“CUALIDADES” (5ª Parte)

ValoresGerman de la Cruz Carrizales

“CUALIDADES” (5ª Parte)

PUBLICIDAD

Escrito por German de la Cruz Carrizales 10 de octubre de 2017
Valores Familiares
“CUALIDADES”  (5ª Parte)

 

Continuación…

Recuerda…

“De hoy en adelante, trataré a los demás, como quisiera que los demás me tratarán a mí”. Esta es una regla de oro, si somos conscientes de nuestra actuación antes de ofender, de decir las cosas, veremos si no vamos a lastimar con nuestras palabras o actitudes, pues muchas veces no es tanto lo que decimos, sino “como lo decimos”.

En un diplomado reciente, cuando estábamos tratando lo del Tacto, me decía un gerente: como no estuviste una semana antes en mi empresa, pues tuvimos un incidente bastante grave –me comentaba muy apenado-.

Resulta que como los trabajadores empiezan sus labores a las ocho, la empresa daba un descanso a las diez de la mañana, de diez minutos para comer un lonche y tomar un refresco.

Uno de los empleados trajo su lonche y lo puso en su banco de trabajo y alguien por hacerle una broma se lo escondió. –Denme mi lonche- suplicaba a sus compañeros, se va a terminar el descanso y no voy a tener tiempo de comer. Todos sus compañeros solo se reían de su impotencia, cuando sonó el timbre indicando que el tiempo se había terminado, alguien disimuladamente dejo la bolsa con el lonche, pero él alcanzo a ver con el rabillo del ojo quien  había sido: ¨pero vas a ver infeliz, me las vas a pagar¨, -amenazo a esa persona-.

El día siguió transcurriendo, y en cierto momento cuando la persona de la broma pasó cargando una viga de metal, por el lugar donde estaba trabajando la persona ofendida, éste le dio un fuerte empujón a la viga, lo que hizo que aquel perdiera el equilibrio y se fuera trastabillando hacia atrás, hasta que tropezó con unos materiales que estaban en el suelo, cayendo aparatosamente y lastimándose el cuello. Al apoyar sus manos sobre los citados materiales, tomó lo primero que sintió cerca de su mano, que resultó ser un pedazo de varilla y se lo lanzó a su compañero de trabajo, con tan mala suerte que ésta se le hundió en el estómago. Uno fue a parar al hospital y el otro a la cárcel, ¿Y todo por qué? Por una broma pesada.

“Si no puedes decir algo agradable de alguien, mejor no digas nada”. Esta es otra recomendación que hago, si no tiene nada agradable que decir mejor cállese, pues dicen que es más fácil detener una locomotora a toda velocidad, que una palabra una vez que sale de nuestros labios.

Luego es muy común que estemos platicando con un grupo de personas y sale la pregunta: ¿Oye, conoces a fulano de tal? –realmente no lo conocemos a fondo, a nosotros no nos consta en lo personal nada de lo que se dice de esa persona, pero luego luego sacamos el veneno y decimos con toda la seguridad del mundo: Sí, es un ratero, o un homosexual, o un drogadicto, o un traficante, etc., etc. Ahora bien, si algo de eso nos consta ¿Quiénes somos nosotros para juzgarlos?

Recuerde que en un principio dijimos que todo lo que decimos se va a saber tarde o temprano. En una ocasión un matrimonio aparentemente muy amigo de otro decían: “Que no sean nuestros representantes, son un matrimonio mal avenido”, y vaya si se supo quién y a quien lo dijera. Así que esa persona algún día lo va a saber y no nos imaginamos como va a ejercer su venganza contra nosotros.

El mundo da muchas vueltas y quién le dice a usted que esa persona será un día alguien de quien dependa, tal vez en un futuro sea la persona con quien tiene que arreglar un trámite oficial, o quien decida su ingreso o no a alguna empresa, etc., y si usted de alguna manera la tiene ofendida, ¿Cómo cree que va a reaccionar contra usted?

