17 de junio de 2019 notifications
menu
Nacional

México debe apoyar al pueblo cubano, dice embajador en la isla

Primera parte de dos

NOTIMEX
CIUDAD DE MÉXICO, jueves 23 de mayo 2019, actualizada 12:01 pm

Enlace copiado

México condena la política de Estados Unidos en contra de Cuba porque son anormales e ilegales las medidas aplicadas por la administración de Donald Trump de bloquear y asfixiar, no a un gobierno, sino a todo un pueblo, indicó el nuevo embajador de México en la isla, Miguel Díaz Reynoso.

En entrevista con Notimex, el diplomático expresó que ante tal coyuntura, México tiene la obligación de voltear nuevamente hacia Cuba y ver cómo puede ayudarla, siempre con apego a sus principios de política exterior de no intervención y de respeto a la autodeterminación de los pueblos.

Subrayó que dichos principios deben estar presentes en este momento, cuando se necesita demostrar que México está con Cuba, a pesar de las nuevas intenciones de la Unión Americana de cerrarle el paso y de ahogarla.

“Vienen más tiempos difíciles para Cuba y puede estar absolutamente segura de que va a tener el apoyo de México”, reafirmó el diplomático mexicano.

A lo largo de la historia, mencionó, México ha demostrado, con Cuba y otros países, que es fiel a sus principios y compromisos, de tal manera que por congruencia, es necesario hacer énfasis de lo que somos: hermanos de Cuba y defensores de la legalidad internacional.

Consideró que la actual actitud del gobierno estadounidense va encaminada al retroceso, porque corta los avances que se habían logrado en la administración pasada, cuando se ampliaron las libertades de los cubanos con el mayor acceso a Internet y de comunicación con el mundo.

Sin embargo, aclaró que la propia coyuntura puede abrir oportunidades para México, ya que hay un reencuentro de intereses entre ambos países, que ahora mantienen relaciones.

“La relación con Cuba ha tenido en algún momento altibajos o claroscuros, pero podemos reconocer que actualmente se ha abierto una gran avenida para transitar por ella con planes, con muchos actores, no nada más los gobiernos, sino los legisladores y los empresarios”, destacó.

Díaz Reynoso dijo que por instrucción del presidente Andrés Manuel López Obrador se debe fortalecer la relación con un salto cualitativo en todas las materias, pero sobre todo en temas de cooperación, es decir, en lo bilateral qué pueden hacer juntos, no nada más de México hacia Cuba, sino de Cuba hacia México.

La tarea, indicó, es ver cómo podemos ayudarnos mutuamente, particularmente en esta nueva etapa complicada para Cuba, en la que se espera que México pueda apoyar en el abasto de alimentos, herramientas, instrumentos en todos los campos, desde la construcción y la inversión.

Aclaró que no se trata de un regalo o subsidio, sino de abrirle el espacio a la pequeña, mediana empresa mexicana para que se pueda acercar a Cuba y ofrecer sus servicios y productos.

Cuba abierta a la inversión de empresas y emprendedores mexicanos

Es una oportunidad, insistió el embajador, no nada más de ayudar en el momento preciso y con los productos oportunos, sino también de hacer operaciones en Cuba que a muchas empresas les va interesar.

Mencionó que si se recorren mercados y tiendas en Cuba, se encuentran una gran cantidad de productos chinos y de Europa, cuando podrían llegar de México, lo que representaría, de entrada, bajar los costos de flete, por ejemplo.

También habría beneficios de Cuba para México, porque se puede mejorar la cooperación en materia médica, en la que los cubanos tienen grandes avances, particularmente para atender enfermedades como diabetes y cáncer de pulmón, precisó Díaz Reynoso.

En cuando a medicamentos, adelantó que hay conversaciones iniciales para explorar cuáles serían los productos, las vías y el sistema normativo que se requiere para facilitar el ingreso de los medicamentos cubanos a este país.

Ello con la idea de que pudieran formar parte del cuadro básico de los institutos de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) y del Mexicano del Seguro Social (IMSS).

En cuanto a la inversión de empresarios mexicanos en Cuba, sostuvo que se buscan incentivos para que se animen, inviertan y se instalen en Cuba.

Opinó que la relación complicada con Estados Unidos permite que muchas empresas, que no tienen nada que ver con los vecinos del norte, puedan libremente instalarse en Cuba, con la certeza de que el gobierno de México, a través de la cancillería y la Secretaría de Comercio, los acompañará en estos procesos.

La ausencia de Pro-México, consideró el diplomático, no será una desventaja, como muchos han planteado, sino una nueva oportunidad de reorganizar para que el aparato público, junto con la embajada, puedan dar asistencia y acompañamiento a los emprendedores que decidan ir a Cuba.

Reiteró que las leyes mexicanas blindan y protegen a las empresas mexicanas que en un dado caso pudieran ser susceptibles de posibles demandas provenientes de Estados Unidos derivadas de la Ley Helms-Burton Capítulo III.

Hasta el momento, señaló, no ha habido ninguna demanda, ni señalamiento en contra de alguna empresa mexicana, pero están muy atentos a ver cómo se desarrollan los acontecimientos, con la certeza de que en lo político y diplomático, México condena una decisión unilateral e ilegal hacia Cuba.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...