EDITORIAL columnas editoriales Caricatura editorial editorial

columnas

Verdades y rumores

AGENTE 007

¿En qué fallamos, si todo lo hicimos bien?, Se preguntan los férreos opositores al ‘Preciso’ de Palacio Nacional una vez concluidos los cómputos de la mayor parte de las elecciones de 2024. Pobres, tan ciegos y desmemoriados están que todavía se extrañan. Lo tangible es que López Obrador se alzó con la victoria contra sus adversarios con la aprobación del ‘Plan C’ que incluye amplio margen en el Congreso, además de la Presidencia de la República que estará al frente de su protegida y compañera de mil batallas, Claudia Sheinbaum, y una abrumadora mayoría de gubernaturas, algo que también da miedo, terror al pensar en el poder absoluto y así se ha manifestado con la caída de la bolsa. La respuesta es sólida, tan clara y contundente, dicen los cercanos a los guindas, que hasta duele tener que recordarles, fallaron en todo y no es que los que estén no fallen (vaya que lo hacen) pero se han ocupado de mantener al pueblo contento con programas clientelares, esos que inventaron los partidos como el PRI y el PAN y que ahora les juegan en contra. Los sobrevivientes del ‘tsunami guinda’ miden la sensibilidad política a los votantes y toca hacer una revisión a los actuales dirigentes nacionales, Marko Cortés, Alejandro Moreno y Jesús Zambrano (cuyo partido está ya avisado que perderá el registro) que no ayudaron en nada, se ocuparon de sí mismos y sí perjudicaron a muchos. Si no lo creen pregúnteles a los candidatos perdedores de la Alianza opositora en Coahuila...

Y como no todo lo que brilla es oro y como nada es como se pinta, cuentan los subagentes expertos en conteos rápidos que en tremendos aprietos estuvo Acción Nacional tras el rompimiento con el PRD y el PRI en las elecciones federales, tanto así, que se convirtieron desde ahora en la cuarta fuerza política en Coahuila tras haber alcanzado el 4.3 por ciento de la votación superado incluso por el 5.2 por ciento del Partido del Trabajo del “Tigre” Mejía. Cuentan, los que estuvieron en la operación azul que recibieron mucha presión de los operadores políticos del bien boleado alcalde para que el voto se dirigiera hacia el PRI, ya que de otra forma favorecería a su más cercano competidor, Shamir Fernández, tras los resultados, señalan nuestros subagentes que sin duda más de tres azules votaron por la reelección, dejando morir en el intento a su candidato Sergio Lara. De historias similares se habla en Monclova y en otros municipios, ¿Servirá en la próxima elección esta estrategia? Ya veremos y diremos.

Quien dicen nuestros subagentes, disfrazados de paleteros con gorra morenista, no ha quitado el dedo del renglón para competir por la alcaldía de Torreón en la próxima elección de 2027 es la diputada electa por el distrito 06 de Coahuila, Cintia Cuevas, que abarca la mitad de Torreón, pues en varias ocasiones ha dicho que a Torreón pronto llegará la transformación y como no fue en esta elección será en la próxima. Lo cierto es que la exdelegada del Bienestar en este municipio no habla tan a la ligera, ya que actualmente se convierte junto a Cecy Guadiana en los referentes más jóvenes en el poder legislativo en Coahuila. De acuerdo a nuestros subagentes que se les da eso de hacer conteos cruzados, la diputada electa consiguió 5 mil votos más que el ‘Gober’ Echado Pa Delante en la pasada elección. Otros que traen sus cifras alegres y ya empiezan a suspirar por otro cargo más y viven en el futuro más que en el presente son el morenista y más que chido senador electo, Luis Fernando Salazar y el bien boleado alcalde, Román Alberto Cepeda, que ya se vieron rumbo a las elecciones para la gubernatura por Coahuila por sus respectivos partidos. Por lo pronto uno dice que ya le ganó al exinquilino de Palacio Rosa abanderado, Miguel Ángel Riquelme Solis con 23 mil votos más, mientras que el bien lustrado alcalde de Torreón hace su comparativa y asegura ser el mayor votado de la historia de este municipio y en su estado con 175 mil 138 votos por lo que ya se vio en una silla más grande con terciopelo rojo (que en una de esas se torna rojo quemado si lo dejan ir) ¿Alguien les puede decir que es todavía 2024?

Allende el Nazas el “Góber” que no canta mal las rancheras declaró ayer en su visita a La Laguna que “en la democracia se gana y se pierde”… Y qué manera de perder tiene Durango, pensaron los subagentes disfrazados de actas computadas. Con lo que se estuvieron quebrando la cabeza toda la tarde fue con la cifra que dio don Esteban Villegas, quien aseguró que en La Laguna la diferencia con la que se perdió o ganó un distrito u otro fue de mil 200 votos. De inmediato sacaron su calculadora y revisaron con lupa los cómputos distritales cuyos resultados fueron escalofriantes para el partido tricolor que hoy en Durango requiere de un suero intravenoso tras la tunda que le dieran los de la 4T. Para hablar, como luego dicen “con los pelos de la burra en la mano” ahí van los números que son fríos (como el corazón de los subagentes) pero además, todo indica que hasta les dieron “chance” en la capital de los alacranes.

