22 de abril de 2019 notifications
menu
Torreón

Contaminación auditiva, un problema sin control en Torreón

Dueños de negocios prácticamente 'juegan' competencias, a ver quién le sube más al volumen

YOLANDA RÍOS/ EL SIGLO DE TORREÓN
TORREÓN, COAH, domingo 24 de marzo 2019, actualizada 12:06 pm

Contraviniendo la Norma Oficial Mexicana (NOM) 081, Semarnat, que regula la emisión de ruido por parte de fuentes fijas, en Torreón se abusa de todo tipo de aparatos de sonido. Lo mismo en establecimientos comerciales, en bares, en restaurantes que en vulcanizadoras, misceláneas y farmacias.

Es lo mismo en los sectores residenciales que en las colonias populares. Lo mismo pasa en el Centro Histórico y hacia la Alianza donde las tiendas departamentales, zapaterías y vendedores de lonches prácticamente juegan competencias, a ver quién le sube más al volumen.

Cada quien saca bocinas para promover sus productos y servicios, y no le interesa si molestan, saben que nadie vigila, que no hay sanciones y así transcurren los días en nuestra ciudad, con mucho, mucho, mucho ruido...

bocinas

Negocios establecidos sacan de sus locales bocinas de diferentes tamaños para promocionar sus ofertas y llamar la atención de los clientes.

Y no solamente nadie pone freno. Tampoco los ciudadanos denuncian, según se desprende de la ausencia de cifras. Por ejemplo, en los tribunales de Justicia Municipal, estas denuncias no son muy recurrentes. Los números que tiene la dependencia, son 23, únicamente del año pasado.

Y en lo que va del 2019 son tres, prácticamente una queja por mes y se refieren nada más a problemas en casas habitación.

El tema se revisó en el Sistema de Llamadas 073 pero no se aportó ninguna información. Las autoridades municipales no fijan límites máximos permisibles de emisión de ruido para las zonas residenciales, industriales, comerciales, escuelas, ceremonias, festivales y eventos de entretenimiento.

DENTRO DE SUS LABORES DE INSPECCIÓN

Aldo Villarreal Murra, director de Desarrollo Urbano explica que la Norma Oficial Mexicana respecto a Ruido NOM, es muy clara. De 9:00 a 21:00 horas, los límites son 68 decibeles. Pero de las 22:00 horas a las 3:00 de la mañana, son 65 los decibeles permitidos. La Norma Oficial Mexicana NOM-081-semarnat-1994, establece que para las zona residenciales, el límite máximo permisible de nivel de sonido emitido por fuentes fijas es de 55 decibeles entre las 6:00 y las 22:00 horas.

A su vez, indica que de las 22:00 a las 6:00 horas, es de 50 decibeles.Para las zonas industrial y comercial, el límite máximo permisible es de 68 decibeles entre las 6:00 a 22:00 horas y de 65 de 22:00 a 6:00 horas.

El límite máximo permisible del nivel sonoro en escuelas durante el juego será de 55 decibeles y en ceremonias, festivales y eventos de entretenimiento, de 100, durante máximo cuatro horas.

En Torreón, en sectores comerciales como El Fresno, Centro Histórico, Distrito Colón o Paseo Morelos, por referir algunos donde no hay restricciones de ningún tipo, particularmente en el caso de estos dos últimos espacios, considerados los de mayor afluencia, la música y el ruido en general son estridentes.

bocinmasmorll

La mayoría de los jóvenes que acuden a antros no se molesta por el ruido que generan estos negocios, al contrario lo consideran atractivo.

Villarreal Murra explica que no le toca a Desarrollo Urbano ni reglamentar al respecto y mucho menos en lo que hace a la revisión operativa. "Deben ser los agentes de Inspección y Verificación que aglutinan actualmente la mayor parte de los rubros de inspecciones en el municipio, los que en sus recorridos diarios, atiendan este problema".

Según Aldo Villarreal, no hay quejas al respecto y dice que a la gente "le gusta el ruido, la música la atrae y viene a ser un elemento de atracción en los antros. Pero es muy diferente a lo que sucede en los restaurantes".

Comenta que los usos de suelo son importantes y no existen conflictos aparentes. En sectores como Alameda Zaragoza se pueden abrir bares o restaurantes. Igual en el Distrito de la calle Cobián. El funcionario dice que son pocas las viviendas que existen en los sectores donde ahora funcionan bares y restaurantes, porque los propietarios prefirieron rentar o vender en vez de quedarse vivir ahí.

QUE SE REGULE ESTA FORMA DE CONTAMINACIÓN

El tema de las bocinas en la calle, y el ruido ensordecedor de los negocios que violan los niveles autorizados, es tema de interés para la Cámara de Comercio de Torreón.

