Gasolina, la crisis sin resolver en México, El Siglo de Torreón
17 de abril de 2021. notifications
menu desktop_windows
Nacional

Gasolina, la crisis sin resolver en México

La crisis provocó que los precios al consumidor rebasen niveles nunca vistos

AGENCIAS
CIUDAD DE MÉXICO , martes 02 de marzo 2021, actualizada 7:56 am

Enlace copiado

México enfrenta otra crisis que no termina por resolverse: la de las gasolinas y diesel, cuyo mercado se vuelve difícil para millones de automovilistas.

Los bajos niveles de producción nacional han provocado que el país dependa en gran medida de los combustibles del exterior -como con el gas natural que ya provocó una crisis interna-, principalmente del mercado de Estados Unidos.

El costo de no producir los combustibles para la demanda nacional fue de 205 mil 189.4 millones de dólares en la última década, valor de las importaciones, casi 20 mil millones por año.

Parte de este problema radica, de acuerdo con información de Pemex, Secretaría de Economía y Servicio de Administración Tributaria (SAT), en las fluctuaciones de los precios internacionales. Sólo entre mayo y diciembre de 2020, el precio del barril de gasolinas importadas subió 68.8%, casi 21.7 dólares por barril.

Esto ha provocado que los precios de venta al consumidor en el país rebasen niveles nunca vistos desde la apertura del mercado iniciado en 2017 de hasta 22 pesos por litro para la regular -la de mayor consumo- y hasta 23 pesos para el diesel.

Además, la producción nacional de combustibles no levanta, debido a las condiciones del sistema de refinación nacional conformado por los seis complejos que opera Pemex y cuya responsabilidad fue asumida por la Secretaría de Energía (Sener).

En enero, de acuerdo con la Subsecretaría de Petrolíferos, la producción cayó de 276 mil barriles diarios en la primera semana del mes a 239 mil barriles en la tercera. En la última semana de 2020 se venían procesando 303 mil barriles por día, un ajuste a la baja en el periodo de 21.1%.

Del diesel, la reducción es de 8.2% tan sólo en las primeras tres semanas de enero de este año.

PERSISTEN PAROS TÉCNICOS

El procesamiento de petróleo crudo en las refinerías de Tula, Salamanca, Cadereyta, Salina Cruz, Madero y Minatitlán sigue sin despegar y los paros no técnicos son una constante: 33 en las primeras tres semanas de enero, 5.5 en promedio por planta en el primer mes de 2021.

De hecho, la refinación para Pemex y México es un lastre.

El año pasado cerró con pérdidas por 219 mil 342 millones de pesos -cifra más alta de los últimos 10 años-. Entre 2011 y el cierre del año pasado, Pemex Transformación Industrial (TRI) sólo tuvo pérdidas anuales que suman un billón de pesos.

Esta unidad tuvo un patrimonio negativo de 608 mil 507 millones de pesos en 2020.

Aun así, el gobierno ha preferido quitarle recursos para la nueva refinería, consolidando a México como país importador de gasolinas, sobre todo de Estados Unidos. Se importan siete de cada 10 litros de gasolinas que se venden en México, así como cinco de cada 10 de diesel.

NI DOS BOCAS SALVA

El problema es más grave pues ni aun echando a andar la nueva refinería de Dos Bocas, Tabasco, será posible la autosuficiencia de combustibles ese año.

En la última actualización del Caso de Negocio de la nueva refinería, de junio de 2020, se plantea aumentar los volúmenes de producción de gasolinas y diesel previstos inicialmente.

Se estima que el nuevo complejo puede aportar hasta 177.11 mil barriles de gasolinas, mientras que en diesel estaría enviando 127.42 mil barriles por día.

El texto indica que con la nueva refinería se podrá ofertar al mercado 558 mil barriles diarios de gasolinas en 2022, cuando la demanda alcance 904 mil barriles por día; en diesel se ofertarán 401 mil barriles para una demanda de 422 mil barriles por día.

En su visita a la refinería de Salamanca, el Presidente aceptó que "faltarían 100 mil o 200 mil barriles para producir los combustibles que el país consuma", por lo que evalúan alternativas.

Sin solución

 

México enfrenta otra crisis que no termina por resolverse: la de las gasolinas y diesel, cuyo mercado se vuelve difícil para millones de automovilistas:

 

*El costo de no producir los combustibles para la demanda nacional fue de 205 mil 189.4 millones de dólares en la última década.

 

*Parte de este problema radica, de acuerdo con información de Pemex y del SAT, en las fluctuaciones de los precios internacionales.

 

*Solo entre mayo y diciembre de 2020 el precio del barril de gasolinas importadas subió 68.8 %, casi 21.7 dólares por barril.

 

*Esto ha provocado que los precios de venta al consumidor en el país rebasen niveles nunca vistos desde la apertura del mercado iniciado en 2017.

 

*Los costos para el consumidor llegaron a alcanzar 22 pesos por litro para la regular -la de mayor consumo- y hasta 23 pesos para el diesel.

 

*Además, la producción nacional de combustibles no levanta, debido a las condiciones del sistema de refinación nacional, conformado por los seis complejos que opera Pemex.

 

*En enero, de acuerdo con la Subsecretaría de Petrolíferos, la producción cayó de 276 mil barriles diarios en la primera semana del mes a 239 mil barriles en la tercera.

 

*En la última semana de 2020 se venían procesando 303 mil barriles por día, un ajuste a la baja en el periodo de 21.1 %.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...