01 de junio de 2020. notifications
menu desktop_windows
Durango

'La Laguna se ha llevado la peor parte de la contingencia del COVID-19'

Consideró el abogado Hugo Rosales

EL SIGLO DE TORREÓN
DURANGO, DGO., sábado 23 de mayo 2020, actualizada 10:31 am

Enlace copiado

La peor parte de la contingencia en el estado de Durango, se la ha llevado la Comarca Lagunera, a consideración del abogado Hugo Rosales Badillo, quien dijo que con la paralización de la actividad industrial, esta región del país vive momentos críticos.

"Aquí las cosas están peor. Se paralizó la economía debido a las medidas que implementó la Organización Mundial de la Salud (OMS) y los gobiernos de los países, entre las que se encuentra el cierre de industrias".

Por esta razón, en La Laguna, zona en dónde se encuentra un polo de desarrollo industrial de los estados de Durango y Coahuila, el sector económico quedó totalmente paralizado.

Hay maquilas con una nómina mensual de entre 60 y 100 millones de pesos, las cuales se quedaron de inmediato sin dinero para pagar a sus trabajadores.

Frente a dichas circunstancias, dijo que nadie puede tener en caja mil millones de pesos listos para ser utilizados cuando se presente una contingencia como esta.

Citó que el decreto de fuerza mayor que el Gobierno Federal emitió el 30 de marzo, obliga a los patrones a pagar el salario íntegro a sus trabajadores, lo cual no es justo y resulta hasta imposible.

Lo que hubiese hecho el gobierno es emitir una declaratoria de contingencia sanitaria, para así pagar el salario mínimo y mandar a todos a resguardarse en sus casas. Eso restaría mucha presión a las empresas y hubiese reducido de forma significativa la pérdida de empleos en el país.

Cuando esto no ocurrió, comenzaron los problemas, tanto para los trabajadores, como para los empleadores, mismos que están lejos de ser resueltos.

"Tenemos que participar todos en el proceso de recuperación; el gobierno debe hacer su parte, pero los ciudadanos podemos asumir una conducta solidaria, como ya ha sucedido antes", indicó el exsecretario General de Gobierno de Durango.

Advirtió que viene una situación todavía más compleja, durante la recuperación; pueden tenerse problemas de hambre, desempleo, y aparte, no tener garantizado todavía el tema de la salud.

EN EQUIPO

Por esta causa hay que cerrar filas y asumir una conducta propositiva y solidaria, a favor de la sociedad en general, no solamente de la familia y los amigos.

Y es que el Coronavirus ha golpeado con todo al sector productivo y al empleo. Posiblemente se llegará a una condición de hambruna y los polígonos de pobreza crecerán.

Cada minuto hay más de hay mil 700 desempleados en México; se trata de personas que no tienen para comer, ni darle lo necesario a su familia.

"El problema de salud nos da pánico, pero el aspecto económico nos va a desgarrar", mencionó.

Rosales Badillo manifestó que es muy evidente que el Gobierno Federal no está apoyando la generación de empleos, es decir, se mantiene alejado del sector empresarial.

Además, la Federación no aporta dinero suficiente a los estados y municipios, para suplir necesidades mínimas.

"Les entregamos nuestros impuestos y los gastan de la manera que ellos quieren", criticó.

Con el argumento de que hay corrupción en los gobiernos locales, la ayuda no fluye de forma conveniente y cuando se entrega un apoyo extraordinario, se hace a través del Ejército.

Opinó que estos no son momentos para hacer señalamientos de corrupción, y si la hay, tiene que procederse conforme a la Ley, pero esto no debe ser un impedimento para que la ayuda llegue a los ciudadanos.

Cómo se le va a exigir al Estado y a los municipios, cuando el Gobierno Federal los tiene castigados, sin recursos ni programas.

"No quiero justificar a nadie, pero se me hace un desacierto la forma en que el Gobierno de México maneja el dinero de los ciudadanos", expuso.

Consideró que lo que se está viviendo es una verdadera desgracia y el presidente no ha sabido lidiar con ello.

No se trata del temblor de 1985, no son los efectos de un huracán, es todo el país convulsionado por los efectos de una pandemia.

Nadie sabe como hacerle para salir de este hoyo, pues con lo que se tienen no alcanza para cambiar las cosas, no obstante, es momento de estar unidos y actuar de forma solidaria para poner encontrar soluciones.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...