22 de septiembre de 2019 notifications
menu desktop_windows
EDITORIAL

Perspectivas

Diálogo

YAMIL DARWICH
jueves 01 de agosto 2019, actualizada 7:22 am


Enlace copiado

La ONU publicó "El sexto informe Perspectivas del Medio Ambiente Mundial", que trata el tema: Planeta sano, personas sanas; advierte: dimensionar los objetivos de desarrollo sostenible, ambientales y acuerdos multilaterales.

Sus expectativas para el año 2050 son preocupantes: un mundo extensamente árido, padeciendo grave escasez de agua y severos problemas de contaminación ambiental, con una población mundial que habrá crecido "de unos 7,500 millones de personas a casi 10,000 millones".

Le comparto datos que dimensionan el problema.

Esperanzador que "algunas repercusiones en el medio ambiente y en la salud pueden ser remediables (…), pero el impacto 'irreversible' solo puede remediarse a muy largo plazo o puede no tener remedio", si es que no empezamos a atenderlo de inmediato.

La emisión de gases nocivos, producidos por el hombre, sigue siendo el mayor problema de contaminación ambiental: "En todo el mundo han aumentado las emisiones antropógenas de gases de efecto invernadero y se han incrementado los efectos en el clima … A nivel mundial, el crecimiento económico y demográfico sigue siendo el factor más importante del aumento de las emisiones".

Desafortunadamente, los acuerdos de la Convención de París no han sido acatados, al menos en forma suficiente.

Luego advierten: "se está desencadenando un importante proceso de extinción de especies, que pone en peligro la integridad planetaria y la capacidad de la Tierra para satisfacer las necesidades humanas". "(…) las zoonosis representan más del 60 % de las enfermedades infecciosas en el ser humano" (…) "La diversidad genética está disminuyendo, lo que plantea una amenaza para la seguridad alimentaria y la resiliencia de los ecosistemas, incluidos los sistemas agrícolas".

Más adelante confirman: "La pérdida de diversidad biológica es también una cuestión de equidad, que afecta de manera desproporcionada a las personas más pobres, las mujeres y los niños". Particularmete entre tercermundistas.

Señalan la contaminación de mares: "Los principales factores impulsores del cambio que afectan a los océanos y las costas son el calentamiento y la acidificación de los océanos, la contaminación marina y el uso creciente de océanos, las costas, los deltas y las cuencas para la producción de alimentos, el transporte, los asentamientos, la recreación, la extracción de recursos y la producción de energía".

Luego: "La tasa de liberación de gases de efecto invernadero inducida por el hombre está impulsando el aumento del nivel del mar, cambios en la temperatura de los océanos y la acidificación de los océanos. Los arrecifes de coral están siendo devastados por esos cambios".

Nos recuerdan que: "La pesca comercial en pequeña escala provee de medios de subsistencia a entre 58 millones y 120 millones de personas. El pescado proporciona a 3,100 millones de personas más del 20 % de las proteínas necesarias en su dieta y contiene nutrientes importantes para la salud".

"La presencia y abundancia cada vez mayores de microplásticos tiene posibles efectos perjudiciales para la salud tanto de los organismos marinos como de los seres humanos. Además, la basura marina tiene importantes repercusiones económicas".

Nosotros continuamos vertiendo residuos químicos y fecales; recuerde los del Grupo México y el fecal de Acapulco.

"La degradación de las tierras y la desertificación han aumentado; las de mayor peligro de degradación abarcan aproximadamente el 29 % en todo el mundo, donde habitan 3,200 millones de personas".

"La deforestación se ha ralentizado, pero sigue avanzando en todo el mundo. Además, aunque muchos países están adoptando medidas para incrementar su cubierta forestal, ello se está logrando principalmente por medio de plantaciones y de la reforestación que quizá no aporten la misma variedad de servicios de los ecosistemas que los bosques naturales".

"Las aglomeraciones urbanas han crecido por un factor de aproximadamente 2.5 desde 1975 y en 2015 representaban el 7.6 % de la superficie terrestre mundial, lo que afecta, entre otras cosas, al ciclo hidrológico y a las funciones del suelo, y provoca islas térmicas en las zonas urbanas". Simplemente valore la falta de agua en la zona conurbada lagunera y agregue el desorden en crecimiento y desarrollo urbano, característico de todo México.

Luego: "Cada vez son más las personas que se ven afectadas por tormentas e inundaciones graves -Guadalajara-. El aumento del deshielo glacial y del manto nival a consecuencia del calentamiento de la Tierra influirá en la disponibilidad de los recursos hídricos regionales y estacionales, especialmente en los ríos de Asia y América Latina, que abastecen de agua a aproximadamente el 20 % de la población mundial".

"Los aumentos de la temperatura de la superficie polar duplican el aumento de la temperatura media mundial (…) El número de personas afectadas por los desastres ambientales, tanto lentos como repentinos, es cada vez mayor debido a los efectos combinados de factores múltiples e interrelacionados".

El diálogo no pretende ser catastrofista, solo insistirle en que hagamos nuestra parte, aunque parezca mínima. ¿Acepta?

[email protected]
RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...