Luis Cuerda Serna presidente de la Cámara de Comercio indica que "nosotros no tenemos reportes o querellas de problemas que tengan nuestros asociados por el tema de las emisiones exageradas de ruidos en los sitios que hoy son centros de reunión social, sobre todo de los jóvenes que desafortunadamente soportan estos niveles de ruidos".

Pero al margen de las preferencias de quienes asisten a divertirse porque el ruido forma parte de la diversión. Hay que ver tanto el cumplimiento de la ley como los temas relacionadas con la salud auditiva, un tema tan comprometido en la actualidad.

Luis Cuerda Serna presidente de la Canacoto dice que particularmente las autoridades municipales deben regular esta forma de contaminación. "Pero aplicar revisiones tanto en el interior como en el exterior de los negocios, de manera que no representen una incomodidad".

El representante empresarial dice que no debe verse en estas acciones de control, ningún interés punitivo o recaudatorio. "Los empresarios estamos muy fastidiados de estas acciones".

Es necesario que se le muestren a los dueños de los lugares, que se sobrepasa la NOM para que se le apremie a solucionarlo. "O que se les notifique de las irregularidades y sea bajo su decisión atender las disposiciones legales".

EN EL PASEO MORELOS, EL RUIDO ES EL ‘REY’

Viernes en la noche, Paseo Morelos. Los jóvenes llegan en grupo, en pareja o solos, una cerveza es su objetivo primordial. Les atrae su atención sobre todo el ruido, que sea mucho ruido por favor, para que el sabor a fiesta se haga presente. Buscan el mejor lugar a donde entrar para convivir, para relajarse un poco y empezar a disfrutar el principio del fin de semana.

Ahí en ese concurrido Paseo Morelos que entre jueves, viernes y sábados logra captar alrededor de cinco mil visitantes, el ruido es el rey.

Con un medidor de sonido en mano, se realizó un recorrido para medir precisamente la intensidad de ese elemento de disfrute para unos y de mucha molestia para otros, porque no se puede ni platicar.

Se les preguntó a paseantes que hacían fila para entrar a un establecimiento que vende sus "snacks" y bebidas en menos de 20 pesos.

¿Qué opinas del ruido intenso del lugar?… "Está padre… a mí no me molesta". Y esperan en la fila, moviéndose animados por la música. En el otro negocio de enfrente, los grupitos de amigas, también se pegan prácticamente a la oreja para conversar. La intensidad del sonido es ensordecedor.

Como paseo para caminar y hacer conexión con el ruido estridente, el Paseo Morelos es lo más indicado. Más no resulta recomendable si las personas tienen problemas auditivos o sufren dolores de cabeza con el ruido extremo.

De acuerdo con las mediciones realizadas, hay varios niveles. Todas violan la Norma Oficial Mexicana 081, Semarnat, que establece los límites.

A lo largo del corredor comercial, el volumen del ruido es de entre 65 y 68 decibeles. Pero en el interior supera los 83 decibeles y así varía, pero a la alza.

En la mayoría de los establecimientos visitados, se privilegia el ruido. Los tipos de música que generalmente son los de moda, banda o reguetón, esos no fallan pues ponen en ambiente a los que buscan este tipo de espacios.

Si en los negocios del Paseo Morelos predomina el ruido o si se rebasa la Norma Oficial Mexicana, parece no ser tema de interés para las autoridades pues no existe control al respecto. Así como tampoco hay orden en cuanto al cumplimiento de los horarios de cierre de actividades que debe ser a las 2:00 horas con cierre de puertas y sin venta en el interior.

Para la regidora Elizabeth Pérez Alemán secretaria de la Comisión de Medio Ambiente, se requiere mayor conciencia en el tema de la contaminación por ruido en la ciudad. Considera innecesario que se abuse de aparatos con alto sonido con fines promocionales y dice que no se puede permitir que sitios como el Centro Histórico se conviertan en "rancho".

Para ello menciona que se pedirá a las direcciones relacionadas con estas tareas, que las incluyan en sus recorridos y revisen el tipo de medidas que se aplican para establecer orden.

Básicamente para ella, hay que estar pendiente de las fuentes emisoras de ruido que son precisamente los establecimientos comerciales. Y va desde farmacias, tiendas de ropa y los dedicados a las venta de alcoholes.

De acuerdo a la labor realizada por la regidora para fundamentar sus señalamientos. Estos son los reportes que tenemos.

13

REPORTES

Por ruido excesivo van este año en Inspección y Verificación de la ciudad de Torreón.

Registro

Reportes recibidos por ruidos excesivos al 073:

-En 2018 fueron 47; en 2019 van 13 en Inspección y Verificación.

-Las inspecciones realizadas por ruidos son: 2018, 44; 2019, 29. (de estas se derivaron dos actas).

-Dirección general de medio ambiente:

-Durante todo el 2018 a la fecha, 18 locales comerciales. Se trata de 12 bares y 6 locales comerciales.

-En todos estos casos ya cumplen con la norma.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando tendencia...