06 de agosto de 2020. notifications
menu desktop_windows
Mascotas

¿Por qué sucede el estornudo inverso en los perros?

Sus estornudos suelen ser causa de cuerpos extraños presentes

DANIELA ESCOBEDO DENA / EL SIGLO DE TORREÓN
TORREÓN, COAH., lunes 13 de julio 2020, actualizada 10:33 am

Enlace copiado

El estornudo inverso es un trastorno recurrente en los canes que resulta preocupante para los dueños debido a la similitud que tiene con la asfixia (aparentemente).

Cuando los canes estornudan, por lo general no se debe a las mismas razones que cuando lo hacen los humanos, como alergias o resfriados, sino que se debe a la presencia de cuerpos extraños en su nariz, como polvo y ácaros. En condiciones más preocupantes, puede tratarse de un tumor o estornudos por nerviosismo o sobreexcitación.

Aunque, por lo general en la mayoría de los casos, los estornudos no llegan a ser preocupantes (a diferencia de la tos) cuando hablamos de estornudo inverso se trata de un espasmo muscular provocado por una irritación traqueal o palatal, se producen inhalaciones muy violentas.

Cuando ocurre los dueños suelen estar preocupados ya que es parecido a si se estuviera ahogando. Sin embargo, no se trata de un asunto tan preocupante o grave.

Las principales razas que suelen sufrir de estornudo inverso son las razas de perro braquicefálicas o de hocico chato, como los pugs y los bulldogs.

Es importante diferenciar entre el estornudo inverso y el colapso traqueal. El primero suele ser más corto, además de que suele acabar y el animal continúa como si no hubiera sucedido o quizá pueda producirse tos; mientras que en el segundo caso se debe a que los anillos musculares se han debilitado, y suele producirse un sonido como de silbido, dificultades para respirar, tos y aletargamiento.

El colapso traqueal puede presentarse en diferentes niveles, algunos sólo requieren medicamentos, mientras que otros necesitan intervención quirúrgica.

Aunque cuando se presenta el estornudo inverso generalmente viene acompañado de las arcadas, el vómito no suele ser parte de ello, solo se trata del reflejo nauseoso. Sin embargo, si de verdad hay malestar, este puede ir acompañado de saliva que no debe confundirse con bilis o vómito.

Debes tener en cuenta de que aunque es un padecimiento común no tiene cura, ya que ni lo pone en riesgo, a menos de que se deba por a un tumor o a una infección.

Aún así, se pueden tomar algunas medidas para evitar que tu perro sufra de este fenómeno:

*Masajea su garganta durante el episodio

*Tapa su nariz, por muy poco tiempo, sólo para que trague saliva y alivie la irritación.

Al final, lo más importante es ayudarlo a mantener un ambiente tranquilo, donde ni él ni los demás a su alrededor entran en pánico, ya que éstos podrían perder el control, y es el estrés, ansiedad y nerviosismo lo que empeora las cosas.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...