Metrobús Laguna, el transporte adecuado para una pandemia , El Siglo de Torreón
25 de noviembre de 2020. notifications
menu desktop_windows
Torreón

Metrobús Laguna, el transporte adecuado para una pandemia 

Contar con una obra de esta magnitud en el marco de la emergencia sanitaria habría sido un acierto para la movilidad en La Laguna

FABIOLA P. CANEDO / EL SIGLO DE TORREÓN
TORREÓN, COAHUILA, lunes 16 de noviembre 2020, actualizada 7:58 am

Enlace copiado

La puesta en marcha del Metrobús Laguna es un tema que parece no concretarse en la región, pues la conclusión de las obras se ha ido postergando a lo largo de la construcción y hoy se complica aún más con los recortes presupuestales del Gobierno federal.

Sin embargo, el contar con una obra de esta magnitud en la región, en el marco de la emergencia sanitaria por la que atraviesa la región lagunera, habría sido un acierto para la movilidad, pues sería más sencillo controlar el cumplimiento de los protocolos que en el actual sistema de transporte, con menor aglomeración de pasajeros y mayor eficiencia en los traslados.

SIN ALTERNATIVA

Todos los días, José toma la ruta Periféricos para acudir a su trabajo. Señala que las unidades suelen estar sucias, con evidentes fallas en su condición mecánica, algunos de los asientos están rotos, las ventanas semiabiertas. El calor al interior, según el clima, puede ser sofocante, sobre todo porque no se respetan disposiciones como la sana distancia o el aforo del 50 por ciento en el camión, ni siquiera el uso del cubrebocas.

Aunque el padre de familia sabe que todos estos factores son de riesgo, en términos del contagio por COVID-19, está consciente de que no tiene otra manera de llegar a su empleo. Además del Periféricos, debe tomar otra unidad en el bulevar Revolución, que suele estar en las mismas malas condiciones y donde tampoco se respetan las medidas sanitarias.

"Uno ya está acostumbrado a lo feo de los camiones, a que se paren, a que haya que cambiar de unidad, a que los choferes manejen mal, pero con la contingencia nos preocupa más que no se respeten las medidas, que la gente se suba sin cubrebocas, que se amontonen, que vaya gente parada porque ya no hay lugar", comentó.

La semana pasada, la unidad en la que José viajaba fue detenida por la Dirección de Movilidad del Municipio y, en la revisión, se observó gente parada, sin sana distancia, algunos pasajeros sin cubrebocas. La gente, desesperada, pedía que no se recogiera el camión porque temían llegar tarde al trabajo. El chofer recibió una multa y pudo terminar el recorrido.

Tomás Galván Camacho, director de Obras Públicas en Torreón, dijo que contar con un transporte de calidad sin duda ayuda mucho a los temas de movilidad y una de las justificaciones del Metrobús es precisamente que a lo largo de la línea troncal se cuente con menos unidades para brindar una mayor seguridad, eficiencia, tiempos predecibles de traslado, conectividad, en beneficio de los usuarios.

"Serían menos traslados para la gente en cuanto a que caminen en otras líneas de transporte público, en una misma les lleva a su destino, de alguna manera esto ha sido parte de la justificación del proyecto", explicó.

El funcionario señaló que, en las reuniones que se han desarrollado con el gobierno del estado, se ha abordado el tema de las condiciones físicas, de la base, el rodamiento, la central, la señalética, los semáforos, pero en cuanto a la operación no.

USUARIOS CAUTIVOS

Luis Alfredo Medina López, coordinador de investigación en el Consejo Cívico de las Instituciones (CCI), explicó que un gran número de los contagiados de COVID-19 en la región tienen edades entre 25 y 54 años, por lo que se trata de personas que diariamente deben acudir a sus empleos o que deben dejar el confinamiento en sus casas para realizar alguna actividad económica.

"Gran parte de esta población, por las condiciones económicas en las que viven, recurren a utilizar el transporte público", comentó.

Informó que, con base en los últimos datos de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), 6 de cada 10 laguneros reciben entre 3,700 y 7,400 pesos al mes, lo que les obliga a depender del transporte público para llevar a cabo sus actividades diarias.

