16 de octubre de 2019 notifications
menu desktop_windows
Espectáculos

Sexualidad de mujeres indígenas expuesta en 'Nudo mixteco'

Representa a México en el Festival Internacional de Cine de San Sebastián

AGENCIAS
TORREÓN, COAH , domingo 22 de septiembre 2019, actualizada 7:11 pm

Enlace copiado

Observar a las mujeres de su comunidad en su vida diaria, escuchándolas, pero sin cuestionarlas, llevó a la directora Ángeles Cruz a retratar su sexualidad a través de Nudo mixteco, un filme de ficción que este lunes presentará en la 67 edición del Festival Internacional de Cine de San Sebastián.

Son tres mujeres indígenas contemporáneas, originarias de Tlaxiaco, Oaxaca. Durante la fiesta patronal del pueblo, se detalla que una de ellas busca reencontrarse con su esposo que vuelve de Estados Unidos tras haberse ido en busca de un futuro mejor.

Otra regresa luego de haber sido abusada sexualmente por su tío y se entera que su hija padece una situación similar. La última se reencuentra con una mujer con la que sostuvo una relación íntima en su juventud.

“Mis historias siempre salen de preguntas que me hago a mí misma y así empecé con estos monólogos sobre mujeres. Quise analizar qué pasaba en el tiempo y la distancia de cuando ellas regresan a su comunidad tras una larga o mediana ausencia”, explicó Ángeles Cruz a Notimex en entrevista.

“Me di cuenta que estaba hablando de la intimidad de mujeres que yo conozco porque son de la comunidad donde yo nací. Me propuse estudiarlas en su casa desde un contexto machista y costumbrista. De lo que sucede con ellas cuando sus hombres que se van a trabajar a Estados Unidos y regresan, pero ya no están en sus vidas”.

Ángeles Cruz también buscó retratar la violencia que existe en el abuso sexual y así es como terminó hablando de la intimidad de estas mujeres en Nudo mixteco, que forma parte de la sección de Cine en Construcción del afamado encuentro que concluirá el 28 de este mes.

“Siempre he pensado que cuando retratas a una familia, también retratas a un universo. Creo que todas estamos en un mismo nivel y lo que nos hace distintas, diversas y diferentes, es el contexto. Hay muchas cosas que están en lo que no se dice y yo quise decirlas”.

Considera que la política de usos y costumbres describe a la mujer indígena dentro de un mundo cerrado, pero si su manera de vivir se aterriza a las grandes ciudades, posiblemente todas estén igual y no se halle diferencia entre la mujer de mundo y la que crece en un pueblo.

“Las mujeres tenemos un himno universal en el que nos ha tocado la parte más delgada y más frágil por historia. Hoy estamos tomando las riendas de contar nuestras propias historias desde nuestro punto de vista”.

Ángeles Cruz nació en Villa Guadalupe Victoria, San Miguel el Grande en Tlaxiaco. Aunque hace tiempo salió de ahí, asegura que no ha dejado de estar porque la mitad del año vive ahí y el resto lo pasa en México o en carretera, pues siempre busca la manera de viajar.

“Estar presente me ha permitido nunca dejar de ser parte, siempre estoy en las actividades de la comunidad, del pueblo, de las asambleas y de las cosas que hacemos. No soy una persona que viene de fuera a contar lo que yo imagino o pienso de cómo vivimos, estoy hablando de la realidad”.

Su visión de la sexualidad de las indígenas, dice, es interna y no externa, es menos morbosa y más de una búsqueda, es más de preguntas y no tanto de respuestas.

“Yo observo y escucho. Mis historias tienen mucho de la realidad, quizá por eso es que no hago documental, pero sí una ficción montada a partir de lo que es real y cierto. Busco que la gente no se sienta observada, más bien, que se sienta en confianza para que yo pueda retratarla”.

Gracias a que sostiene una buena relación con las mujeres de su comunidad, no fue necesario hacer entrevistas para saber de su vida íntima. “Sólo las observé, las escuché y ellas saben que hay una parte de respeto que se queda ahí y otra que dimensionas con las enseñanzas que me da el compartir la vida”.

Nudo mixteco es el largometraje que abrirá la sección de Cine en Construcción de San Sebastián, lo cual tiene muy nerviosa a Ángeles Cruz, pues nunca imaginó presentar alguno de sus trabajos en un evento fílmico de importancia mundial para el cine iberoamericano.

“Nuestro trabajo habla por nosotros, y es lo que hablará de aquí en adelante. Ahí está la película y se me va el alma al darla a conocer, pero también sé que ahora seguirá su propio camino”, comentó la ganadora de la Diosa de Plata al Mejor Cortometraje por La Tiricia o cómo cortar la tristeza.

“Esperamos conseguir los recursos para terminarla y ojalá que le guste a la gente. Son personas que seguramente no saben nada de mí ni de las otras películas que están en el cartel y que son óperas primas. Ojalá que de aquí, cualquiera de los cineastas que participamos, logre trascender.

Nudo mixteco, cuyos diálogos son en mixteco, fue rodada durante cuatro semanas a inicios del año en curso. Es el primer filme de la casa productora Madrecine, organismo fundado por Cruz en conjunto con Lucía Carreras y Lola Obando.

Se benefició del Estímulo Fiscal a Proyectos de Inversión en la Producción y Distribución Cinematográfica Nacional (Eficine) y del Fondo para la Producción Cinematográfica de Calidad (Foprocine).

Actores profesionales y novatos participaron en la producción. Todos se quedaron con el papel gracias a una audición. Destacan los nombres de Myriam Bravo, Sonia Couoh, Aída López, Eileen Yáñez y Noé Hernández.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...