Subconsciente, El Siglo de Torreón
23 de septiembre de 2021. notifications
menu desktop_windows
Columnas Deportes

Subconsciente

Al Larguero

ALEJANDRO TOVAR
TORREÓN, COAH , martes 14 de septiembre 2021, actualizada 8:19 am


Enlace copiado

El reportero y redactor, que se ha cansado de lo común, que está buscando otras formas de trabajo, se encuentra con barreras en un público que no aspira más allá de la convencional por lo tanto su esfuerzo no solamente no es aceptado, sino que muchos ni siquiera lo entienden, producto de navegar en aguas desconocidas. Solo quieren obras tradicionales que no les exijan.

Leyó nuestro hombre los detalles del surrealismo de André Bretón (1896-1966) sugerido como un movimiento artístico literario y de vanguardia que consiste en la expresión del subconsciente por medio de las artes, una verdadera aventura a la que difícilmente alguien se arriesga por temores y prejuicios, una serie de técnicas que buscan la libertad de creación olvidando la razón.

Quiso correr el riesgo (al fin que es solamente un experimento). Recurrió al subconsciente, como aquella información de recuerdos y experiencias traumáticas o vivencias que están guardadas y alejadas de la mente consciente pero que de pronto aparecen sin aviso previo, como fantasmas primero y luego como vampiros que intentan acabar con todo, succionando el cerebro.

Acudió al llamado de Alfredo Tena, quejándose de la frialdad y sencillez en el estilo de Solari, “cuando el América está solicitado para llevar futbol, emociones y alegría a su gente”. Y en efecto no divierte pero está arriba. Luego peor con Aguirre quien deja claro que lo que vale es el resultado y los puntos, no el dar un espectáculo y sus Rayados solo dejan emociones congeladas. O como Reynoso que perdió de vista al campeón. O Vucetich que siente que “van por buen camino”.

Encuentra que los hombres del futbol tienen justificaciones para cualquier eventualidad y suelen no otorgar méritos al rival y así la barrera de la realidad queda entre la nada y el descaro, Herrera ya no dio la culpa a los árbitros, porque seguramente fue advertido. Sí ubicó virtudes en la reacción brava de su gente “que no baja los brazos” Pero no concedió mérito al León, que los puso de cabeza. Solo dijo que sus Tigres tuvieron “desatenciones” pero nunca yerros y despistes.

Nuestro reportero se encaminó al sendero tan asimilado de la fecha FIFA, que perjudican a todos los clubes, pues los jugadores regresan siempre lesionados, con sobrecarga de trabajo y hasta con pérdida de su nivel físico y futbolístico, sin que los federativos busquen soluciones. Todo se hace una dictadura absoluta que promueve, cada vez más que los hombres sean una mercancía.

Al menos en el surrealismo local, el fenómeno se transfiere a Luis Enrique Santander (39) Contador Público nativo de Irapuato, que es como aquellos de su especie que conocen la angustia de no llegar a tiempo a donde nadie los espera y por ello se inventan una personalidad de hombre de poder que arruina ilusiones de millares pues existe la sensación de su gran incompetencia. Se dice en el mundo de Bretón que algunas de las grandes canciones se han escrito desde el resentimiento y el engaño. Otros dicen que desde el cinismo, la revancha y la nostalgia. Lo que sí es seguro es que André no encaja con sus teorías en el beisbol. El fin de semana vimos dos episodios vibrantes de Yankees y Mets. Triunfo sábado 8-7 y derrota dominical 7-6. Tal vez hubo necesidad de hipnosis al bravo shortstop de Mets, el boricua Lindor que dio tres jonrones. Ahí no cupieron ni Freud, ni Nietzche y menos Bretón. Ahí solo oraciones para evitar el infarto.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA

» Inicia sesión para comentar

EN TENDENCIA
...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...