Columnas Social
El Siglo de Torreón Jueves 28 de jun 2018, actualizada 4:13am ... Anterior 2 de 2 Siguiente ...

Circunstancias


Diferencia entre la introversión y la timidez

El artículo de la semana pasada en esta columna trató sobre el tema de la timidez. La timidez fue definida como un rasgo de personalidad de un individuo en donde hay una tendencia a concentrarse demasiado en sí mismo al grado de sentir que otros lo están observando y criticando, lo que crea incomodidad y ansiedad, y por consiguiente, inhibición social. Una persona muy tímida generalmente se siente criticada, ya que sobrevalora a los demás, y subestima sus propias capacidades. Por lo mismo, es insegura, tiene muchas dificultades para relacionarse con otros, le resulta muy incómodo iniciar una conversación o conectarse íntimamente con los demás, y tiende a aislarse porque las actividades sociales lo ponen ansioso. Muchos confunden la timidez con la introversión, así que el tópico de hoy intentará explicar la diferencia.

Es común que se vea a la timidez y la introversión de la misma manera, o que no haya diferencia entre ambas. Sin embargo, de acuerdo a los autores consultados, estas características de la personalidad son diferentes en su naturaleza, y de manera significativa. Como la timidez, para varios autores la introversión también está asociada con factores hereditarios con la influencia predominante del medio ambiente.

Ambas son similares en términos de falta de interés por interactuar socialmente, pero diferentes en su motivación por socializar. Uno de los autores que mas me impresionó fue Susan Cain, consultora en el área de relaciones interpersonales y muy conocida en el campo de la introversión. La Sra. Cain ha escrito tres libros sobre la introversión. En uno de ellos, "Quietud y el poder de los introvertidos" (2013), el cual utilicé como una de las fuentes de información para este articulo, explica que la introversión, al igual que la timidez en una persona, es una concentración en si misma, con la diferencia de que una persona introvertida es mas reflexiva, analítica, tranquila, cerebral, cautelosa, modesta y quien prefiere y disfruta vivir solitaria y en tranquilidad.

Un persona tímida generalmente vive con temor de opiniones negativas y rechazos de los demás. Un introvertido simplemente prefiere menos estimulación social. Un tímido desea participar en actividades sociales, pero le parece complicado y muy incómodo. Un introvertido prefiere salir al café con una o dos personas y disfruta de la interacción, en lugar de una fiesta donde hay mucha gente. Para el introvertido, la respuesta asocial es parte de su carácter, mientras que para el tímido es una reacción emocional a una circunstancia, miedo en este caso. La soledad puede ser deprimente para una persona tímida, pero para el introvertido, los momentos solitarios son oportunidades para leer un buen libro, cocinar, meditar, escribir, escuchar música, ver películas, jugar videos, pintar o dibujar, arreglar la casa o el carro, etc.

De acuerdo a la Sra. Cain, cierto nivel de presión social puede afectar negativamente a una persona introvertida, ya que la sociedad, por ejemplo, las escuelas, trabajos u otros grupos sociales, tiene la expectativa de que personas mas sociables o extrovertidas son mejores, ya que son mas admirables, mas efectivos como lideres organizacionales, y por consiguiente, están destinados a tener éxito. Por lo mismo, algunos introvertidos, debido a que creen que algo anda mal con ellos, pretenden ser individuos extrovertidos, o sea, personas que realmente no son. Esto por supuesto genera conflicto e insatisfacción personal.

Muchas veces es frustrante ser percibido como tímido o introvertido debido a que estas características personales aun son consideradas como debilidad o sumisión. En una cultura competitiva que idealiza al líder agresivo, este estereotipo es una desventaja para aquel que quiere competir en el mundo de los negocios. Para muchos otros, esta percepción de la gente no es un problema, ya que para el introvertido es satisfactorio permanecer pasivo en funciones que no requieren mucho contacto social, por ejemplo, ciertos trabajos de oficina, laboratorio, auto mecánica, computadoras, chofer de camión en carretera, etc.

Tener una idea de lo que significan la timidez y la introversión, y su diferencia, puede resultar en la identificación, aceptación y apoyo hacia aquellas personas que tienen dificultad para interactuar socialmente. Ser tímido implica un temor a interactuar con otros y esto tiene remedio mediante la intervención de un clínico en Psicología o Psiquiatría. Ayudarles a controlar ese miedo, particularmente si éste crea ansiedad, mejora la calidad de vida considerablemente. Ser introvertido por otro lado tiene que ver con la preferencia de una vida solitaria y privada, y normalmente la función social no es problemática. Así que como dice la famosa canción de Los Beatles, hay que dejarlos ser. Cualquiera que sea el caso, hay que respetar a las personas que viven en su propio mundo y dejarlos en paz si esa es su preferencia, o apoyarlos si quieren abrirse socialmente. No debe haber problema con ser introvertido, estamos en el año 2018. Gracias por su interés en este articulo.

  Por: Mtro. Francisco Pineda




Más de Columnas Social

... Anterior Siguiente ...


- IMP
0
RELACIONADAS
Ver más
DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA

Cargar comentarios

Foros Torreón / Blogs de El Siglo / Más comentarios

Ordenar en línea Edición impresa + Internet
ADEMÁS LEE

Cia. Editora de la Laguna. Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google | Facebook | Twitter
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
I.S. o asterisco (*) significa inserción solicitada


Síguenos en:

Hay usuarios en línea y registrados. »IR AL CHAT