26 de junio de 2019 notifications
menu desktop_windows
EDITORIAL

Verdades y Rumores

EL AGENTE 007
TORREÓN, COAH., sábado 18 de mayo 2019, actualizada 7:52 am

Enlace copiado

Al parecer quien decidió darle una pequeña probadita a las nuevas cámaras de reconocimiento facial con las que el Gobierno coahuilense piensa garantizar la seguridad en la provincia fue el profe Samuel Rodríguez Martínez, flamante representante del ejecutivo en La Laguna, quien ha sorprendido a todos por la forma en la que ha logrado transformar las olvidadas y viejas instalaciones del Edificio Coahuila en un búnker de inteligencia con los más sofisticados sistemas de blindaje y la capacidad de albergar a un buen número de guaruras que velan por la integridad del funcionario. Al principio, la venenosa envidia que despertó en tantos priistas laguneros el profe importado de la capital del adobe hizo que muchos se preguntaran por qué don Samuel contaba con tanta seguridad, y por qué hizo poner sofisticadas cámaras en prácticamente todo el edificio, más cuando los monitores de control reposan sobre su propio escritorio, así como por qué para hablar con el delegado del Gobierno del estado en la región era necesario pasar más filtros que en un aeropuerto.

Nuestros subagentes, disfrazados de lideresas gritonas, nos comentan que además el delegado regional realiza algunas remodelaciones en el edificio público que no se encuentran por ninguna parte en el plan de infraestructura de Coahuila, es decir, que no se sabe quién está pagando los pisos ni los vidrios blindados de su oficina ni la de su equipo de seguridad. Dicen algunos que la obra la ha estado realizando el profe cercano al ‘exgóber’ bailarín Humberto Moreira con algunos salditos de su constructora, y otros creen que como para su operación cuenta con una caja chica, a la que le ingresan más de cincuenta mil pesillos mensuales de presupuesto, pues a base de ahorro y esfuerzo don Samuel ha logrado remodelar las instalaciones de la delegación, claro, no para comodidad de los usuarios, sino para velar por su seguridad.

Los reflectores para que Coahuila sea un set fílmico de grandes producciones de Hollywood, y de paso bajarle algo de chamba en este rubro al vecino estado de Durango, se prendieron ante el rumor de la posible llegada del actor Brad Pitt a Parras, donde filmaría algunas escenas de su más reciente película. Pero nada de esto ha sido confirmado por autoridades estatales, ni a la oficina del gobernador ha llegado algún oficio de solicitud de permiso o colaboración, como suele suceder en estos casos. Solo la Oficina de Convenciones y Visitantes de Parras dijo que ellos habían enviado un catálogo del lugar a ciertas productoras a modo de promoción, pero nada en concreto. Ante la duda, muchos trataron de despejar el rumor con la secretaria de cultura de Coahuila, Ana Sofía García, quien como siempre ‘ni fu ni fa’ con este ni con otros temas, y se limitó a decir que si el actor gringo visitaba el pueblo mágico iría pero a pedirle una selfie; y mucho menos enterada estaba la titular de la dependencia de Turismo Guadalupe Oyervides, quien se la pasa de reunión en reunión, tal vez tratando de tapar de alguna manera el recorte federal a los pueblos mágicos, más cuando el Gobierno estatal de manera permanente insiste en que el turismo en la entidad debe ser uno de los ramos a presumir durante el sexenio del góber Miguel Riquelme. Sobre todo ahora que parece que sí va en serio la “purga” de las herencias Moreiristas, y el primero en decirle adiós fue el monclovense Jorge Chapoy, quien dejó la dirección del Instituto Estatal del Deporte. De acuerdo con nuestros subagentes, disfrazados de balones ponchados, la gota que derramó el vaso para que el góber tomara esta decisión fue que don Jorge mandó sin uniformes a la delegación de 300 deportistas que representaron a Coahuila en la Olimpiada Nacional, lo que generó el enojo del mandamás coahuilense, y decidió poner en su lugar a alguien de su confianza, la lagunera Alina Garza, como titular del Inedec. A doña Alina le dio la encomienda de revisar el organigrama de la dependencia para ver por qué Chapoy estaba peleado con medio mundo, y si era verdad que solo apoyaba la disciplina de tiro con arco, de la cual él fue representante olímpico. Se sentía tan seguro por ser protegido del clan de los Moreira que ni siquiera asistía a la oficina. Por este relevo se generaron varios aplausos para don Miguel, pero también nerviosismo en otros actores políticos, quienes dicen tienen los días contados en la administración estatal porque los cambios vienen en serio. Y precisamente entre la lista parece que están las titulares de cultura, Sofía García, y de medio ambiente, Eglantina Canales, quienes ya llevan cobrando en la nómina estatal casi ocho años, y según nuestros subagentes, aún no les queda claro quién es el gobernador del estado, y le siguen reportando al exgobernador Rubén Moreira.