"Desafortunadamente, las condiciones del transporte público antes, durante, y muy probablemente después de la pandemia, no han sido las más adecuadas: tenemos un transporte público muy deficiente, que no tiene las condiciones que debería, en comparación a otras ciudades de México, y no se diga del mundo", expresó.

En este sentido, consideró que el tema del Metrobús resulta muy interesante, pues habría ayudado, en cuanto a que se trata de camiones grandes, donde se puede respetar de mejor manera la sana distancia, además de que disponen de mejor ventilación. No obstante, indicó que solamente se tiene actualmente una ruta trazada, que es sobre el bulevar Revolución y que cruza todo el municipio de Torreón en una única vialidad.

"Es muy interesante el tema del Metrobús en esta pandemia, pero desafortunadamente no tenemos más líneas que conecten con otras zonas de la ciudad, por lo que el apoyo habría sido para esta franja del centro y de oriente a poniente de Torreón, habría sido un respiro para este sector de la población, pero desafortunadamente, año con año vemos que hay poco avance en esta obra y podría seguir así con los recortes presupuestales que se están dando", indicó.

SATURACIÓN DEL AUTOMÓVIL

El Metrobús cambiará la dinámica urbana en la región lagunera, de acuerdo a los análisis realizados por el Instituto Municipal de Planeación y Competitividad de Torreón (Implan) en cuanto a los usos de suelo relativos a las zonas por donde atravesará, donde se podría incentivar el desarrollo de la vivienda y el comercio.

En un estudio hecho en conjunto con el Centro Mario Molina, se evidencia un importante cambio en la movilidad, ante un considerable flujo de pasajeros y la detonación de otras actividades en el trayecto, que es 49% habitacional, 7% de equipamiento y 23% de comercio.

El sistema integrado de transporte público ha sido un anhelo de la iniciativa privada y organismos de la sociedad civil ante la saturación que enfrenta el automóvil en la región, pues el 50 por ciento de los viajes se realizan en vehículo particular, aunado al crecimiento horizontal desmedido en la ciudad, donde la mancha urbana se ha desarrollado siete veces por tres de la población. Esto ha acarreado otros problemas como la invasión del carro en la vía pública.

Ello aumenta la demanda de movilidad e infraestructura en la ciudad, además de que existe una deficiente gestión de transporte, lo que deriva en otros problemas como accidentes viales, contaminación, falta de accesibilidad para los grupos vulnerables, entre otros.

En la actualidad, 46 de los 50 ramales de transporte público de Torreón transitan por el Centro Histórico, por lo que solamente en la calle Múzquiz hay 14 rutas, cuando esta vía no supera los 25 metros y ni siquiera llega a ser una vialidad primaria. Al combinar algunas variables con muchas rutas de transporte público, se observa un alto índice de hechos viales, de modo que el 30% de los atropellos a peatones o ciclistas ocurren dentro de este polígono.

NUEVA MOVILIDAD

En el marco de la pandemia, el Gobierno federal emitió este año el Plan de Movilidad 4S, que privilegia los desplazamientos no motorizados, peatonales y bicicleta, así como el transporte público sobre los desplazamientos en vehículos particulares. El documento busca que las ciudades se adapten de forma sustentable, segura y solidaria a la Nueva Normalidad.

Algunos de los indicadores de éxito que aborda son la ocupación por debajo del estándar definido en el transporte público (35%), la movilidad ciclista, la longitud de la red de ciclovías emergentes, ampliando el uso de la bicicleta, calles saludables, con tránsito limitado, etcétera. Se proponen, así, estrategias que reducen el riesgo de fallecimiento por enfermedades o lesiones que pueden generar las actividades vinculadas a la movilidad y en la calidad del aire.

Se incluyen temas como los sistemas de transporte público con baja saturación, sana distancia, sanitización en las unidades, aumento de frecuencia y oferta. Cabe señalar que el documento no es una solución temporal sino que busca la elaboración de planes de implementación locales para coadyuvar en la reactivación de la economía tras la emergencia sanitaria.

