19 de enero de 2020. notifications
menu desktop_windows
Columnas Finanzas

Contexto lagunero

Escribir a mano

JUAN MANUEL GONZÁLEZ
lunes 06 de enero 2020, actualizada 8:10 am


Enlace copiado

En la actualidad es muy fácil registrar recuerdos e historias en los medios electrónicos: celulares, tabletas, laptops. Sin embargo, para muchos adultos mayores, bastan papel y pluma para hacer lo mismo, registrar recuerdos e historias, de forma extraordinaria.

Lo anterior no implica necesariamente entrar en situaciones de nostalgia, se trata de vivir el presente y tener la oportunidad de poner por escrito las situaciones o hechos que dejaron huella en nuestra vida. Algún elogio recibido, el recuerdo de un viaje singular, un hecho que marco nuestra vida, una situación que no hayamos podido olvidar, el recuerdo de alguien que influyo en nuestro desarrollo, etc.

En la tercera edad, escribir acerca de nuestra vida despierta nuestra memoria, nos ayuda a ejercitar la habilidad psicomotriz y nos ayuda a ver la riqueza contenida en cada momento de nuestra existencia. Los temas pueden ser referidos a los sueños que tuvieron en la infancia o hacer una retrospectiva de sus logros.

Hay quienes ya no pueden sujetar la pluma, pero si cuentan con alguna enfermera o alguien a su cuidado, las personas de la tercera edad pueden narrar lo que quieren escribir para que se transcriba lo que cada adulto quiere compartir. El adulto mayor tiende con frecuencia a llenarse de tristeza y nostalgia, escribir, ayuda muchísimo para expresarse y, sobre todo, para trascender compartiendo sus memorias.

Escribir a mano es un acto que no debe perderse. De acuerdo con investigaciones en la Universidad de Indiana, en Estados Unidos, la actividad de escribir a mano aporta importantes beneficios a la salud cerebral:

• Aprendizaje:al escribir a mano se activan al mismo tiempo tres procesos cerebrales que nos ayudan a aprender mejor las formas, los símbolos y los idiomas. Escribiendo a mano ejercitamos simultáneamente el área visual, las habilidades motoras y nuestra capacidad cognitiva.

• Pensamiento crítico: cuando practicamos la escritura manual, la actividad neuronal de nuestro cerebro aumenta y, por lo tanto, nuestra capacidad de resolver problemas también aumenta y también nos hace mejores pensadores.

• Creatividad: la escritura manual estimula la creatividad y la capacidad expresiva, porque primero se piensa lo que se va a redactar, antes de escribirlo. Esto también ayuda a desarrollar la imaginación.

• Memoria: al practicar este tipo de escritura, se refuerza la memoria y se mantiene aguda la mente. Según un estudio del año 2008 publicado en el Journal of Cognitive Neuroscience se descubrió que a los adultos les era más fácil el reconocimiento de nuevos caracteres que habían sido escritos a mano frente a caracteres generados por una computadora.

Tampoco se trata de que lo escrito sea un best-seller, simplemente puede ser un cuento corto, o la expresión escrita de una opinión respecto a un tema, o la descripción de un episodio importante de nuestra vida.

Desde hace cinco meses la fundación El Mundo Escribe, en Monterrey, imparte a grupos de la tercera edad el taller “Hoy cuento y mañana también”, con el objetivo de llevar recreación y reactivar la memoria con ejercicios de escritura. Apoyados por instructores que han sido capacitados para esta actividad, con esta iniciativa, hombres y mujeres mayores de 60 años salen de la rutina para plasmar por escrito anécdotas, historias y recuerdos de su vida.

Además de escribir, los participantes tienen sesiones en las que comparten la lectura de sus escritos con sus compañeros. “Nací el 5 de febrero de 1929 en Cadereyta, Jiménez, Nuevo León. Soy un chavo de 90 años” dice Roberto de la Garza García, provocando la risa de sus compañeros antes de comenzar a leerles al micrófono el texto que acaba de terminar de escribir. Los ejercicios son sencillos, pero de mucho significado El Mundo Escribe, es una fundación que promueve la escritura como actividad creativa, desde la infancia y para siempre. En la infancia se siembran las semillas de la creatividad, toda persona tiene derecho a la libre expresión de su voz, a cuestionar y buscar alternativas.

Hay muchas personas de la tercera edad a quienes les gustaría escribir sus memorias, los beneficios de escribir son indiscutibles y muy necesarios para el bienestar de los adultos mayores.

[email protected]

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...