26 de febrero de 2020. notifications
menu desktop_windows
La i Laguna

Le dicen sí nuevamente al amor a sus más de 70 años

Se conocieron siendo empacadores

LA I LAGUNA
viernes 14 de febrero 2020, actualizada 8:44 am


Enlace copiado

Dicen que para el amor no hay edad y para muestra, la relación de doña María de La Luz Rodríguez y don Luciano Hernández, quienes decidieron darse la oportunidad de amar.

Su historia comenzó a escribirse hace unos nueve años. Ambos son parte del programa de Adultos Mayores y Menores Empacadores que atiende el sistema DIF Torreón, en donde más que un trabajo, es como una terapia ocupacional para las personas, y también, el lugar ideal para reencontrarse con el amor. Y así fue para doña María de La Luz, quien a sus 71 años de edad, es madre de cinco hijos, abuela de siete nietos y bisabuela de 16 pequeños, y ahora pareja de Don Luciano.

Él, a sus 76 años, es padre de seis hijos y abuelo de 12 nietos. Don Luciano, quien enviudó hace algunos años, cuenta que fue gracias a dicho programa que conoció a doña María de la Luz, de quien aún ve y siente esas mariposas en el estómago, las mismas que sentía de adolescente.

Cuenta que fue él quien dio el primer paso.

Con el pretexto de hablar de "Jimmy", una persona que los ayudó a formar parte del programa, fue como se acercó a doña María. "La veía alegre, muy optimista y me gustó su modo de ser, así empezamos a platicar", dice con emoción al recordar. Ambos salían a las 3:00 de la tarde a comer, por lo que en una ocasión, don Luciano se animó y la invitó a salir.

Recuerda que fue como al cuarto o quinto mes de comenzar a salir, que se animaron y tuvieron una cita por la noche.

"Una vez nos animamos a salir a cenar y platicando se hizo tarde, y yo fui la que le sugerí, porque vivo lejos, 'Güero, te vas a quedar a mi casa y mañana te vas', y me dijo que sí, y todavía no le amanece… ya nunca se fue, se quedó", dijo. A diferencia de don Luciano, cuya familia aceptó con alegría su noviazgo, para doña María no fue fácil. Y es que cuenta que uno de sus hijos no aceptó al principio su relación. "Yo le dije a mi hijo que comprendiera que ya tenía muchos años viviendo sola". Y es que tras separarse de su entonces esposo, ella tuvo que sacar adelante a sus cinco hijos. "Yo me quedé sola, entonces, le dije a mi hijo que me entendiera, que era justo que yo arrimara a alguien que viera por mí".

'Fórmula'

Para esta pareja de adultos mayores, el dar ese paso no es mero trámite, pues asegura que vive su amor al máximo, en donde la comunicación y el respeto son la base principal.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...