Hará Eslovaquia pruebas de COVID-19 a toda su población en un fin de semana

Internacional EFE

El Gobierno de Eslovaquia aprobó este domingo hacer pruebas rápidas de COVID-19 a toda la población en un fin de semana y se convierte en el primer país que toma esa medida para detectar y aislar el virus, informó el ministro de Defensa, Jaroslav Nad.


"El operativo estará a cargo de las Fuerzas Armadas", declaró Nad tras un consejo de ministros extraordinario celebrado en Bratislava, la capital del país centroeuropeo de 5.5 millones de habitantes.

El titular de Defensa precisó a la prensa que se movilizarán 8,000 efectivos hasta el fin de semana del 31 de octubre y 1 de noviembre, cuando toda la ciudadanía está convocada para hacerse la prueba de antígenos en el colegio electoral donde acude a votar.

En Eslovaquia hay unos 6,000 colegios electorales y en cada uno habrá un equipo de militares, sanitarios y personal civil para recoger las pruebas y coordinar el proceso.

"Para que tengamos éxito, será necesario que vaya el máximo número de gente", puntualizó por su parte el primer ministro, Igor Matovic, que se inclina por una prueba voluntaria, aunque no se descarta que finalmente sea obligatoria.

"No tenemos aún respuesta definitiva sobre si será o no voluntario y sobre los incentivos y desincentivos para acudir al test", indicó Matovic.

En caso de ser obligatorio sería necesaria una reforma legal exprés, mientras que si fuera voluntario el Ejecutivo sugirió ayer que aquellos que se negasen podrían perder el derecho a percibir ciertas ayudas sociales y exenciones fiscales.

Quedarán exentos del test los menores de diez años, siguiendo el consejo de los pediatras.

Eslovaquia tiene 292 contagios acumulados en los últimos catorce días sobre 100,000 habitantes, y ha registrado un total de 28,268 casos desde el inicio de la pandemia, en la que han fallecido 82 personas.

Aunque las pruebas rápidas son menos precisas que las pruebas PCR, el resultado está disponible en unos pocos minutos.

Matovic dijo la víspera que los ciudadanos acudirían a los centros para las pruebas de forma escalonada para evitar así aglomeraciones, pero ni él ni ningún miembro de su Ejecutivo de coalición han dado detalles sobre cómo se realizará el operativo.

Sí que se confirmó que habrá una primera prueba experimental en cuatro localidades del país -especialmente afectadas por la pandemia- el próximo fin de semana, mientras que el resto de la población tendría que hacerse el test durante el fin de semana del 31 de octubre y 1 de noviembre.

El primer ministro informó la víspera que los planes y las compras de material -han encargado 13 millones de test de antígenos- han estado bajo secreto hasta garantizar la posesión de lo necesario para las pruebas.

Eslovaquia ha experimentado un repunte en el número de casos confirmados. La semana pasada superó por primera vez el millar de casos diarios y el pasado jueves traspasó los 2,000 casos diarios registrados.

El Gobierno de Eslovaquia aprobó este domingo hacer pruebas rápidas de COVID-19 a toda la población en un fin de semana y se convierte en el primer país que toma esa medida para detectar y aislar el virus. (ARCHIVO)

COMENTARIOS

Comentar esta nota
Noticias relacionadas
Tendencia
SUCESOS
PORTADA