Torreón

Robos

Roban tres templos de Torreón en un mes; piden analizar estrategia de seguridad en la zona

'Ahorita la droga es lo que trae a los muchachos vueltos locos', dijo el padre

(EL SIGLO DE TORREÓN)

(EL SIGLO DE TORREÓN)

GUADALUPE MIRANDA

En un mes, tres templos fueron víctimas de los ladrones. Más que lo robado, los daños son los que han ocasionado molestias en la comunidad. Exigen a las autoridades de Seguridad Pública Municipal revisar su estrategia para frenar los atracos.

El hecho más reciente se registró la madrugada del pasado domingo en la parroquia de Nuestra Señora de Fátima de la colonia Braulio Fernández, el cual fue documentado por el párroco Rafael López.

Dada la molestia que género debido a los daños ocasionados al robarse parte de la tubería de agua potable y el desperdicio de agua que generó, dio a conocer el caso en redes sociales.

"En mi iglesia van tres en el mes de julio", dijo el sacerdote.

El primer caso se registró en el templo de Santa Rosa de Lima de la colonia Las Luisas, ubicada en el mismo sector de la ciudad.

En esa ocasión, los ladrones lograron llevarse parte del cableado eléctrico dejando sin servicio al lugar, generando así molestia entre los fieles.

"Se llevan cable, es lo que se roban. En Santa Rosa de Lima se robaron cable. Gracias a Dios tenemos un amigo que es muy género y volvió a instalar porque nos quedamos sin luz", comentó el sacerdote.

Otro de los templos afectados fue el ubicado en la colonia Lázaro Cárdenas, el del Señor de la Misericordia, de dónde también se llevaron parte del cableado eléctrico.

"En el Señor de la Misericordia en la colonia Lázaro Cárdenas también se la robaron", dijo en tono de molestia el párroco.

Y recientemente fue en la parroquia de Fátima, en donde se llevaron parte de la tubería que abastecía de agua a los aparatos de aire, ocasionado severos daños.

"No es tanto lo que se roban, lo que afectan porque no son dejaron sin agua, las misas y es una incomodidad", recalcó López.

El sacerdote pide a las autoridades revisar y replantear nuevas estrategias de seguridad, sobre todo porque en el sector los atracos son comunes sobre todo por los jóvenes consumidores de cristal y otras drogas ilícitas.

"Ahorita la droga es lo que trae a los muchachos vueltos locos cristal, de todo. Esas colonias hay mucho consumo y andan robándose lo que sea", dijo López quien reclamó: " si hay quien compre hay quien robe".

Escrito en: Robos a templos Robos colonia, tres, templos, molestia

Noticias relacionadas

EL SIGLO RECIENTES

+ Más leídas de Torreón

TE PUEDE INTERESAR

LECTURAS ANTERIORES

Fotografías más vistas

(EL SIGLO DE TORREÓN)