1990: Muere Alberto Moravia, notable figura de la literatura italiana, El Siglo de Torreón
17 de octubre de 2021. notifications
menu desktop_windows
Nacional Archivo

1990: Muere Alberto Moravia, notable figura de la literatura italiana

UN DÍA COMO HOY...

AGENCIAS
CIUDAD DE MÉXICO, domingo 26 de septiembre 2021, actualizada 10:51 am


Enlace copiado

Considerado una de las máximas figuras de la literatura italiana del siglo XX, Alberto Moravia destacó por sus cuentos y novelas en los que abordó la enajenación social y la inutilidad de la promiscuidad sexual. 

Para los conocedores de su obra, ésta se caracteriza por su estilo austero y realista, adquirido en sus años como periodista, también destaca por proponer una crítica a la sociedad europea, de hecho, sirvió de inspiración a muchos, uno de ellos, el decano de las letras españolas Francisco Ayala, su traductor. 

Alberto Pincherle, por su nombre de pila, nació en Roma y a los ocho años de edad contrajo tuberculosis del hueso, enfermedad que lo mantuvo postrado en cama varios años. 

Cuentan sus biógrafos que estudió francés, alemán e italiano, y que su incipiente escritura se vio influenciada por las lecturas de Giovanni Bocaccio, Ludovico Ariosto, William Shakespeare y Moliére. 

Al principio de su carrera, Moravia se desempeñó como periodista en Turín y luego como corresponsal en Londres. 

A los 22 años inició su trayecto literario con su novela Los indiferentes (1929), que le valió la fama en su país. 

Su novela La mascarada (1941), sátira que describe la labor de los dirigentes fascistas de la Segunda Guerra Mundial, fue prohibida por las autoridades de su país y se vio obligado a esconderse para no ser llevado a prisión. 

Terminada la guerra publicó Agostino (1944), La romana (1947), Desobediencia (1948), El conformista (1951) y El amor conyugal y otros cuentos, todos ellos sobre el tema del aislamiento y la alienación. 

La campesina (1957), su trabajo más conocido, es un documento casi autobiográfico en el que utilizó sus propias experiencias para relatar la historia de dos refugiados italianos. 

En tanto que El aburrimiento (1960) trata sobre la desesperación que traen consigo los tiempos modernos; mientras que La mentira (1965) es una reflexión sobre la condición de novelista. 

Entre sus últimas obras se hallan algunas de gran contenido teórico, en las que propone profundos debates ideológicos, como El hombre que mira (1982), que narra la historia de un encuentro entre un joven antifascista italiano y una joven alemana. 

A la misma época pertenece Cuentos romanos (1983), una colección de 20 narraciones cortas. 

En la mayor parte de sus trabajos, Moravia aborda el aislamiento y la frustración existencial y expresa la inutilidad de la promiscuidad sexual o del amor conyugal como una fuga. 

Los críticos elogiaron su estilo duro, sin adornos del autor, su penetración psicológica, su habilidad de narrativa y su capacidad de crear caracteres auténticos y el diálogo realista. 

Estuvo casado con la novelista italiana Elsa Morante. Murió en Roma, el 26 de septiembre de 1990, año en el que había publicado su autobiografía La vida de Alberto Moravia.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA

» Inicia sesión para comentar

EN TENDENCIA
...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...