Espectáculos
AGENCIAS Lunes 17 de jul 2017, 10:27am ... Anterior 4 de 30 Siguiente ...

Lejos de la fama, cerca de la soledad

...

CIUDAD DE MÉXICO.-

Hace 73 años nació La Casa del Actor IAP Mario Moreno Cantinflas, creada por "El Gran mimo de México" con la consigna de brindar apoyo al gremio artístico nacional que lo necesitara o solicitara.

Por sus instalaciones ha pasado un centenar de artistas que en sus épocas mozas brindaron risas, lágrimas y entretenimiento a los mexicanos.

Actualmente, el lugar lucha por sobrevivir, dar sustento a los actores veteranos y mantenerse, pese a las vicisitudes y problemas.

La Casa se niega a quedar en el olvido, como le sucedió a algunas de las luminarias que hoy pasan sus últimos días en este inmueble ubicado al sur de la Ciudad de México. Por eso, Maty Huitrón, presidenta vitalicia del sitio, tiene claro que si desea continuar con su labor y que la institución subsista, el lugar tiene que ser autosustentable y cada vez depender menos de donaciones o sindicatos.

A lo largo de su mandato de casi tres décadas, conseguir los fondos necesarios para abrigar a más colegas y luchar por darles cobijo y sustento ha sido su consigna, algo que, señaló, no es sencillo.

"Cuando recién tomé el cargo, la casa era una porquería, se estaba cayendo a pedazos, la habían manejado de mala manera, Mario (Moreno) confió en una persona que lo traicionó y manejó mal el lugar. No había espació suficiente para los compañeros, sólo había dos baños para todo el terreno, teníamos lista de espera para recibir a más personas y es un sentimiento muy triste tener que esperar a que alguien se muriera para poder recibir a uno más", explicó la actriz.

Actualmente y bajo su mandato Huitrón consiguió ampliar el lugar de casi 5 mil metros cuadrados.

Ahora la casa pasó de tener 35 habitaciones a 75, cada una con servicios como baño propio, smart TV, comunicación directa con los servicios de emergencia.

Además, los residentes cuentan con servicio de enfermeras y cuidadoras las 24 horas -si así lo requieren-, alimento tres veces al día, vestimenta, sala de Internet y otra de terapia física.

Mantener el inmueble, que desde su creación en 1944 es una Institución de Asistencia Privada (AIP), no es barato. Tan sólo para alimentar a los 35 inquilinos con los que actualmente se cuenta se gastan al mes entre 350 y 400 mil pesos, y este dinero proviene en gran parte de la Asociación Nacional de Actores (ANDA).

Este edificio desde hace tres décadas tiene abiertas sus puertas a toda la comunidad artística nacional, sean o no agremiados de algún sindicato, por eso Maty y el consejo tienen que salir a pedir donativos con los cuales mantener el lugar.

"Busco que me den donativos para sufragar los gastos de los artistas que no están inscritos en la ANDA, que es sobre 5%. A mí en la ANDA me dan el dinero de la gente que está inscrita, que ha cotizado, pero yo siempre tengo un 5% en donde entran actores, escritores, directores, productores y periodistas, pues considero que todos somos del mismo gremio, la gente que está aquí no paga ni nada, corremos con sus gastos, entre la ANDA y donaciones", explicó.

Maty explicó que de momento la casa no se ampliará, pues lo que en realidad necesitan en este momento no son más habitaciones. "Lo que requerimos es el dinero para poder seguir manteniéndola".

Para ello, desde hace seis meses compraron un predio en la misma calle en que se ubica la Casa del Actor, el cual espera que tras pasar los trámites burocráticos pueda convertirlo en estacionamiento y el dinero que se recabe vaya a una cuenta para la manutención de la institución.

"Con 5 millones de pesos de donativos compramos en diciembre el edificio de al lado, estamos luchando para que nos den la autorización para construir un estacionamiento porque entre que la ANDA está bien y mal y que hay problemas, no nos podemos atener a lo que nos dan. Lo que esperamos hacer es que la casa se mantenga por sí misma", dijo.

Además de este futuro estacionamiento, el patronato cuenta con un edificio en la calle de Londres, en la colonia Juárez, mismo que se renta y el dinero obtenido también es para el mantenimiento de la Casa.

"Al morir, Caridad Bravo Adams dejó 50% de la herencia de sus libros y novelas a nosotros y el otro 50% a Sogem (Sociedad General de Escritores de México), entonces se vendieron los derechos a Televisa y de ese dinero que nos dieron a nosotros (25 millones de pesos) compramos el edificio de la Juárez. Costó 15 millones y medio y de ahí se hizo una cuenta para que todas las rentas que se cobran de esas oficinas se depositen ahí. Las escuelas que ocupan nuestro teatro nos dan un donativo de 3 mil pesos, ya que no podemos rentarlos al ser una AIP", añadió.

El 20 de febrero de 1944 se inauguró la Casa del Actor, proyecto impulsado por Mario Moreno, "Cantinflas", quien era presidente de la ANDA.

