Al Larguero, El Siglo de Torreón
16 de mayo de 2021. notifications
menu desktop_windows
Columnas Deportes

Al Larguero

PASIÓN ESTÉTICA

Alejandro Tovar
TORREÓN, COAH., martes 24 de noviembre 2020, actualizada 8:09 am


Enlace copiado

(Con fe y cariño para el padre Gerardo Zataráin, que ahora tira penales contra el Covid)

En la aventura de sobrevivir, el hombre a falta de acción en la jungla citadina, puede viajar hacia sí mismo con búsquedas muy selectivas. Ahí suele encontrar que la pasión, su pasión personal, si bien es en el futbol, a veces le nubla la razón y domina su voluntad como torcer por algún equipo europeo y seleccionar con ello por delirio, arrebato y entusiasmo colores y odas que le subyugan.

Como el himno del Liverpool, “You’ll never walk alone” (Nunca caminarás solo) cuando es cantada por los 54 mil fans antes de sus partidos e impacta a todos como cuando doblaron al Barcelona de Messi, impulsados los escarlata por ese fervor mayúsculo, porque la pasión se asocia siempre al poder y convierte la cancha de Anfield en un mundo diferente, energético y luminoso.

Richard Rodgers fue un compositor al nivel de Cole Porter. El hizo la música. La letra fue de Oscar Hommerstein II. Ambos talentos crearon la pieza para la puesta en escena de “Carrousell” en el Majestic Theatre en abril de 1945. El personaje se suicida acorralado por la policía, después de un atraco y la dama, July, escucha sus últimas palabras. Eso da pié a la canción que July, con un coro, canta al final de la obra en Broadway que fue éxito teatral en Nueva York y después, película.

Brian Epstein (1934-1967) el genial mánager musical que catapultó a John, Paul, George y Ringo y era llamado “El quinto Beatle” ubicó a unos chicos con otro estilo (Gerry Pacemakers) y revivió para ellos la pieza de Hommerstein y Rodgers, 18 años después. Fue grabada en 1963 y estuvo cuatro semanas en el primer sitio de popularidad. “When you walk trough a storm. Hold your head up high. And don’t be a fraid of the dark”. Con ello, Brian Epstein los hizo como él, inmortales.

Liverpool FC fue fundado en 1892 por John Houseling y desde entonces ha ganado 64 títulos entre las que destacan 6 copas de Europa, 3 de UEFA, 19 cetros de liga, 7 copas de Inglaterra y 8 de liga. Su estadio se ubica en Anfield Road, de ahí su nombre. Se viste en rojo. Su segunda equipación es en blanco. Su técnico es Jurgen Klopp.

Su astro es el egipcio Mohamed Salah. El dueño del equipo es la empresa Freenway Sports Group. Gerry Marsden, el vocalista de Pacemakers era fan del famoso club de su ciudad y conocía al técnico Billy Shankly. Era 1963. El sencillo no había sido publicado pero sabía que iba a impactarlo. Así fue, el sensible Shankly consiguió que se tocara antes de los partidos y logró conquistar a la gente, que lo escogió como su himno desde entonces. Sin ataduras ni frenos de expresión. Todos.

Epstein era un visionario. Shankly también. Esta oda de amor a la esperanza fue grabado por Elvis Presley, Frank Sinatra, IL Divo, Barbra Streisand, Doris Day, los Tres Tenores y es motivo de culto y pasión 75 años después del trabajo de “Carrousell”, Broadway. Rodgers y Hommerstein. Es una pasión estética, es el alma de las condiciones del alma, es religión de los sueños de Liverpool.

El 20 de marzo pasado, la radio holandesa 3FM difundió la versión original de “You’ll never walk alone” en 123 emisoras de Europa en solidaridad por la pandemia del Covid. Hoy recordar así: “Cuando caminas a través de una tormenta. Mantener la cabeza bien alta. Y no tengas miedo a la oscuridad. Al final de la tormenta hay un cielo dorado y la dulce canción plateada de una alondra. Camina, camina, con esperanza en tu corazón y nunca caminarás solo. Nunca caminarás solo”.

*Alejandro Tovar//*[email protected]

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...