Actores que desaparecieron tras una mala película

Espectáculos AGENCIAS

Si una buena película puede catapultar a un actor, entonces una mala película podría tal vez hacer lo contrario.

Para estos artistas, la mala fortuna llegó de la mano de un proyecto al que no le fue muy bien entre la audiencia y el público. Esto afectó su carrera, de una forma u otra, y no todos han sabido sacudírselo con éxito.

Lindsay Lohan – I Know Who Killed Me


Lohan fue una de las grandes de su generación y sí, todos la conocemos y la seguimos aún en sus aventuras en el medio, pero hace mucho que no aparece frente a la cámara de cine, o la televisión. Uno de sus grandes tropiezos, y ya venía arrastrando algunos, fue este thriller confuso que varios calificaron como absurdo y plano.Hayden Christensen – Takers



Podríamos debatir que la carrera de Hayden encontró un colapso con lo hecho en Star Wars, pero no es del todo cierto. El canadiense hizo después varias otras cintas, el problema es que fueron proyectos con muchas malas críticas. La película que finalmente lo puso en entredicho fue Takers, donde aparecían actores como Idris Elba, Paul Walker o Matt Dillon, que hay que decir se recuperaron mejor que Christensen de las malas reseñas.Brandon Routh y Kate Bowsworth – Superman regresa


Se supone que iba a ser una de las grandes cintas de superhéroes que triunfara entre la oferta que comenzaba a ponerse de moda, pero el resultado fue muy plano y poco favorecedor para los personajes. Routh no ha vuelto a salir en nada sonado, pero hasta la carrera de Bowsworth como que se estancó. Siguen actuando, sólo hay que fijarse bien en su filmografía.Emile Hirsch – Speed Racer

El actor llevaba una buena racha con películas comerciales y entretenidas, pero mientras esta cinta de las hermanas Wachowski debía ser el éxito blockbuster más esperado, no lo fue. No recibió muchas palabras favorables y la tacharon de demasiado infantil. Esto desapareció un poco a Emile del foco público, y si bien hizo varias cintas de otro corte que le ganaron reconocimiento, nunca volvió a la cima de la fama.Sean Connery – The League of Extraordinary Gentlemen

Dicen que esta es la cinta que provocó que Connery dejara finalmente, por completo, la actuación. No ha hecho otra película desde entonces y es que técnicamente ya está retirado. Hay quien dice que todo fue por culpa del descontento de hacer esta cinta de aventuras que nunca cumplió por completo con las expectativas de la audiencia.Chris O’donnell – Batman y Robin

Este actor traía consigo mucha fama y proyectos de éxito para cuando aceptó participar en esta cinta de superhéroes. Un filme de estas dimensiones no tenía por qué salir mal, hasta que la gente vio el resultado y consideró a la cuarta película de la saga un verdadero desastre. Y la fama de Chris se fue en picada.

Actores que desaparecieron tras una mala película

6 fotos, Si una buena película puede catapultar a un actor, entonces una mala película podría tal vez hacer lo contrario.

Para estos artistas, la mala fortuna llegó de la mano de un proyecto al que no le fue muy bien entre la audiencia y el público. Esto afectó su carrera, de una forma u otra, y no todos han sabido sacudírselo con éxito. »


Lindsay Lohan – I Know Who Killed Me


Lohan fue una de las grandes de su generación y sí, todos la conocemos y la seguimos aún en sus aventuras en el medio, pero hace mucho que no aparece frente a la cámara de cine, o la televisión. Uno de sus grandes tropiezos, y ya venía arrastrando algunos, fue este thriller confuso que varios calificaron como absurdo y plano.

Hayden Christensen – Takers



Podríamos debatir que la carrera de Hayden encontró un colapso con lo hecho en Star Wars, pero no es del todo cierto. El canadiense hizo después varias otras cintas, el problema es que fueron proyectos con muchas malas críticas. La película que finalmente lo puso en entredicho fue Takers, donde aparecían actores como Idris Elba, Paul Walker o Matt Dillon, que hay que decir se recuperaron mejor que Christensen de las malas reseñas.

Brandon Routh y Kate Bowsworth – Superman regresa


Se supone que iba a ser una de las grandes cintas de superhéroes que triunfara entre la oferta que comenzaba a ponerse de moda, pero el resultado fue muy plano y poco favorecedor para los personajes. Routh no ha vuelto a salir en nada sonado, pero hasta la carrera de Bowsworth como que se estancó. Siguen actuando, sólo hay que fijarse bien en su filmografía.

Emile Hirsch – Speed Racer

El actor llevaba una buena racha con películas comerciales y entretenidas, pero mientras esta cinta de las hermanas Wachowski debía ser el éxito blockbuster más esperado, no lo fue. No recibió muchas palabras favorables y la tacharon de demasiado infantil. Esto desapareció un poco a Emile del foco público, y si bien hizo varias cintas de otro corte que le ganaron reconocimiento, nunca volvió a la cima de la fama.

Sean Connery – The League of Extraordinary Gentlemen

Dicen que esta es la cinta que provocó que Connery dejara finalmente, por completo, la actuación. No ha hecho otra película desde entonces y es que técnicamente ya está retirado. Hay quien dice que todo fue por culpa del descontento de hacer esta cinta de aventuras que nunca cumplió por completo con las expectativas de la audiencia.

Chris O’donnell – Batman y Robin

Este actor traía consigo mucha fama y proyectos de éxito para cuando aceptó participar en esta cinta de superhéroes. Un filme de estas dimensiones no tenía por qué salir mal, hasta que la gente vio el resultado y consideró a la cuarta película de la saga un verdadero desastre. Y la fama de Chris se fue en picada.

Comentarios

Fotos más vistas