19 de febrero de 2019 notifications search
menu
Espectáculos

SINFONÍA DE IDEAS

¿MITO O REALIDAD? ROMPIENDO COPAS A GRITOS

PAULINA VILLARREAL
TORREÓN, COAH , viernes 23 de febrero 2018, actualizada 9:30 am


El canto operístico es sin duda una de las hazañas más impresionantes que se pueden lograr con un cuerpo humano. Los músculos y resonadores del cuerpo tienen una función primaria de supervivencia, pero la sagacidad del individuo ha transformado la voz humana en el instrumento de viento más espléndido y poderoso.

Discutiblemente, lo más impactante que puede lograr el cantante operístico es alterar el estado físico de materiales como el vidrio. Aunque pueda parecer el acto principal de algún espectáculo de magia, tal labor es el resultado de nada más y nada menos que un fenómeno de la física.

Todos los materiales físicos en el planeta tienen una frecuencia de resonancia natural. Una copa de vidrio es especialmente resonante por su delicado material, pero también por su figura semi tubular hueca. Es por esto que cuando brindamos, las copas producen un "cling" placentero al oído que dura unos cuantos segundos. Si un cantante operístico canta la misma nota musical en donde la copa de vidrio tiene su resonancia natural, las moléculas de aire alrededor de la copa van a vibrar en sintonía con las vibraciones producidas por el cantante, causando oscilación en el vidrio.

Aunque suene sencillo, existen tres elementos que indispensablemente deben estar presentes para que la copa pueda romperse. El cantante debe producir la misma nota musical en la cual la copa de vidrio tiene su resonancia natural (que no es necesariamente un Do sobreagudo), pero la debe de producir también con extrema potencia para causar vibraciones poderosas.

El grosor de la copa debe de ser delgado y fino, pues solo así será lo suficientemente resonante. La tercera y última es la más importante: ¡Tener suerte!

La copa solo se romperá si tiene los defectos suficientes, como grietas o traumas microscópicos invisibles al ojo humano en los lugares clave. Entonces, para que la diva operística logre esta asombrosa función digna del Cirque du Soleil, va a necesitar mucha suerte para encontrar la copa perfecta ya que, aunque las unidades parezcan iguales en apariencia, todas son radicalmente diferentes a nivel microscópico.

Hoy en día existen vastos rumores de que cantantes famosos han logrado romper hasta tarros de cerveza, pero la física y la historia no fomentan tales afirmaciones.

Si algún cantante asegura poder lograr tal acontecimiento regularmente gracias a su técnica vocal, probablemente sólo lo logre como lo obtuvo el retrato famoso de la señora obesa en las series de Harry Potter: ¡Va a golpear la copa disimuladamente contra la pared cuando todos se distraigan!

TAGS
RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando tendencia...