Ya son varios los sectores en Torreón que se están preguntando: ¿cuándo se vence la hora de echarles la culpa a los demás? Retórica que para algunos se ha convertido en una salida fácil del Simas Torreón para lavarse las manos cada vez que hay un problema; primero que si el sindicato, luego que si la pasada administración (que, por cierto, ahora es la misma de don Jorge Zermeño), luego que si la Comisión Federal de Electricidad y sus abusivos cortes de energía eléctrica; solo que ahora en plena temporada de calor varias colonias de Torreón, sobre todo del norte, sur y oriente, vieron disminuir drásticamente el vital líquido en sus hogares, generando harta incomodidad entre quienes tienen que padecer las deficiencias en el servicio. Desde hace varias semanas ciudadanos de colonias como Rincón la Merced, Villas la Merced, J. Luz Torres y Eduardo Guerra, entre otras, se han quejado de estar sin agua, pero el recibo no deja de llegar y mucho menos con una tarifa más baja, mientras que el Simas como respuesta le echa la culpa de nueva cuenta a la interrupción en el servicio de energía por parte de la CFE, que se pintan solos, y ahora el argumento ha sido sabotajes a los pozos. Nuestros subagentes, sedientos, nos reportan que de nada le ha servido al alcalde Jorge Zermeño presumir que la paramunicipal tiene la más alta tecnología de telemetría, o que cuentan con un avanzado call center para atender los reportes de los ciudadanos, o que dieron mantenimiento oportuno a las bombas y pozos; avances que poco terminan por importarles a los afectados cuando tienen que gastar su dinero en pipas o recargar sus garrafones para bañarse, y es que las buenas intenciones pasan a valer lo mismo que un cero a la izquierda cuando se trata de la falta de soluciones inmediatas.

Pues no hubo sorpresas en el debate de este viernes en Lerdo organizado por el IEPC, mismo que más que debate funcionó como un foro que aprovecharon los candidatos a la presidencia municipal lerdense para aventarse su “speech”, del cual algunos simplemente no pudieron salir, por lo que los minutos que utilizarían para una réplica y para cerrar fueron utilizados en repetir que bajarán las perlas de la Virgen a los más de 150 mil lerdenses, de los cuales votará cuando mucho la mitad, según las proyecciones. Lo que quedó en evidencia es que todos los candidatos cuentan con indicadores que señalan claramente que el principal problema de Lerdo es la deficiencia en los servicios públicos básicos, por lo que los candidatos pusieron el dedo en la llaga de diferentes maneras para decir prácticamente que estos son una basura en el municipio, cosa que se ha negado a reconocer doña María Luisa González Achem, quien al parecer cree que todo está perfecto en ese sentido y que son puros comentarios de mala fe. Y eso que no estuvo presente en el debate su amigo, don Homero Martínez Cabrera, candidato del PRI, partido del que por cierto emanan todos los candidatos a excepción del mejor amigo de doña Rosario Castro, el panista Raúl Villegas, y el petista Manuel Núñez, pues incluso el candidato independiente, Jesús Roberto Balderas Antuna (quien le tupió bien y macizo a todos los demás por no haber hecho todo lo que hoy prometen cuando ya tuvieron cargos importantes) también se olvidó de mencionar que fue funcionario público en la administración pasada, con don Luis de Villa, y ocupó la jefatura de Parques y Jardines.

La regazón vino del candidato que menos se esperaba que le pusiera una santa madrina (y no de las que cumplen los deseos) a la administración municipal de doña María Luisa, pues fue nada menos que el candidato de Movimiento Ciudadano, Felipe Sánchez, exdirector de Salud Municipal en la actual administración, quien al responder respecto al tema polémico del gasto municipal en Festival Internacional Lerdantino dijo que su propuesta se centraría en transparentar los recursos erogados en el mismo, asegurarse de que el sueldo con el que aparezcan los grupos o artistas que se presenten en este festival sean reales (o sea que no lo son) y que no se den los moches para que los conciertos o eventos que traigan a Lerdo no se eleven al final a muchos millones de pesos. ¡ZAZ! Seguramente la declaración no causó gracia a don Gastón (perdón... Othón) Reuter, director de Arte y Cultura de Lerdo, ni a doña María Luisa, quien, dicen las malas lenguas, le mete buenos billetes a la campaña de don Felipe para garantizar que lleguen los votos que necesita su hijo, Samir Rivera, para que quede en la segunda regiduría que ocupa en la planilla del MC.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...