Obesidad y corazón, El Siglo de Torreón
12 de abril de 2021. notifications
menu desktop_windows
Doctor en casa - Bienestar

Obesidad y corazón

Es actualmente un factor de riesgo muy importante relacionado con enfermedades cardiacas

DANIEL CAMPOS TORRES
TORREÓN, COAH, domingo 04 de abril 2021, actualizada 9:31 am

Enlace copiado

La obesidad es actualmente un factor de riesgo muy importante relacionado con enfermedades cardiacas, ya que la presión arterial alta, las concentraciones anormales de grasas, colesterol y de glucosa en la sangre pueden aumentar el riesgo de desarrollarlas.

Cuando hablamos de enfermedades cardiacas nos referimos a diversas condiciones que pueden afectar el corazón, entre las que podemos encontrar:

HIPERTENSIÓN

La presión arterial alta, o hipertensión, se refiere a que la sangre fluye por los vasos sanguíneos más fuerte de lo normal, lo cual hace que el corazón se esfuerce más. Lo anterior puede aumentar el riesgo de sufrir otras enfermedades cardiacas y derrames cerebrales. Se estima que la hipertensión es 2.5 veces más frecuente en los obesos que en las personas de peso normal.

ENFERMEDAD CORONARIA

La obesidad es un gran factor de riesgo para este padecimiento, el cual se caracteriza por la acumulación de placa de colesterol en las arterias. No solo la obesidad en sí es un rasgo de riesgo, si no que otras comorbilidades asociadas con ella son también factores de riesgo, como la diabetes, hipertensión y síndrome metabólico.

INSUFICIENCIA CARDIACA

La obesidad y el sobrepeso son variables muy predictivas de una posterior insuficiencia cardiaca. Esta enfermedad ocurre cuando el corazón se debilita y no puede bombear la cantidad necesaria de sangre al cuerpo. Varios factores ligados a la obesidad como la hipertensión, apena del sueño y problemas pulmonares afectan al corazón y pueden causar insuficiencia cardiaca en el tiempo, además de un ritmo cardiaco anormal como la fibrilación auricular.

Está comprobado que perder aunque sea un poco de peso reduce los niveles de colesterol, triglicéridos, y mejora la presión arterial y el flujo de sangre. Al perder peso, los problemas de corazón relacionados con la obesidad se mejoran o incluso resuelven. Una dieta balanceada y ejercicio son el plan de acción recomendado inicialmente para la pérdida de peso, pero si se ha tratado todo sin resultados exitosos, la cirugía de obesidad puede ser una opción eficaz para tratar el exceso de peso y problemas cardiacos.

 En los pacientes operados de manga o bypass gástrico, 75% de los pacientes bajan o normalizan sus niveles de colesterol y su hiperlipidemia mejora considerablemente. El 70-80% de casos de hipertensión se controlan, dentro de éstos alrededor del 60% resuelve esta condición por completo.

Nuestra recomendación es platicar con su cardiólogo la naturaleza de sus padecimientos y planear con él un plan de acción que le ayude a reducir el riesgo de estas enfermedades o mejorarlas.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...