Columnas Deportes
HIRAM ALCALÁ Viernes 10 de ago 2018, actualizada 9:29am ... Anterior El Siglo 1 de 2 Siguiente ... El Siglo

Saque de Meta

El Siglo
TORREÓN, COAH.-
¡CULPABLES TODOS!

Viernes por fin, después de una semana turbulenta en Santos Laguna que dejó sorprendido a todo mundo, luego de que el club anunciara que el director técnico Robert Dante Siboldi presentó su renuncia y con él se va el cuerpo técnico.

Primero que nada un comunicado por parte de los Guerreros mal redactado, que dejó más dudas que respuestas sobre lo ocurrido, en el mismo ni siquiera se mencionan los nombres de Siboldi y de Leandro Cufré, simplemente se habla de que hubo diferencias y de la renuncia del cuerpo técnico. Las caras de sorpresa y rumores empezaron a correr por La Laguna y por todo México, ¿Cómo era posible que así de fácil se fuera el entrenador campeón del futbol mexicano?

Santos tomó sin dudar la renuncia, por lo que estaba claro la gravedad del asunto ocurrido. La realidad es que todas las partes tuvieron su pedazo de culpa en todo este embrollo, es lo que tratamos de explicarnos todo el mundo, con columnas en periódicos nacionales, comentarios y vídeos en redes sociales, con ellos se trata de rellenar los vacíos de información.

Resulta que el pleito habría sido por diferencias entre el cuerpo técnico, específicamente entre Siboldi y Cufré, y que ya vendrían desde el torneo pasado pero se maquilló con el buen desempeño del equipo albiverde, que a la postre logró el título del Clausura 2018, pero los egos terminaron por estallar muy temprano en este Apertura 2018. Aquí es donde viene la parte de culpa del Santos, si ya sabían que había rencillas porque lo dejaron que continuara, si Robert era el jefe, debió tener el derecho para separar a Leandro de su equipo de trabajo, mándalo a fuerzas básicas a que apoye en otro nivel, ese apoyo debería haber existido de forma literal por parte de la directiva con el estratega, y no que simplemente se sentenciará a los dos con el "una más y se van".

"La traición y la mentira no son parte de mi código de valores, y como mis valores se cuestionaron preferí tomar distancia". Parte del comunicado de Siboldi donde habla de traición, lo cual se entiende desde el mismo cuerpo técnico, y después se da por hecho que los que cuestionaron sus valores fueron la directiva. El detalle con el entrenador es que debería haber mostrado autoridad desde el primer momento que se dio alguna diferencia importante con su cuerpo técnico, no dejar que creciera más hasta que lo rebasara, que al final fue lo que pasó. Sus decisiones técnicas como entrenador deben de ser respetadas, como las de cualquier gerente en una empresa, pero si lo dejas crecer y dejas que los detalles pasen, se convierte en una bomba de tiempo, donde solamente se espera el momento de la explosión y es lo que ha pasado con Siboldi en Santos.

Por otro lado se describe a Gerardo Alcoba como un tipo de carácter y temperamento, en Pumas ya había tenido diferencias con un técnico y quizá ahora se entiende un poco porque lo dejó ir el equipo universitario, que a pesar de su gran nivel lo negoció al tercer año en el club. El futbolista está a las órdenes del entrenador, puede pedir explicaciones y hablarlo, pero jamás puede exigir cosas, cuando comienza a pasar esto, la directiva debe tener cuidado, porque se comienza a empoderar el vestidor y toman la batuta de "líder" y a la larga hacen lo que quieren, como ha pasado cientos de veces en el futbol mundial.

No queda más que esperar a que las partes sanen heridas, el jugador tendrá un escenario inmediato complicado con la afición, tendrá que trabajar para recuperar la confianza que se había ganado en ese camino al título del torneo pasado, la directiva tendrá que volver a poner atención en el proceso y desarrollo del equipo, con la esperanza de que Salvador Reyes sea el entrenador indicado para que los Guerreros se mantengan en el camino.

Por Siboldi no queda más que agradecerle, si el club no lo hizo públicamente en su salida, al menos en estas líneas y la afición en redes si lo hace. Se agradece su entrega en el banquillo, el darle la vuelta a la realidad santista, cuando tomó el equipo en un punto muy bajo y logró que la identidad albiverde se reflejara, convertirlos en Guerreros de nueva cuenta, lo que al final los hizo levantar el trofeo de campeones. Buena suerte en lo que venga, Robert.

Así llegamos al final de este triste y sorpresivo Saque de Meta, espero sus comentarios vía Twitter en @Hiram_07 o directo en mi correo electrónico, que tengan un excelente fin de semana.

Hiram Alcalá

[email protected]


Etiquetas: Saque de Meta

Más de Columnas Deportes

... Anterior El Siglo Siguiente ... El Siglo


- IMP
El Siglo
El Siglo0
RELACIONADAS
Ver más
DESTACAMOS
El Siglo
COMENTA ESTA NOTICIA
El Siglo
Cargar comentarios

Foros Torreón / Blogs de El Siglo / Más comentarios

Ordenar en línea Edición impresa + Internet
ADEMÁS LEE El Siglo

© 2018. El Siglo - Cía. Editora de la Laguna S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.
Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google | Facebook | Twitter
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
I.S. o asterisco (*) significa inserción solicitada


Síguenos en:

Hay usuarios en línea y registrados. »IR AL CHAT