16 de junio de 2019 notifications
menu
EDITORIAL

Verdades y rumores

EL AGENTE 007
sábado 20 de octubre 2018, actualizada 7:29 am

Enlace copiado

La renuncia del diputado federal Luis Fernando Salazar del PAN, hecho que habían anunciado nuestros subagentes con oportunidad, ha generado un terremoto fuera y dentro del blanquiazul. Lo primero que saltó fueron los rumores de que otros panistas, integrantes y no del grupo del famoso Hooligan, van a seguir los mismos pasos. Como reguero de pólvora corrió la versión de que el diputado local Gerardo Aguado y las regidoras Ana Betancourt y Elizabeth Pérez Alemán, así como el regidor electo Javier Gómez, también renunciarían a su partido de toda la vida para irse a Morena, como Salazar. Pero hasta el momento esos cambios de chaqueta no se han dado y en el caso de Aguado él mismo negó que vaya a dejar los colores del PAN. Incluso, corre la especie de que el diputado local quiere contender para ser el nuevo dirigente estatal del partido en Coahuila... Aunque pocos le ven posibilidades reales de triunfo, lo que hace suponer que busca más bien un pretexto para la ruptura. Y es que, según nuestros subagentes disfrazados de tazas de café, el jueves el excandidato a la gubernatura Guillermo Anaya y el excandidato a la alcaldía Jesús de Léon se reunieron en un conocido restaurante para amarrar la candidatura del segundo hacia la contienda interna del PAN. Dicen que el acuerdo, luego de haber limado las asperezas por los compromisos incumplidos a don Chuy por parte de don Memo, fue que el clan anayista apoyará a De León a cambio de que éste ayude a Anaya a ser el candidato a la alcaldía de Torreón en tres años. Respecto a Javier Gómez, fiel escudero de don Luis Fernando, se comenta que aún no ha decidido si renunciará o no al partido, ya que de entrada él llegará al Cabildo en la administración que comienza el 1 de enero en asiento del partido UDC y no del PAN, un enjuague que los zermeñistas urdieron para evitar perder posiciones de lealtad al actual alcalde. El otro que tuvo que salir a desmentir su salida del PAN fue el exalcalde de Saltillo, Isidro López, quien fue visto en la visita del preciso electo Andrés Manuel López Obrador. Aunque se sabe que don Chilo anda molesto con su partido por los bloqueos impuestos, dicen que por lo pronto no se va. Pero las lenguas viperinas comentan que lo que pasa es que López se va a esperar a conocer la oferta del PRI, quien también, dicen, le anda coqueteando. ¿Será? Por lo demás, la llegada del Hooligan a Morena no fue bien vista por todos, y así quedó demostrado en el mitin de AMLO en Saltillo, en donde una parte del respetable emitió pitas y siseos contra Salazar cuando fue nombrado, y tuvo que ser el propio Peje quien calmó los ánimos arropando a su nuevo entenado.

***

Cuentan que la visita de López Obrador a Saltillo dejó un sabor más agrio que dulce en el gobierno provincial que encabeza Miguel Riquelme. Y es que una de las primeras declaraciones que hizo el Peje en la Urbe de Adobe fue que el fracking, polémico método de extracción de gas de lutitas, no se va a aplicar ni en Coahuila ni en ninguna parte de México cuando inicie su gobierno. Y esto es una muy mala noticia para el gober y para el exgober Rogelio Montemayor, zar energético de la provincia, quienes, como el gobierno anterior, tienen puestas sus esperanzas en ese proyecto para el desarrollo económico del norte de la entidad, con todo y el costo ambiental que los ecologistas advierten que traería. A pesar de esa mala noticia, don Miguel le presentó al preciso electo su carta a Santa Clós, en la que incluye una batería de obras por 20 mil millones de pesillos, poco menos de la mitad del presupuesto de la entidad. No obstante, la respuesta de López Obrador fue que su gobierno apoyará a Coahuila sólo con 8 mil millones, es decir, menos de la mitad de lo solicitado... por el momento. Llamó la atención que el gober no haya incluido en su carta la obra del hospital psiquiátrico de la Laguna, misma que el gobierno del preciso Enrique Peña Nieto iba a financiar, pero a la mera hora no. Para acabarla de amolar, don AMLO escuchó los reclamos de los maestros que andan molestos con el gobierno estatal por el deficiente y caro servicio médico que reciben y les prometió que iba a revisar el caso. Complicado panorama para una entidad en donde el priismo ha ido en repliegue.