Ropa que ha sido utilizada por actores en algunas películas y programas de televisión se resguardan en una parte del edificio.

La Casa del Actor ofrece un total de 75 cuartos para los actores. Una parte del mantenimiento proviene de un edificio que rentan, ubicado en la colonia Juárez.

Las instalaciones incluyen una capilla en la que se realizan servicios religiosos para los residentes de la Casa del Actor e incluso para sus familiares.

También hay un espacio para fotografías de algunos de los actores que han estado en la Casa, así como obras de arte que han pintado.

El galán por antonomasia de la telenovela estuvo un tiempo en la casa pero su esposa decidió sacarlo en medio de acusaciones por descuido. Huitrón dice que es la esposa quien no lo cuida.

Baluarte del cine de la época de oro y recordado como galán en muchas películas, Cordero vivió sus últimos años en la Casa del Actor pero su familia lo sacó dos semanas antes de morir.

Famosa por su escultural figura, la cantante y actriz padeció cáncer y estuvo cuatro meses en la casa, donde encontró un refugio en el duro proceso de quimioterapias.

Una casa llena de amor y polémicas

A lo largo de las casi tres décadas que lleva la actual administración de La Casa del Actor IAP Mario Moreno "Cantinflas", la inevitable muerte de artistas ha sucedido en distintas circunstancias. Unos han fallecido en paz, otros en medio de conflictos o en el olvido y algunos más han perecido por enfermedades terminales.

Esto sin contar los problemas legales en los que ha estado involucrada la institución en su lucha por mantenerse en pie. Uno de ellos, el que tuvo con la Asociación Nacional de Actores (ANDA).

Desde hace 10 años la relación entre la ANDA y la Casa del Actor ha sido tensa, en diversas ocasiones hasta demandas han interpuesto y muchas de esos conflictos se deben a que la asociación no le ha otorgado el dinero de los agremiados a la institución presidida por Maty Huitrón.

La batalla más reciente se vivió hace tres años cuando Maty demandó a la ANDA por no pasar la manutención que ascendía en ese momento a dos millones 800 mil pesos.

Actualmente, Huitrón dice que los temas económicos entre ambas partes están bien, aunque no sabe hasta cuándo.

Además de los conflictos con sindicatos, Huitrón explicó que una de las cosas más complicadas de estar al frente de la institución es ver cómo las familias se llevan a los inquilinos contra su voluntad.

Un caso reciente es el del actor Rogelio Guerra, quien en palabras de Maty fue sacado de la residencia contra su voluntad. Tras su partida del lugar -dice-su salud ha deteriorado.

"Cuando llegó aquí estaba mal, nosotros lo atendimos y lo tratamos bien, incluso en los seis meses que permaneció aquí, mejoró, subió de peso y hasta sonreía, yo no pude hacer nada para que no se lo llevaran, al final es su familia. Amigos me han dicho que lo han visto muy mal ahora", dijo.

Al igual que Guerra, la también madre de Carla Estrada recordó que algo similar pasó con Joaquín Cordero, quien su familia se lo llevó de la casa con mentiras.

"Vivía bien aquí pero un día su familia dijo que lo llevaría al médico, hasta se llevaron a la enfermera pero a medio camino la bajaron del auto y nunca lo regresaron. Al final Joaquín murió a las dos semanas", explicó.

Este año la Casa vio partir víctima de cáncer a la actriz Abril Capillo, quien tras luchar contra la enfermedad pereció el 17 de marzo.

Campillo pasó sus últimos días en la institución ya que decía que quería estar tranquila mientras acababa sus sesiones de quimioterapias.

El deceso ocurrió a las 12:25 horas, mientras la actriz permanecía dormida en su habitación, dentro de La Casa del Actor. En el recuerdo de Huitrón quedaron los cuatro meses que estuvo en el lugar, justo después de haber estado internada en el hospital.

Utopía hecha realidad

La Casa del Actor cumple 73 años de existir:

⇒ ⇒ ⇒ ⇒ ⇒

Inquilinos de lujo

Actores que han vivido en la Casa del Artista.

⇒ ⇒ ⇒



Lejos de la fama, cerca de la soledadLejos de la fama, cerca de la soledadLejos de la fama, cerca de la soledadLejos de la fama, cerca de la soledadLejos de la fama, cerca de la soledadLejos de la fama, cerca de la soledadLejos de la fama, cerca de la soledad

Etiquetas: Mario MorenoCantinflas

Más de Espectáculos

... Anterior Siguiente ...


0
RELACIONADAS
Ver más
DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA

Cargar comentarios

Foros Torreón / Blogs de El Siglo / Más comentarios

Ordenar en línea Edición impresa + Internet
ADEMÁS LEE

Cia. Editora de la Laguna. Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google | Facebook | Twitter
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
I.S. o asterisco (*) significa inserción solicitada
Síguenos en:


Hay usuarios en línea y registrados. »IR AL CHAT