26 de marzo de 2019 notifications search
menu
Espectáculos

Color, emoción y exotismo

JÓVENES COLUMNISTAS

GUADALUPE GONZÁLEZ PINEDA
jueves 16 de enero 2014, actualizada 9:49 am


La historia del arte en varias ocasiones puede presentarse como una antítesis, de lo que podrá sustituir aquello que es lo actual, sin embargo los que parecen opuestos en realidad son una sucesión de eventos que van formando la siguiente generación de ideas, cristalizadas en las artes plásticas. Influenciadas a su vez por las innumerables variable de las cuales la sociedad y el individuo son algunas. En otras palabras; es así como se desarrollan los movimientos específicos.

El romanticismo es una corriente artística que denota una exaltación de los sentimientos sobre la regla y las tendencias academicistas. Esta inclinación a buscar lo exótico, de la belleza sin pose y una perspectiva diferente hacia lo que se busca plasmar, impregnó varias disciplinas artísticas. Específicamente en la pintura aparece de manera clara las nuevas cualidades que se hicieron presentes de manera significativa. Autores como Ingres, Delacroix, Friedrich, Turner, entre otros son los exponentes más conocidos.

Tomando en cuenta que este movimiento es una respuesta a la ilustración y posterior industrialización, se puede comprender el porqué es la época donde los paisajes toman un plano relevante en las pinturas y la figura humana es quien contempla la parte mística que se encuentra en el paisaje. Los pintores alemanes e ingleses se convirtieron en maestros al plasmar la belleza de la naturaleza como un refugio para el ser humano cansado de los efectos negativos de la mecanización de procesos de producción, lo cual despertó el interés por los paseos campestres y los cuadros con estos motivos. "Acantilados de Rünge" obra del alemán Friedrich, presenta una vista particular de la naturaleza abismal y sin duda pone a los dos jóvenes que aparecen en la obra, conscientes de su pequeñez ante la imponente escena, de la cual también buscan cobijo. Esta forma de pensar hacia lo natural es característica en el paisajismo romántico, ya que el objetivo primordial es descentralizar un poco al hombre y poner mayor atención a la contraparte de la industria. Mientras tanto en Francia la figura humana se encontraba presente en los óleos, más el exotismo que se encontraba en el creciente gusto por lo turbantes y todo aquello que recordara el oriente, por lo cual Ingres demostró ser un gran colorista con "La gran odalisca" que hace referencia al exotismo de un harem, sin embargo el único pintor que tuvo el permiso para entrar en uno fue Delacroix, del cual se inspiró para pintar a "Las mujeres del argel" un cuadro inspirado más en la realidad de oriente, cuyos detalles principalmente en los mosaicos dan cuenta de un espléndido trabajo de observación por parte de Delacroix.

En el romanticismo, se da mayor consideración de temas poco explorados, del mismo modo que se abre a la posibilidad de ser más laxos en cuanto a los cánones de las Academias, sin perder de vista que se buscaba obtener un fin bello y con magníficos resultados por lo que podemos apreciar en las obras con esta inclinación. Es también, una fuente de inspiración para los siguientes grandes maestros de la pintura, Monet entre ellos. Lo cual pone al periodo como un referente ante los subsiguientes movimientos.

Usualmente los temas predilectos por los autores románticos, giran en torno a la duda, la enfermedad, la soledad y el darse cuenta de lo efímero en el mundo, para dar mayor interés a lo trascendente. La forma de este pensamiento se contrapone a lo que se había visto con el arte precedente; en el cual lo grandioso y heroico era el gran tema. Lo que pone de manifiesto las necesidades y prioridades que en general mostraba la población proyectado en el lienzo.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
*
Cargando tendencia...