18 de febrero de 2019 notifications search
menu
EDITORIAL

Mutis dictatoriales

Metáfora Ciudadana

LUIS ALBERTO VÁZQUEZ ÁLVAREZ
sábado 09 de febrero 2019, actualizada 8:20 am


El 25 de mayo de 1911, Porfirio Díaz, quien había gobernado México con mano dura, llevando al país a crecer y modernizarse, presentó su renuncia a la presidencia tras el levantamiento armado maderista contra su gobierno. Porfirio Díaz estacó en su renuncia: "El pueblo mexicano, ese pueblo que tan generosamente me ha colmado de honores, que me proclamó caudillo y acompaño en acciones emprendidas para impulsar la industria y el comercio de la República, ese pueblo... se ha insurreccionado en bandas milenarias armadas, manifestando que mi presencia en el ejercicio del Supremo Poder Ejecutivo, es causa de su insurrección. En tal concepto, respetando, como siempre he respetado la voluntad del pueblo, y de conformidad con el artículo 82 de la Constitución Federal, vengo ante la Suprema Representación de la Nación a dimitir sin reserva el encargo de Presidente Constitucional de la República, con que me honró el pueblo nacional; y lo que hago con tanta más razón, cuanto que para retenerlo sería necesario seguir derramando sangre mexicana, abatiendo el crédito de la Nación, derrochando sus riquezas, segando sus fuentes y exponiendo su política a conflictos internacionales..."

Es importante destacar la dignidad que envolvía al viejo dictador al presentar su renuncia y tratar de evitar verter más sangre, la que más tarde alcanzaría el millón de vidas, debido a los intereses personales de políticos que querrían convertirse en dictadores, como Huerta y Carranza; el primero evadido al triunfo de las tropas revolucionarias y el segundo asesinado tras intentar mantener el poder a través de un testaferro.

Latinoamérica ha sido tierra fértil para infinidad de dictadores, desde aquellos que, tras la independencia de los cuatro virreinatos españoles y Brasil de Portugal, fueron obligados por caudillos déspotas a convertirse en naciones separadas para poderlas gobernar a su antojo. Así surgieron las naciones que en el Siglo XX conocimos, todas ellas "patio trasero" de los Estados Unidos de América; como diría Rubén Dario: "Eres los Estados Unidos, eres el futuro invasor de la América ingenua que tiene sangre indígena, que aún reza a Jesucristo y aún habla en español".

Prácticamente todos los países latinoamericanos han tenido al menos un dictador, siempre protegidos por Estados Unidos; la mayoría de ellos llegó por golpes de estado, instaurando brutales regímenes represores que no dudaron en ejecutar civiles o hacerlos desaparecer provocando rupturas sociales. Entre los dictadores Latinoamericanos destacan: Fulgencio Batista de Cuba; Hugo Banzer de Bolivia. Carlos Castillo Armas, de Guatemala. François Duvalier de Haití llamado Papa Doc, ya que se lo heredó a su hijo: Jean Claude Duvalier: "Bebe Doc". En Nicaragua la Familia Somoza con tres dictadores: Anastasio; Luis y Anastasio "Tachito"; de 1937 a 1979. Rafael Leónidas Trujillo en República Dominicana; Alfredo Stroessner; de Paraguay; Jorge Videla, de Argentina, Manuel Antonio Noriega, de Panamá (instalado y depuesto por los Estados Unidos) y varias decenas más de tiranos.

Caso especial en cuanto a su salida del poder, lo representa uno de los dictadores más criminales: Augusto Pinochet; instaurado como autócrata bajo la protección de Estados Unidos; asesinó a más de 60,000 chilenos y más de doscientos mil huyeron de su patria, pero su salida fue un caso excepcional; en 1988 se realizó un referéndum popular que determinó el fin de la dictadura de este genocida; algo único en la historia mundial.

Hoy el mundo entero se ha enfocado en Venezuela, país inmensamente rico en petróleo, por lo tanto, ambicionado por muchos, especialmente por las tres naciones más poderosas económica y militarmente del mundo; éstas atraen a sus satélites a su órbita geopolítica y exigen al dictador Nicolás Maduro, aquello según les convenga.

Estados Unidos con el orate que hoy agrede a la humanidad desde el despacho oval de la Casa Blanca en Washington, quiere las riquezas naturales venezolanas que el otro gorila no le quiere brindar y por ello está dispuesto a invadirlo. A Rusia y a China, Maduro les debe mucho y por ello lo protegen; si se les aseguran sus bienes estarían de acuerdo en su salida y le retirarían el apoyo. Lo triste es que hay ingenuos que creen que el problema es ideológico...

Estados Unidos ha utilizado al congresista Juan Guaidó, quien se autoproclamó, presidente de Venezuela, quien nos recuerda a tantos caciques que buscan sólo privilegios; definitivamente el poder enloquece.

Frente a una posible guerra mundial o al menos otro Viet Nam, Siria o Afganistán que podría generase en América Latina, varios países más sensatos proponen soluciones para resolver esa crisis que puede sumir a la humanidad en la destrucción. Nuestro país, prudentemente, sin seguir las órdenes de los exterminadores, unido a otras naciones latino y centroamericanas, así como europeas, proponen "una alternativa pacífica y democrática que privilegia el diálogo y la paz, para fomentar las condiciones necesarias, a fin de lograr una solución integral, comprehensiva y duradera". Estas incluyen: "Diálogo Inmediato"; Negociación con base en el diálogo" "Compromisos con su implementación"; todo ello con un acompañamiento internacional.

Y bien, decíamos que el caso de Augusto Pinochet fue insólito; la experiencia podría repetirse en Venezuela: dado que Maduro asegura tener la aprobación de la mayoría de los venezolanos (algo que difícilmente es creíble); que una comisión de las Naciones Unidas realice un plebiscito donde el pueblo decida si quiere que haya nuevas elecciones o que se quede gobernando ese actual dictador. Eso sería lo único correcto: que sean los venezolanos lo que decidan su destino, no las armas y amenazas de otras naciones. Porque incluso, se está utilizando esta crisis para provocar otras al interior de naciones pacifistas, autónomas y dignas, no alineadas al bloque intervencionista.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando tendencia...