Deportes

Cornellà

Barcelona evita el ridículo en la Copa

Llegan hasta los tiempos extras ante el Cornellá

EFE

Cornellá de Llobregat, España.- Las advertencias de las eliminaciones del Real Madrid y el Atlético de Madrid no fueron suficientes para que el Barcelona tuviera que esperar hasta la prórroga para que una genialidad del francés Ousmane Dembélé y un gol a puerta vacía del danés martin Braithwaite, eliminaran ayer al modesto Cornellá, de la Segunda División B, el equivalente a la Tercera División de España.

En el tiempo extra, el tercero que el conjunto de Ronald Koeman disputó en los últimos ocho días, después de grandes dosis de sufrimiento el Barcelona, logró romper la imbatibilidad en la Copa del Rey de un espectacular Cornellá, verdugo en la ronda precedente del líder de LaLiga, el Atlético de Madrid, y de un heroico Ramón Juan. Con su triunfo de 2 goles por 0, los blaugranas se metieron a la ronda de octavos de final y evitaron sumarse a los ridículos que han realizado los equipos madrileños en la Copa del Rey.

SIN MESSI, SIN PUNTERÍA

Nadie consiguió poseer el dominio del partido en el tramo inicial, como si tratara de una final de Liga de Campeones, y el Barcelona, con el argentino Leo Messi sancionado, no creó peligro significativo en la tierra de Estopa hasta que en el minuto 33 el luso Trincao remató a bote pronto y obligó a lucirse por primera vez al portero local.

Antes, el Cornellà había intentado llegar a la portería de Neto mediante balones aéreos que casi fueron productivos para emular el guion perfecto de su partido ante el Atlético de Madrid. Pol Moreno de cabeza a la salida de un córner en el ecuador del primer tiempo fue quien más cerca estuvo del éxtasis, pero el colegiado Soto Grande anuló la jugada.

PENALTIS

detuvo ayer el portero del Cornellá,

Ramón Juan, a los delanteros del Barcelona.

También hubiese podido empezar una gesta Ontiveros si su remate de puntera a centro de Guzmán no hubiese sido obstaculizado por el uruguayo Araújo o si Eloy Gila hubiese apuntado mejor su remate de cabeza en el interior del área.

Ronald Koeman dio la titularidad al centrocampista del filial Ilaix Moriba y así hizo debutar con el primer equipo a una de las grandes promesas actuales de La Masia.

Ilaix Moriba, que el martes cumplió 18 años y aún tiene ficha de juvenil, fue renovado en 2019 en edad de cadete con una cláusula de rescisión de 100 millones de euros, demostrando de esta manera el Barcelona que es su gran apuesta de futuro.

92 

MINUTOS

tuvieron que pasar para

que los azulgranas lograran

anotarle un gol al Cornellá.

La historia empezó a formar parte de los guiones enloquecidos de esta edición de la Copa del Rey en el minuto 38, cuando Ramon Juán, de tan solo 21 años y con un casco protector al estilo Petr Cech, paró un penalti a Miralem Pjanic, quien lo lanzó a media altura a la derecha del portero.

El Barcelona tuvo una nueva oportunidad para devolver la normalidad a la Copa del Rey en el minuto 79, con otro penalti a favor. Pero Ramón Juan se convirtió en una estatua del Museo del Louvre y su inmovilidad le permitió rechazar con la pierna derecha el disparo de Dembélé, quien escogió el centro.

Dembélé, el más imprevisible del Barcelona, le regaló por fin la tranquilidad a su equipo nada más empezar el tiempo extra con un disparo fuerte con su pierna derecha desde el borde del área que se coló por la escuadra izquierda de la portería de Ramón Juan, que llegó a desviar el balón, pero no lo suficiente. En el final de la prórroga, los azulgrana apuntillaron en un contrataque finalizado por Braithwaite, sin portero.

 
 

Escrito en: Cornellà Copa, Barcelona, hubiese, final

Noticias relacionadas

EL SIGLO RECIENTES

+ Más leídas de Deportes

TE PUEDE INTERESAR

LECTURAS ANTERIORES

Fotografías más vistas

El Barcelona, el Rey de Copas, ya tiene ante sí uno de los caminos más asequibles de las últimas temporadas para levantar una más cuando llegue el buen tiempo, ya sin el Atleti ni el Real Madrid en el horizonte. (ESPECIAL)