24 de junio de 2019 notifications
menu desktop_windows
Cultura

Lagunera continúa su sueño en Boston

Con 18 años, la cantante de ópera busca enamorar los oidos bostonianos

KARLA RODRÍGUEZ
TORREÓN, sábado 18 de mayo 2019, actualizada 4:33 am

Enlace copiado

Cuando Paulina de la Fuente, cantante de ópera lagunera, tuvo su primer acercamiento al género a la edad de 12 años, se asustó. Y es que era de esperarse, ya que después de participar en el musical de Aladín en su colegio como una odalisca con personas de su edad y llegar a un lugar donde había adultos solfeando, fue algo que la marcó y la hizo afianzar su antiguo estigma que reflejaba a la ópera como un arte "aburrido" y "para personas mayores".

Sin embargo, esto cambió cuando descubrió que la ópera tiene más cotidianidad de la que pensaba: "Cuando te vas metiendo más te vas dando cuenta de que son historias que te pueden pasar a ti… Es muy común". Además de que, tiempo después, a la edad de 15 años, su maestro de coro musicales los invitó a un Centro de Estudios Corales con el maestro Gerardo Rábago, el cual es un profesor de Ciudad de México.

Desde ese momento, Paulina se enamoró de la ópera, de lo bello que era escuchar al coro y de la dirección del maestro hacia el coro. El maestro Gabriel Robles la invita a una escuela de música ubicada en Gómez Palacio, Durango y desde entonces ha dedicado toda su pasión y energía al mundo de la ópera, un mundo que, en palabras de la cantante, lo describe como un mundo que relata lo cotidiano, con mucha pasión adjunta a ella y hace que sea llamativa, y amor.

"Al cantar y al meterme en un personaje que no soy yo, me da más libertad de poder hacerlo". Eso es lo que la ha llevado a hacer los tres personajes de las óperas en las que ha participado, haciendo a Suzanna de Las Bodas de Fígaro, a Adinna de Elixir de Amor y a Doña Elvira de Don Giovanni, siendo Suzanna el personaje que más ha disfrutado interpretar debido a que Las Bodas de Fígaro es una comedia, haciendo que el personaje sea muy divertido.

Paulina describe a la ópera como cotidiana, debido a que la mayoría de las historias son cosas que podrían pasarle a cualquier persona. También la considera como algo pasional, ya que las historias deben tener esa chispa de extravagancia para hacerla atractiva al público. Además, Paulina identifica a la ópera como amor, debido a que, tanto en muchas historias de las óperas, como para los que se dedican a ella, deben tener mucho amor para darle al público la mejor historia e interpretación.

Paulina no sólo ha cantado ópera localmente. Debido a que sus patrocinadores tuvo el apoyo para asistitir a un curso del conservatorio de Bostón, dado en Valencia, España. Ahí tuvo la oportunidad de cantar en el Palau de les Arts en el teatro Martin i Soler, uno de los teatros más importantes para la ópera, cantando un cuarteto del personaje Pamina, de la ópera La Flauta Mágica, siendo esto un paso importante para su carrera y declara sentir que eso ha sido el momento más grande hasta ahora.

Debido a su experiencia en Valencia, los maestros que estuvieron dando el curso quedaron fascinados con el trabajo que estuvo haciendo durante ese mes, así la impulsaron a buscar ser aceptada en el Conservatorio de Boston. Se preparó e hizo sus pruebas para quedar y ahora ha sido aceptada y en agosto se irá del país para seguir con su preparación académica en Massachusetts. Con esta oportunidad de estudio, busca su reconocimiento internacional y que, de esa manera, pueda demostrar que una mujer mexicana y lagunera hacer sendero para las generaciones futuras que busquen dedicarse a la ópera tengan más oportunidades y motivación para tomar este camino.

Actualmente, sus maestros son Rogelio Riojas y Eugenia Garza, quienes le ayudan a que su desarrollo vocal sea el más óptimo para su persona.

TAGS
Temas del día
  • Migrantes
  • Metrobús
  • Sargazo
  • RELACIONADAS
    COMENTA ESTA NOTICIA
    Cargando comentarios...
    Cargando más noticias...
    Cargando tendencia...