***

El asunto del aumento de los valores catastrales en Torreón pinta para convertirse en otro frente abierto de la administración de Jorge Zermeño. Y es que, como lo publicó este medio, los incrementos que se pretenden aplicar en 2019 serán en muchas colonias considerablemente mayores a lo que originalmente se anunció. El asunto más intrigante es que, según algunos malpensados, las colonias en donde vive la mayoría de los funcionarios de primer nivel no sufrirán alzas tan grandes como otros sectores, incluso tratándose del mismo nivel socioeconómico. De cualquier manera, al final los aumentos en general terminarán impactando en el cobro del Impuesto Predial que seguramente será bastante mayor que en los últimos años. Al respecto, los subagentes disfrazados de escritorios nos dicen que no existe un estudio técnico bien sustentado que avale estos incrementos, sino que más bien la Junta Catastral decidió atender a la “recomendación” que don Jorge les hizo al inicio del proceso de revisión del ajuste. Dicen que el jefazo de la comuna les pidió que le echaran la mano porque el ayuntamiento necesita recursos. Y, claro, Juan Ciudadano es quien debe apoquinar.

***

Con la reciente visita a la región lagunera de Durango del aspirante a dirigir el PAN nacional, Marko Cortés, la efervescencia política con los azules empieza a carburar, y es que en las intervenciones de los oradores se dejó sentir el rencor contra los panistas de la capital que suelen agandallarse candidaturas y espacios claves en las dirigencias y la rotunda desaprobación de la militancia ante una eventual alianza PAN-PRI, que en los últimos días cobró fuerza como rumor. Pero tal vez lo que más llamó la atención de nuestros subagentes vestidos de matracas azules es la rumorología de pasillos donde ya se manejan nombres para quien pueda ser su abanderado a la alcaldía de Gómez Palacio, y cómo el sentir de la militancia tradicional y no tan tradicional del PAN quieren que sea alguien que pertenezca a sus propias filas. Dada la situación, dicen que hay quienes quieren que sea Oswaldo Santibáñez el abanderado panista, aunque este aún se muestra indeciso ante el llamado. Las lenguas viperinas dicen que don Oswaldo está esperando que el primer panista del estado, José Aispuro, lo llame para ponerlo en modo “on” para no lidiar con las grillas internas que terminan por desgastar a sus propios candidatos haciéndoles la chamba a los otros partidos. Y eso es precisamente lo que se empieza a ver en Morena, ya que la rebatinga que se cargan por la nominación a la alcaldía Marina Vitela, Juan Ávalos, Rafael Palacios y César Aguilar, está al rojo vivo incluso ya con la filtración de expedientes “turbios” que comienzan a fluir.

***

Cuentan que la alcaldesa de Gómez Palacio, Leticia Herrera, fue una de las invitadas de honor a la reunión celebrada en las instalaciones del PRI municipal el pasado jueves con motivo de la visita de Roberto Padilla, flamante delegado nacional del tricolor en Durango. Dicen que doña Lety tomó el micrófono para convertir lo que sería un discurso de bienvenida en una serie de advertencias, remembranzas y aclaraciones muy a su estilo y con el directo -y florido- lenguaje que la caracteriza. La jefaza de la comuna exigió que La Laguna deje de ser la fuente de votos para el PRI en la entidad en tiempos electorales sin que los priistas laguneros sean tomados en cuenta por el tricolor para la toma de decisiones y de cargos o candidaturas importantes (como la gubernatura seguramente). Algo que sorprendió sobremanera fue que a todos aclaró que la exalcaldesa Rocío Rebollo es -léalo bien, incrédulo lector- su amiga y que ya está cansada y harta de que quieran separarlas y dividirlas. Lástima que la aludida no estuvo presente en el acto, ya que, según cuentan, prefirió asistir a un evento de beneficencia celebrado el mismo día en el TSM. Dicen que don Roberto quedó abrumado con tanta efusividad frente a toda la fuerza priista de La Laguna en la sede del tricolor que no sabía si aquello era una bienvenida o se había convertido en una fiesta de la CNOP dentro del mercado municipal.

***

Pues que siempre no va el anunciado cambio de nombre de la calzada Carlos Herrera a su nomenclatura original Lázaro Cárdenas en el parque industrial de Gómez Palacio. La razón -oficial- es que los empresarios no quisieron volver a cambiar toda su papelería y registros como lo hicieron cuando se dio el primer cambio. La causa -extraoficial de la rumorología- es que en el ayuntamiento quisieron evitar las especulaciones. A propósito, en la misiva pasada mencionamos que la sustitución del nombre Lázaro Cárdenas por el de Carlos Herrera se había dado hace meses, pero de forma más precisa hay que decir que fue en la pasada administración municipal que encabezó José Miguel Campillo.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...