19 de julio de 2019 notifications
menu desktop_windows
Internacional

Moon defiende que en Vietnam hubo 'progresos significativos'

EFE
SEÚL, COREA DEL SUR, jueves 28 de febrero 2019, actualizada 10:10 pm

Enlace copiado

El presidente surcoreano, Moon Jae-in, defendió hoy que en la fallida cumbre de Hanói entre EUA y Corea del Norte se lograron "progresos significativos" e instó a seguir trabajando en pos de la unificación de las dos Coreas.

En su discurso pronunciado con motivo del centenario del movimiento de independencia nacional coreano, que surgió en respuesta a la colonización japonesa de la península (1910-1945), Moon quiso mostrarse optimista con respecto a la cumbre pese a que Washington y Pionyang no lograron firmar una declaración conjunta.

La cumbre de Hanói "logró progresos significativos, dado que los dos mandatarios (el presidente de EUA, Donald Trump, y el líder norcoreano, Kim Jong-un) mantuvieron conversaciones en profundidad, impulsaron el entendimiento mutuo y generaron más confianza", dijo Moon en una alocución pronunciada en el centro de Seúl.

Vistiendo "hanbok" (el traje tradicional coreano), Moon dijo que lo acaecido en Vietnam es "parte de un proceso para la firma de un acuerdo de mayor nivel" y destacó que el rol de su Gobierno, que ha sido clave para mediar entre EUA y Corea del Norte, "se ha tornado ahora más importante que nunca".

Trump y Kim no lograron firmar el jueves una declaración conjunta a raíz de su desacuerdo en las negociaciones para la desnuclearización de Corea del Norte.

Pese al fiasco, Moon aseguró hoy que consultará con Washington "maneras de reiniciar el turismo en el Monte Kumgang y las operaciones en el complejo industrial de Kaesong".

Se trata de los dos principales proyectos de cooperación intercoreana y su futuro dependía en gran parte de la cumbre, ya que se esperaba que un acuerdo en Hanói hubiera permitido eximir a ambos de las sanciones internacionales que pesan sobre el régimen de Pionyang por sus pruebas de armas para su futura reactivación.

En todo caso, el presidente surcoreano quiso subrayar los enormes progresos cosechados en el último año gracias al acercamiento entre las dos Coreas tras años de duras tensiones y prometió más avances en pos de la unificación, que, dijo, "no tiene por qué quedar lejos".

Corea del Norte en todo caso rechazó celebrar conjuntamente con Corea del Sur el centenario del llamado "Movimiento del 1 de marzo" en parte porque Pionyang nunca ha reconocido el Gobierno en el exilio que surgió a partir de esta rebelión, que estalló en 1919.

Tras la derrota de Japón en la Segunda Guerra Mundial, en 1945 la península quedó dividida en dos bajo la tutela de la Unión Soviética (norte) y EUA (sur), una fractura que persiste hasta el día de hoy.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...