18 de abril de 2019 notifications
menu
Nosotros

Semana Santa en Taxco de Alarcón, Guerrero

DRA. ROSA MARÍA LACK
martes 16 de abril 2019, actualizada 4:31 am

Dra. Rosa María LackDra. Rosa María Lack

(Segunda parte)

Festividades previas y preparativas

Febrero marca el inicio de las festividades previas a la Semana Santa, pues en el martes de carnaval, se lleva a cabo la primera celebración en honor del Cristo de Ojeda, en la capilla del barrio del mismo nombre. Independientemente de la cuestión religiosa, en el atrio hay una verbena popular: fuegos artificiales, antojitos, cascarones rellenos de confeti y harina, agua perfumada y otros elementos. El platillo tradicional son las albóndigas, que se consumen con invitados de los residentes, en una convivencia que incluye a familiares, amigos y conocidos.

En Tecapulco, población a 13 kilómetros de Taxco, el primer viernes de Cuaresma hay una feria regional notable. Aparte de los festejos populares destacan las peregrinaciones provenientes de muchos sitios de los estados cercanos: Morelos y México. Se realizan carreras de relevos humanos o caravanas ciclistas con ofrendas al Cristo venerado en el lugar.

En el cuarto viernes de Cuaresma, se festeja en el Cristo de la Veracruz, popularmente conocido como El General, que preside la máxima procesión de Semana Santa: la de los Cristos, en la noche del Jueves Santo. Esta festividad es la más tradicional en Taxco, ya que de acuerdo con datos históricos, el templo de la Santa Veracruz fue el primero que se construyó en la ciudad. En su tiempo, esta feria fue la más importante de la región y alcanzó tal trascendencia que comerciantes de otras entidades del país acudían a ella, como lo hacen actualmente, con la diferencia de que los productos que antaño se ofertaban, en su mayoría artesanales, han cedido su lugar a otros modernos y elaborados con las tecnologías de hoy.

Los vecinos de Taxco y de comunidades cercanas concurrían a la fiesta del cuarto viernes para adquirir cosas que en otras épocas no se hallaban, así como para disfrutar de los atractivos que sólo en esa ocasión podían admirarse, sobre todo carpas y juegos mecánicos, cuyo traslado representaba grandes dificultades por la carencia de adecuadas vías de comunicación.

Entre los poblados que celebran con mayor devoción los viernes de Cuaresma, cabe señalar a Paintla, pues a su templo acuden gran cantidad de feligreses, durante el Viernes de Dolores (sexto de la Cuaresma), en honor de la Virgen de los Dolores, venerada en esa población. En menor grado, los festejos también ocurren en Acamixtla, Arroyo y Casahuates, entre otros, así como en algunos barrios y colonias de Taxco que cuentan con su propio Cristo.

El miércoles de la sexta semana de Cuaresma tiene lugar el Día del Jarro (a partir de este año, convertido en Feria del Jarro, por iniciativa del señor Tufic Majul Estrada, con la colaboración de las autoridades municipales y la Plaza de la Borda o Zócalo de la ciudad, que es su sede): artesanos de otros sitios de Guerrero y de estados vecinos (Michoacán, México, Puebla y Tlaxcala) se establecían en la céntrica calle Los Pajaritos, ofertando sus productos de alfarería (jarros, cazuelas, ollas, tinajas, macetas y muchos más).

Otro elemento tradicional de esta festividad son las chirimías, un grupo de filarmónicos que con instrumentos rudimentarios, como flautas y tambores, interpretan música sacra tradicional.

Los preparativos de las festividades de Semana Santa en Taxco inician prácticamente desde que ésta termina, pues sus organizadores en las hermandades se mantienen en actividad, trabajando en la siguiente celebración. Los retiros, pláticas y reuniones son frecuentes durante todo el año, intensificándose a partir del Miércoles de Ceniza.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando tendencia...