléctrico Presa La Parota exigirán en Acapulco la presentación con vida del defensor del río Papagayo, Vicente Suástegui, de quien se desconoce su paradero desde el 5 de agosto. El martes 8 será el Día de las Mujeres que Luchan. Para el lunes 14 se prevén actos múltiples por el Día Internacional de Acción contra las Presas y por los Ríos, el Agua y la Vida en el planeta. El martes 22, el enfoque principal del Día Mundial del Agua es "Aguas subterráneas: hacer visible lo invisible", cuando se lance un informe sobre el desarrollo de los recursos hídricos globales. El lunes 28 se cumplirá un año del asesinato del defensor del río Verde, Jaime Jiménez Ruiz, en Paso de la Reina, costa de Oaxaca. Todo, al mismo tiempo que se profundiza la conflictividad hídrica en el país, se gestiona la Ley General de Aguas en la LXIV Legislatura del Congreso de la Unión, se prepara el VI Congreso Nacional de la coordinadora Agua Para Todos y se redimensiona el Proyecto Agua Saludable para La Laguna en las cuencas centrales del norte de México, bajo los preceptos del Acuerdo de Escazú.

Resulta importante poner los ojos sobre lo que acontece en el centro norte de México, donde el redimensionamiento del proyecto Agua Saludable para La Laguna, que inició el 26 de octubre pasado, entró a nueva fase el 2 de marzo, cuando una coalición de organizaciones de la sociedad civil y de la comunidad académica, cultural y científica de la región lanzaron una convocatoria para el establecimiento de mesas de diálogo que permitan "redimensionar" el proyecto.

Así, el proyecto no sólo buscaría abastecer agua sin arsénico a la población de la Comarca y garantizar el derecho humano al líquido -lo cual sería de por sí loable-, sino abordaría aspectos no contemplados en el plan original, como afrontar las causas profundas que han provocado el desabasto y la contaminación del agua, así como sus impactos en la salud pública y el medio ambiente.

Pidieron además la intermediación de la rectoría de la Universidad Iberoamericana campus Laguna para facilitar el diálogo entre sociedad civil organizada y Gobierno de México.

Temáticas centrales de las mesas de especialistas, resolutivas, podrían ser relacionadas a salud pública, gobernanza del agua, sobreexplotación de acuíferos y manejo del agua superficial, entre otras.

Tanto el rector de la Universidad Iberoamericana campus Laguna, Juan Luis Hernández Avendaño, como el Gobierno de México, a través de su representante en este proyecto, Gabriel García Hernández, respondieron positivamente a esta convocatoria entre el 2 y 3 de marzo.

A partir de que se oficialice, las actividades del redimensionamiento del proyecto Agua Saludable para La Laguna quedarían enmarcadas en los preceptos del Acuerdo Regional sobre el Acceso a la Información, la Participación Pública y el Acceso a la Justicia en Asuntos Ambientales en América Latina y el Caribe, hecho en Escazú, Costa Rica, el 4 de marzo del 2018, más conocido como Acuerdo de Escazú.

Es el primer tratado internacional que aborda el tema de defensores de derechos humanos.

Cabe recordar que México suscribió el documento el 27 de septiembre de 2018. El Senado de la República ratificó el tratado el 5 de noviembre de 2020 y el presidente Andrés Manuel López Obrador emitió el Decreto de aprobación el 2 de diciembre del mismo año.

El Acuerdo está conformado por 26 artículos, con enfoque de derechos humanos, y reconoce los derechos de acceso en materia ambiental.

Fundamentado en el principio 10 de la Declaración de Río, tiene carácter jurídicamente vinculante para los países que forman parte del mismo, el cual tiene por objeto luchar contra la desigualdad y la discriminación y garantizar los derechos de todas las personas a un medio ambiente sano y al desarrollo sostenible, dedicando especial atención a las personas y grupos en situación de vulnerabilidad y colocando la igualdad en el centro del desarrollo sostenible.

Existe una relación íntima entre el Acuerdo de Escazú y el sector hídrico.

Por lo demás, se hacen los preparativos para que el 22 de marzo sea inaugurada la Casa del Agua "Toño Simón" en Lequeitio, municipio de Francisco I. Madero, Coahuila; experiencia piloto gestionada por la comunidad con el objetivo de abastecer agua potable de manera inmediata a una de las zonas más afectadas por desabasto y contaminación del agua con arsénico. El ensayo podría ser retomado en San Pedro de las Colonias y Matamoros de La Laguna.

Toca a la sociedad lagunera vigilar este proceso de redimensionamiento del proyecto Agua Saludable para La Laguna.

@kardenche

Escrito en: Yo Río Libre editoriales editorial Yo Río Libre Editorial Julio César Ramírez Agua, Acuerdo, Saludable, agua,

Noticias relacionadas

EL SIGLO RECIENTES

+ Más leídas de EDITORIAL

TE PUEDE INTERESAR

LECTURAS ANTERIORES

Fotografías más vistas