18 de abril de 2019 notifications
menu
EDITORIAL

A gritos en el gabinete

CARLOS LORET DE MOLA A.
martes 13 de noviembre 2012, actualizada 9:21 am


El presidente Felipe Calderón tuvo que intervenir para calmar a sus colaboradores y llamarlos al orden. En una reunión reciente del Gabinete de Seguridad, en Los Pinos, llegaron a los gritos la procuradora general de la República, Marisela Morales, y el secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna.

La relación entre ambos funcionarios se había venido deteriorando sistemáticamente por meses. Nunca hubo buena química entre ellos. En distintas juntas privadas, García Luna acusó a Marisela Morales de actuar de manera partidista y manipular la justicia a su conveniencia. Ella le ha reclamado, también a puerta cerrada, que los shows mediáticos de la Policía Federal ridiculizan al gobierno y enturbian los expedientes de los criminales.

La "gota que derramó el vaso" entre ambos, lo que les hizo llegar a los gritos, fue el episodio de Tres Marías, Morelos, donde elementos de la Policía Federal dispararon contra la camioneta en que viajaban dos funcionarios de la CIA y un capitán de la Marina. La investigación quedó en manos de la PGR, cuya titular se lanzó desde un inicio contra los policías federales y esto enardeció a García Luna.

El mismo expediente de Tres Marías tensó también las relaciones entre el secretario de Seguridad Pública y el secretario de Marina, Mariano Saynez. En Seguridad Pública acusan a Marina de haber filtrado a los medios de comunicación que los agentes federales implicados trabajaban para el cártel de los Beltrán Leyva. Los de Saynez acusan a los de García Luna de tratar de levantar una cortina de humo filtrando también a la prensa que el elemento de la Marina viajaba en el asiento del conductor de la camioneta de los agentes estadounidenses, buscando despertar indignación porque los marinos mexicanos trabajan de choferes de espías gringos.

Otro pleito cada vez más exacerbado en el mismo gabinete de Seguridad es entre los titulares de Defensa y Marina. El celo entre "verdes" y "azules" es histórico y hasta natural, pero los secretarios de Estado calderonistas rompieron por la detención y encarcelamiento del general Tomás Ángeles Dauahare, quien es muy amigo del Almirante Saynez (el sexenio pasado fueron número uno y dos, respectivamente, del Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas). El general Guillermo Galván Galván considera a Ángeles Dauahare un traidor. Para el Almirante Saynez fue víctima de una venganza política para sacarlo de la jugada de la sucesión en la Secretaría de la Defensa Nacional.

Sólo en el primer semestre de este año, la guerra contra el crimen organizado dejó a 6 mil personas muertas.

SACIAMORBOS

Peña Nieto le debe una lana a Blue Demon. Resulta que el legendario luchador grabó en la Arena Querétaro unos spots en los que, jugando con los colores del PAN y el PRI, se quitaba su tradicional máscara azul y quedaba cubierto por una idéntica, pero roja. Los anuncios nunca salieron al aire, pero sí se produjeron. En la campaña del priista -el intermediario fue Tonatiuh Salinas Muñoz- se comprometieron a pagarle 4 millones. Le deben uno y medio.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando tendencia...