Cultura

Andrés Salazar

Andrés Salazar, un músico lagunero con alma en percusión

Llevará su vibráfono este miércoles a Valencia Caficultura

(SAÚL RODRÍGUEZ)

(SAÚL RODRÍGUEZ)

SAÚL RODRÍGUEZ

A sus corta edad lo tiene claro, si volviera a nacer sería otra vez percusionista. A un semestre de egresar de la Facultad de Música de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), el lagunero Andrés Salazar responde a un enlace telefónico desde Ciudad de México. Sus 24 años de edad son partitura abierta, manifiesta que su acercamiento hacia la música aconteció de manera orgánica.

“Desde niño estuve interesado en las artes, pero no tenía idea de que iba a estudiar música. Cuando estaba en secundaria, entré a lo que en ese tiempo era la Escuela de Metales Arturo Reyes, que luego se convirtió en el Centro de Estudios Musicales de Torreón y ahora es el Instituto de Música de Coahuila (INMUS)”.

Al graduarse de la preparatoria, Salazar era sincero consigo mismo: no le interesaba nada más que la música, en especial la percusión. Estudió batería con Tomás Nájera durante unos tres años, luego decidió viajar a Ciudad de México, hizo una audición y fue aceptado en la Facultad de Música de la UNAM.

“Fue algo como muy natural, porque de hecho traté de estudiar cello y sí, me gusta mucho, pero no le veo lo mismo que a la percusión. Realmente estoy bien agradecido y siempre les digo a la gente con la que hablo: si volviera a nacer, sería percusionista, porque es como el instrumento del siglo XXI, en todo sentido. Es como la vanguardia y, al mismo tiempo, la tradición”.

La percusión es la imaginación sonora misma, todo lo que envuelve al mundo puede ser percutido. En este camino, la pandemia por COVID-19 también dejó huella en la visión musical de Salazar, pues tuvo que regresar a Torreón durante alguna temporada y, cuando regresó a Ciudad de México, lo invadió una crisis. Si se colocaba frente a un vibráfono o una marimba, no podría emitir nota alguna. Buscaba apartarse de las partituras, buscar un poco de libertad en otros sitios, como en el jazz.

“Ahí comencé a interesarme en el mundo de la improvisación, de dominar la música, la armonía a tu favor, de poder componer al momento y con todas tus habilidades puestas en un instrumento a tiempo real. Eso es música para mí, en este momento”.

Andrés Salazar llevará su vibráfono este miércoles 27 de julio a Valencia Caficultura. Será a partir de las 20:30 horas, cuando el joven lagunero interprete obras de jazz, registradas por autores como Miles Davis, John Coltrane, entre otros. Además, su repertorio también incluirá algunas baladas. 

Escrito en: Andrés Salazar lagunero, Ciudad, Música, Salazar

Noticias relacionadas

EL SIGLO RECIENTES

+ Más leídas de Cultura

TE PUEDE INTERESAR

LECTURAS ANTERIORES

Fotografías más vistas

(SAÚL RODRÍGUEZ)