El taco en la vida del mexicano, El Siglo de Torreón
08 de marzo de 2021. notifications
menu desktop_windows
Sucesos

El taco en la vida del mexicano

HONRA MEXICO A SU PLATILLO MÁS TÍPICO EN EL "DÍA DEL TACO", CELEBRADO EL ÚLTIMO DÍA DE MARZO

EFE
domingo 01 de abril 2007, actualizada 1:12 pm

Enlace copiado

Si bien la dieta a base de taco parece conducir por el sendero de la gordura y los padecimientos coronarios su consumo sigue siendo central en la vida del mexicano y está profundamente arraigado en su cultura.

Los mexicanos homenajearon ayer al taco, su platillo típico más famoso de todos los tiempos, al que le deben reconocimiento internacional pero que en exceso ha producido también altos niveles de obesidad e hipertensión.

El taco, uno de los platos mexicanos más conocidos en el mundo, consiste en una tortilla de harina de maíz o de trigo que se come con las manos y se enrolla sobre casi cualquier alimento imaginable con tal que sea comestible.

Los mexicanos hacen taco de cualquier cosa, al punto que acompañan casi todas sus comidas con un canasto lleno de tortillas de maíz, las que llenan incluso de arroz y pasta si la ocasión lo merece.


En ciudades como la capital mexicana hay miles de taquerías (restaurantes de tacos) pero también un sinnúmero de puestos ambulantes informales que invaden las aceras, en los que la clientela come de pie, a veces en medio de automóviles estacionados, sus órdenes de tacos con salsa picante.

Los más famosos son quizá los de pastor (carne de cerdo presentada como el kebab turco), costilla, bistec, carnitas (carne de cerdo frita), aunque también se comen los de guisados, cabeza de res, birria (chivo), barbacoa (borrego), ojo de vaca, cachete, lengua, trompa (labio), vísceras, tripa y sesos.

No todos son de carne, ya que son populares los tacos de canasta (al vapor) que usualmente son de papa o fríjol, y en la costa se comen incluso los tacos de camarón (gambas), langosta y pescado.


No todo es placer

Sin embargo, la gloria de la comida rápida mexicana en exceso y combinada con refrescos es también una de los principales responsables del hecho de que el 69 por ciento de los mexicanos padezca de sobrepeso y, dentro de este grupo, el 30 por ciento de obesidad, según cifras del Ministerio de Salud.

El taco forma parte de la popularmente llamada "vitamina T" compuesta por alimentos con altos niveles de carbohidratos como tamales, tacos, tortas (sandwich) y tostadas.

Esto lleva al ministerio a concluir que "la obesidad es el principal riesgo de muerte prematura en la población mexicana".

La misma dependencia estima que de los 103 millones de habitantes de México 33 millones padecen de hipertensión.

Una de las razones que explica este serio problema de salud pública es que unos 60 millones de mexicanos comen en puestos callejeros ante la imposibilidad de hacerlo en sus casas por su horario laboral, según reveló hace unos años una investigación de la Asociación Mexicana de Estudios del Consumidor.

Al parecer los mexicanos comen cada vez más el platillo en el que hoy estarán puestas todas las miradas porque durante el primer quinquenio de este siglo se ha producido un incremento de siete puntos porcentuales de la población con sobrepeso u obesidad, de acuerdo a fuentes oficiales.

Por esta razón organizaciones ecologistas como Anima Naturalis promovieron ayer el consumo de tacos "vegetarianos".


Un grupo de atractivas activistas de la organización, vistiendo atuendos de verduras invitaron a los ciudadanos a reflexionar sobre las ventajas del vegetarianismo "como alimentación sabrosa, saludable y ética", explicó la presidenta de Anima Naturalis en México, Leonora Esquivel.

Si bien la dieta a base de taco parece conducir por el sendero de la gordura y los padecimientos coronarios su consumo sigue siendo central en la vida del mexicano y está profundamente arraigado en su cultura.

La tortilla, oblea hecha a base de maíz y alimento básico para los mexicanos, era consumida ya por las civilizaciones indígenas prehispánicas que habitaron el país.

Su importancia es tal, que a comienzos de este año, diversas presiones sobre el precio internacional del maíz llevaron al alza el valor de mercado de la tortilla, lo que causó airadas protestas callejeras y obligó al Gobierno a adoptar medidas urgentes para controlar la subida de precios, lo que finalmente logró entre finales de febrero y comienzos de marzo.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...