¿Les fue tan bien como dicen en la capital? No tanto. El distrito local 01 de la capital sí estuvo bien ganado. En el 02, de la capital, ganó Fuerza y Corazón con 19 mil 086 votos pero con calzador pues de haber ido juntos Morena, PVEM y el PT (éste último que fue solo) habrían obtenido 19 mil 436 votos, es decir, la 4T habría ganado. En el distrito 03 fue el mismo caso pues ganó Fuerza y Corazón pero apenas pues de haber ido en coalición Morena-PT-PVEM habrían ganado estos últimos pues juntos sacaron 15 mil 583 votos contra los 14 mil 759 que sacaron PRI-PAN-PRD. En el distrito 04 ganó Fuerza y Corazón bien ganado igual que el 05 pero cabe destacar, que en este distrito Movimiento Ciudadano sacó 13 mil 640 votos muy buenos que doblan la diferencia entre primer y segundo lugar (que fue de 6 mil votos). En el distrito 06 ganó Fuerza y Corazón con 20 mil 214 votos pero con calzador pues la 4T habría ganado, de haber ido en unidad, pues en conjunto Morena-PT-PVEM sacaron 21 mil 199 votos. El distrito 07 de Santiago Papasquiaro, a poco más de 2 horas de la capital, lo ganó Morena-PVEM con una diferencia de 3 mil 586 votos y sin contar los mil 095 que sacó el PT. Igual pasó en el distrito 08 de Guadalupe Victoria que también lo ganó Morena-PVEM con una diferencia de 4 mil 900 votos sin contar los mil 599 que sacó el PT. En el distrito 15 de Pueblo Nuevo, que fue ganado por Fuerza y Corazón, la diferencia fue apenas de 480 votos pero si Morena-PVEM hubiera ido con el PT habrían ganado con 20 mil 924 votos contra los 19 mil 161 con los que ganó PRI-PAN-PRD. Así es que no. Nada por qué estar tranquilos “para la que viene” como dijo don Esteban.

Entonces, ¿En dónde están los mil 200 votos de diferencia en La Laguna que dice don Esteban? Seguimos buscando y encontramos lo siguiente: En el distrito 9 de Mapimí (y con una candidata que no es de Mapimí sino de Lerdo) la ventaja de la coalición Morena-PVEM fue de 5 mil 457 votos sin contar con los 2 mil 691 votos que sacó el PT solo, pues de lo contrario se habría aproximado a los 30 mil votos de los 56 mil 985 votos de ese distrito (ahí nomás). En los distritos de Gómez Palacio (10, 11 y 12) las cosas tampoco fueron un lecho de rosas pues en el distrito 10, el del campo, ganó Morena-PVEM con un candidato que no es del área rural y con una diferencia de 8 mil 636 votos sin contar los mil 434 del PT que fue solo. Donde Fuerza y Corazón perdió con menos margen fue en el distrito 11 donde la diferencia a favor de Morena-PT fue de mil 883 votos aunque, por supuesto, sin contar los 3 mil 089 que sacó el PT que fue solo. En el distrito 12 que buscaba el PAN también ganó la 4T con una diferencia de 6 mil 014 votos sin contar los mil 813 votos del PT que fue solo. En el 13 de Lerdo donde hubo un recuento total de casillas la diferencia fue de apenas 494 votos a favor de Morena-PVEM y claro que sin contar los mil 639 votos del PT que fue solo. En el distrito 14 de Cuencamé la diferencia fue de 8 mil 622 a favor de Morena-PVEM sin contar los 4 mil 148 votos del PT que fue  solo.

¿Se habrá confundido Villegas con los resultados del proceso federal?, pensarán algunos, y se equivocan pues en el proceso federal la diferencia entre los candidatos de la 4T (Morena-PVEM-PT) en la fórmula para el Senado y los candidatos de Fuerza y Corazón (PRI-PAN-PRD) fue de más de 80 mil votos. En el caso de las diputaciones federales la cosa fue así: En el distrito 1, de la capital de los alacranes, la diferencia entre el primer lugar ganado por la 4T y el segundo lugar que se llevó Fuerza y Corazón fue nada más de 22 mil 098 votos. En el distrito 02 de Gómez Palacio, que abarca 10 municipios, la cosa fue de mal a peor pues la diferencia entre primer y segundo lugar fue de 38 mil 154 votos a favor de la 4T; en el distrito 03 de Lerdo, que abarca 18 municipios, la diferencia fue de 37 mil 566, en el 04 de la capital (el único que ganó Fuerza y Corazón) la diferencia fue de 7 mil 164 votos. Así es que tampoco hay margen para la confusión, el PRI necesita primeros auxilios en Durango si es que se preparan para el 2025.

Verdades y rumores

Verdades y rumores

Leer más de EDITORIAL

Escrito en: editorial columnas

Comentar esta noticia -

Noticias relacionadas

Siglo Plus

+ Más leídas de EDITORIAL

TE PUEDE INTERESAR

LECTURAS ANTERIORES

Fotografías más vistas

Videos más vistos semana

Verdades y rumores

Clasificados

ID: 2302814

YouTube Facebook Twitter Instagram TikTok

elsiglo.mx