La premisa del Plan de Movilidad 4S es que el modelo actual de las ciudades está enfermando a sus habitantes y que 7 de cada 10 mexicanos que fallecen por COVID-19 es debido a alguna causa de comorbilidad, diabetes, hipertensión y obesidad, de modo que se trata de generar ciudades "caminables", con menos congestión vial y donde se pueda hacer más ejercicio. En este contexto, el Metrobús encaja como una opción que reduce la contaminación y motivaría el uso del servicio público, al ser más eficiente el traslado que en automóvil.

VULNERABILIDAD

Entre las estrategias emergentes para mitigar el contagio de COVID-19 en Torreón, el Implan desarrolló un Mapa de Vulnerabilidad para ubicar a las personas que presentan un mayor riesgo, como  la gente mayor de 60 años, otro criterio fueron los usuarios cautivos que no tienen otra alternativa más que trasladarse en transporte público, la relación de las rutas de camiones con el Centro, donde se concentra una gran parte de los bienes y servicios de la ciudad.

De acuerdo al Plan Integral de Movilidad Urbana Sustentable de La Laguna, el 4% de los viajes se realizan en bicicleta y 14% a pie. En Torreón, la estadística baja a 2% en bicicleta, 19% a pie y 30% en transporte público. Esto implica que a 1 de cada 2 torreonenses hay que proporcionarles medios de movilidad segura, disminuyendo el potencial contagio.

Entre las estrategias emergentes que se aplican alrededor del mundo están las acciones de sana distancia, proporcionando espacios de movilidad seguros como medio alternativo al transporte público.

PRIORIDADES EN SERVICIO

El titular del Órgano Regulador del Transporte Masivo en Coahuila, Alfonso Tafoya Aguilar, explicó que el Gobierno de Coahuila ha generado investigaciones etnográficas para el diseño adecuado del servicio a los usuarios del transporte de La Laguna, todavía antes de la contingencia provocada por la pandemia de la COVID 19, los usuarios tenían cinco prioridades a resolver: rapidez en el traslado, mejor trato de los choferes, seguridad para las mujeres arriba de los camiones, mejores camiones y una tarifa justa; cada uno de los cuales se considera solucionar con el Metrobús.

Tafoya reconoció que la percepción de inseguridad sanitaria se ha incrementado, por lo que los autobuses que en este sistema tendrán un dispositivo de sanitización en horarios específicos para poder atender esta problemática, además de que se contaría con viajes que se reducirían de 45 a 15 minutos.

"En definitiva, los actuales camiones urbanos no cumplen con las condiciones de seguridad sanitaria para los usuarios, además de que casi el 60% del padrón vehicular tiene más de 10 años de antigüedad. El Sistema Metrobús Laguna se propone generar una alternativa viable para estar en constante renovación de la flota mediante el modelo de Asociación Público Privada (APP). Esta alternativa permitirá que el parque vehicular cumpla como es debido con la calidad en el servicio a los usuarios, un mejor manejo en los costos de mantenimiento de los buses y por supuesto en el cumplimiento a la Ley de Transporte y Movilidad para el Estado de Coahuila", explicó.

En términos de la emergencia, el funcionario estatal dijo que estas unidades sí habrían sido una alternativa sanitaria más fácil de controlar que los actuales camiones, además de que, mediante un proceso de mejora continua, los buses serán adaptables para que los usuarios reciban un mejor servicio arriba y también abajo de los camiones, lo que implica un excelente y seguro sistema de prepago sin contacto, y con esto evitar contagios con el manejo del dinero y las aglomeraciones que actualmente se dan arriba de los camiones.

Indicó que en el Metrobús se propone adoptar la estrategia 4S para lograr un nuevo esquema de movilidad ante la nueva normalidad, por lo que están ligadas a salud, seguridad, sustentabilidad y solidaridad. Esto al garantizar vehículos limpios y sana distancia en el transporte masivo de pasajeros con unidades nuevas y adaptadas a la nueva normalidad; ampliación de infraestructura peatonal y áreas públicas que están consideradas a lo largo de bulevar Revolución y carretera Torreón-Matamoros, y Cuauhtémoc en Matamoros; infraestructura ciclista de rápida implementación y mecanismos de promoción al uso de la bicicleta que deberán convivir con el nuevo sistema Metrobús y las otras modalidades de servicio público de transporte y privado; gestión de velocidad vehicular, donde se privilegia primero al peatón y la movilidad no motorizada, después al Metrobús al último el auto privado; entornos estratégicos seguros en áreas de alta demanda peatonal (escuelas, hospitales y mercados); escalonamiento de horarios con miras a una movilidad mucho mejor administrada; control del uso del automóvil y motocicleta promoviendo el uso del transporte público en la mayoría de la población; transporte público: aumentar frecuencia y oferta incluyente y accesible.