Así que con todo lo que hemos visto, ¿por qué no tratar de la mejor manera a todas las personas que nos rodean? No nos cuesta nada y sí ganamos mucho.

4. Cortesía. Esta es otra cualidad que también desgraciadamente ya la hemos perdido, o bien casi no la practicamos. A veces ni siquiera un “buenos días” sincero, amable, podemos decir a nuestros compañeros de trabajo. En nuestro hogar con nuestra esposa(o), ya no sabemos decir algo agradable, a veces ni siquiera recordamos la fecha de cumpleaños, o aniversario de bodas, porque ya hemos perdido esa cortesía.

Uno de los factores más importantes dentro del ambiente comercial, es precisamente la cortesía que los empleados puedan tener hacia sus clientes, pues con una frase simpática, una sonrisa amable el cliente siempre volverá a ese comercio.

Una de las cortesías que más agradan a las personas, es el hecho de que lo mencionen por su nombre pues no hay música más celestial que ante un grupo de personas reunidas, alguien nos saluda con mucho afecto, diciéndonos –buenos días Sra. Carrizales-.

Recuerdo lo que me pasó en el aeropuerto de CDMX, cuando conocí al vendedor más grande del mundo... Un Maletero muy entusiasta, entregado a su trabajo. Cuando llegué a la sala para registrarme en mi vuelo, se acercó un maletero y me pregunto: “¿A dónde vuela Ing. de la Cruz?” mientras tomaba mi equipaje para llevarlo al área de documentación. –A Torreón, Coah.- conteste, al mismo tiempo que sacaba un billete de baja denominación para su propina.

-Bien, entonces por Aeroméxico- llevando el equipaje a la ventanilla correspondiente, entonces le dice a la persona que atendía el mostrador. –El Ing. de la Cruz viaja a Torreón, Coah.-. Cuando oí que el maletero me mencionaba por mi nombre guarde el billete de baja denominación y saque uno de mayor valor, mientras el maletero ponía mi equipaje en la báscula.

Cuando la persona de boletos estaba documentando el vuelo y necesitaba el dato de cuanto equipaje traía y el peso correspondiente, ya había detrás de mí varias personas, y el maletero, desde la báscula, le decía al de los boletos casi gritando –el equipaje del Ing. de la Cruz pesa 30 kilogramos y va a Torreón, Coah.- a lo que los demás pasajeros voltearon a ver con interés quien era esa persona de quien se hablaba, claro que guarde aquel billete y saque otro de más valor.

Todo porque en un momento determinado, este maletero, me había hecho sentir tan importante ante los demás con solo mencionarme por mi nombre. (El cual, estaba anotado en las etiquetas de mi equipaje). Continuará…

Dios te bendice y te acoge!!!

Despertar…es.

“La esperanza es algo bueno, tal vez lo mejor. Y lo bueno nunca muere. Estaré deseando que estas palabras te encuentren, y te encuentren bien”.  A la luz de nuestras familias, decía Jesús, “No me digas que me amas, dime como vives”. “La familia que ora unida, permanece unida”. INICIATIVA LAGUNA un proyecto de valor y de valores para los laguneros y el MUNDO!!! Estoy a sus órdenes en la dirección electrónica: www.facebook.com/iniciativalaguna.comarcalagunera/ A través de Twitter: @Germandelacruzc Lo invito a visitar mi blog con más de 410 artículos de su interés: www.familia.blogsiglo.com 

 
“QUIEN NO VIVE PARA SERVIR, NO SIRVE PARA VIVIR”
Germán de la Cruz Carrizales
                                                                          TORREON, COAH. MÉXICO

                                                                                         MMXVII

Valores Familiares, 122 lecturas.

lee más

PUBLICIDAD

Suscripción por correo

¿Te gustaría recibir los escritos de German antes que nadie? Suscríbete, es gratis.

German de la Cruz Carrizales Blog de German de la Cruz Carrizales

Más escritos

PUBLICIDAD

ver más escritos de German de la Cruz Carrizales

PUBLICIDAD

Noticias populares ahora