Hagamos nuestra la agenda del agua (II), El Siglo de Torreón
10 de mayo de 2021. notifications
menu desktop_windows
EDITORIAL

Hagamos nuestra la agenda del agua (II)

JORGE ALVAREZ FUENTES
miércoles 07 de abril 2021, actualizada 7:29 am


Enlace copiado

La grave sequía en el centro del país en los pasados dos años anticipa una severa escasez de agua en la zona metropolitana del Valle de México este año. Urge mejorar la distribución, sobre todo en la zona oriente, habiendo serias dificultades de abastecimiento. Sin duda son retos complejos que requieren soluciones innovadoras, sustentables y oportunas. El mantenimiento de los sistemas de bombeo es crucial para el suministro de agua a la megalópolis, incluidas las zonas conurbadas del Estado de México. Las presas del Sistema Cutzamala registran niveles muy bajos (49%) de almacenaje. El Sistema Lerma necesita la rehabilitación urgente del caudal proveniente de pozos, cuyo monitoreo es esencial. Las autoridades trabajan sin cesar para detectar, reparar y reducir fugas, mediante el uso de sensores y la adquisición de nuevos equipos de control. Resulta imprescindible sectorizar la red de agua potable y resolver los problemas de abasto, baja presión y uso frecuente de pipas en las alcaldías y municipios afectados. Actualmente se reparan 75 plantas potabilizadoras y urge avanzar en la construcción de un nuevo sistema de potabilización en la presa Madín. Se deben encontrar otras fuentes de abastecimiento y alternativas de almacenamiento. Cada día resulta más importante impulsar los sistemas de captación y cosecha de agua de lluvias, así como ampliar la recolección natural y tratamiento del agua en viviendas y empresas. Debe generalizarse una conciencia ciudadana, teniendo a los medios de comunicación como aliados, sobre nuestra "huella ambiental", que incluye la del agua.

En la zona metropolitana de Guadalajara -al igual que en otras grandes ciudades del país- se presentan escenarios graves de sequía y escasez, con retos similares: en promedio, uno de cada cinco habitantes no cuenta con un servicio de agua potable eficiente, permanente y confiable; hay una aguda dependencia de acuíferos agotados, sobreexplotación de algunas cuencas, ríos y lagos, siendo constante la extracción mediante pozos inestables, no potabilizados, lo que redunda en serios problemas de suministro, infraestructura insuficiente u obsoleta, distribución inequitativa y mala calidad del agua, que traen como consecuencia los indeseables y costosos arreglos y negocios privados de distribución de agua para uso humano mediante pipas.

La agenda del agua reclama que haya no una sola y única visión, sino un conjunto de soluciones y propuestas de políticas públicas construidas desde abajo, a nivel local, comunitario, estatal y regional, con la estrecha colaboración de los usuarios urbanos, rurales e industriales y con la activa participación coordinada de los técnicos del agua, los funcionarios de los distintos niveles de gobiernos, en la que confluyan las empresas y las instituciones de investigación.

Hay que destacar algunas soluciones inteligentes en curso. Ahí está la multinacional mexicana Orbia (Mexichem), que se especializa en el monitoreo automatizado para controlar la infraestructura del drenaje, que ofrece a las ciudades sistemas de reutilización de aguas pluviales y control de inundaciones basados en inteligencia artificial y tecnologías de previsión meteorológica. También existen nuevos sistemas de renovación y rehabilitación de tuberías de agua potable y ductos de alcantarillado. De ahí la importancia de los nuevos proyectos de infraestructura, mediante asociaciones público- privado, como el futuro sistema de mejora integral de la gestión del agua de Cabo San Lucas, BCS, en el que concursan varias empresas. La UNAM y otras instituciones académicas están trabajando en propuestas para resolver, el estrés hídrico a nivel micro, en comunidades, mediante el desarrollo de nuevos programas de captación y cosecha de agua de lluvia, aun en los casos de lugares con atmósferas contaminadas, con programas escalables que garanticen el procesamiento del agua en forma segura y económica, destinada al consumo humano. Estos esfuerzos están siendo desarrollados paralelamente en varios lugares del mundo, coincidiendo con una caída muy significativa, a nivel global, en la venta de agua embotellada, a raíz de la pandemia.

Otro ejemplo: la industria mexicana de Coca Cola (Femsa), empresa preponderante en el mercado, que también produce agua embotellada, trabaja desde hace años, a través de su fundación, en alianza con organizaciones como ProNatura, Agua Capital, el Banco Interamericano de Desarrollo, la fundación Global Environment & Technology, la Fundación One Drop y el World Wild Fund, financiando sendos programas denominados Lazos de Agua y Fondos de Agua, para desarrollar iniciativas destinadas a facilitar el acceso sustentable a agua limpia, saneamiento e higiene en estados como Baja California, Estado de México, Jalisco y Quintana Roo y en países como Colombia, Guatemala Nicaragua y Paraguay. Con estas iniciativas se busca promover la disponibilidad y conservación del agua, a través de cisternas comunitarias, sistemas de filtración, instalación de filtros purificadores en casas habitación, construcción de humedales (grandes reservorios para el tratamiento de aguas urbanas) y la adopción de "techos de agua", buscando así devolver a la naturaleza el agua utilizada en sus procesos productivos, propiciando el restablecimiento de los ecosistemas, la modernización de la infraestructura, la conservación y el reabastecimiento de manantiales, ríos y lagos, mediante la reforestación y plantación de millones de árboles.

El agua es un recurso vital para el desarrollo de todos los países. Su disponibilidad o carencia incide en la generación de riqueza o en la ampliación de la pobreza. Centrémonos todos en su valor, el cual es enorme y multidimensional para la salud, la economía, la agricultura, la vida comunitaria, la cultura y la educación, elemento clave para recuperar el equilibrio con la naturaleza. La sostenibilidad del consumo, conservación y gestión del agua determinará el futuro de México.

@JAlvarezFuentes

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...