Tafoya consideró que, al mejorar el servicio de transporte público, se desincentivaría el uso de coche en los días y horas laborables. Indicó que este fenómeno se ha vivido en las principales zonas metropolitanas de México, lo que puede garantizar que, en los próximos tres años, y mediante el desarrollo del transporte masivo que se establece en el Plan Estatal de Desarrollo de Coahuila, el uso del transporte público masivo se incremente en un 20%.

"Esto traerá mejores condiciones de movilidad en sus diferentes modalidades y mejor calidad ambiental en la Laguna de Coahuila", dijo.

RECUPERACIÓN DE AFORO

El funcionario explicó que, derivado de las complicaciones provocadas por la COVID 19 y que obligaron a los usuarios a quedarse en casa, en los meses de mayo a agosto el aforo de usuarios del transporte público se redujo en un 80%. Actualmente se ha recuperado un 35%, lo que obligó a las autoridades de Coahuila y de todo México que están construyendo sistemas de transporte masivo a solicitar al Gobierno de México una ampliación de plazo para el inicio de operaciones de este tipo de sistemas de transporte masivo.

Aunado a esto, señaló, para los futuros concesionarios del sistema Metrobús Laguna es imposible invertir bajo estas circunstancias, por lo que el estado propuso la implementación del modelo de Asociación Público Privada para la modernización de la flota vehicular, a través de un efectivo sistema de recaudo y administrado por un Fideicomiso de Operación que permita bajo un esquema empresarial enfrentar la baja demanda de servicio de transporte que por el momento se tiene. Todo esto permitió obtener una ampliación de plazo para el inicio de operaciones del Sistema Metrobús Laguna el 1 de julio de 2021.

"El Sistema Metrobús Laguna es hoy por hoy el único proyecto de modernización de transporte en La Laguna de Coahuila que por primera vez tiene como eje rector al usuario del transporte. Es un esfuerzo que el Gobierno de Coahuila está coordinando de manera efectiva con las autoridades municipales de Torreón y Matamoros, lo que obliga a generar las mejores condiciones de movilidad para los ciudadanos ahora con esta contingencia que tanto ha afectado a nuestra comunidad, por lo que el desarrollo y puesta en operación de este nuevo sistema de transporte es necesario y obligatorio para nosotros como autoridades y la apuesta al arte de ponernos de acuerdo para mejorar el servicio de transporte para los usuarios y no usuarios prevalecerá por encima de cualquier otro interés que se pueda contemplar", aseguró.

Recientemente, el secretario de Infraestructura, Desarrollo Urbano y Movilidad, Gerardo Berlanga Gotés, declaró que las obras en Torreón no están "abandonadas u olvidadas" pero podría ser hasta el 2021 cuando pudiera arrancar operaciones el Metrobús, siempre y cuando se cumpla el escenario "optimista" de la pandemia, uno en el que se pueda registrar un regreso a clases presenciales para inicio del próximo año.

Sin duda el contar con el Metrobús Laguna como transporte en esta contingencia sanitaria habría sido de ayuda para una gran cantidad de personas que diariamente deben recurrir al servicio público para llegar a sus trabajos, pero mientras tanto, la obra sigue inconclusa y quizá llegue antes la vacuna que la puesta en marcha de este sistema.

"Uno ya está acostumbrado a lo feo de los camiones, a que se paren, a que haya que cambiar de unidad, a que los choferes manejen mal, pero con la contingencia nos preocupa más que no se respeten las medidas, que la gente se suba sin cubrebocas, que se amontonen", José, usuario del transporte público en Torreón.

50

Porciento

de los viajes en Torreón se realizan en vehículo particular

46

ramales

de los 50 que tiene el transporte público en Torreón circulan por el Centro Histórico. 

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...