Nombra Somalia fiscal especial para investigar asesinatos de periodistas

Internacional EFE

El Gobierno de Somalia anunció este miércoles el nombramiento de un fiscal especial para investigar crímenes cometidos contra periodistas en este país, la nación de África subsahariana donde más trabajadores de la información han sido asesinados en lo que va de año.


"Esta oportuna intervención se realiza para garantizar que nuestros periodistas y sus familias encuentren justicia contra los perpetradores de ataques selectivos y asesinatos dirigidos a los profesionales somalíes de los medios", explicó el director de Comunicación de Presidencia, Abdinur Mohamed Ahmed.

Al menos 69 periodistas han sido asesinados en Somalia desde 1992 a 2020, según el Comité de Protección de Periodistas (CPJ), y 64 del 2005 al 2020, según Reporteros Sin Fronteras (RSF), de los cuales dos han fallecido este año: el periodista "free lance" (independiente) Abdiwali Ali Hassan, el pasado febrero, y Said Yusuf Ali, reportero de la televisión privada Kalsan, en mayo.

El Gobierno, según aseguró el portavoz de Villa Somalia, está comprometido a crear un ambiente seguro para ejercer el periodismo en el país y consideró que "es el momento de acabar con la impunidad contra la prensa".

"Es un gran paso para acabar con la impunidad y proteger a los periodistas en el país más letal para reporteros de África subsahariana", consideró la RSF en un comunicado, en el que pide que la iniciativa se apoye con medios e información para que pueda prosperar.

Este nombramiento se produce después del fallo judicial de un juzgado local de Somalia del pasado mayo que le daba la razón al Sindicato Nacional de Periodistas de Somalia (NUSOJ) y obligaba a la Fiscalía a comenzar a investigar los crímenes contra periodistas.

Se trata de "un paso significativo en la buena dirección para poner fin a la impunidad de los crímenes cometidos contra periodistas somalíes", alegó el secretario general del sindicato, Omar Faruk Osman a la agencia de noticias somalí SONNA.

Este movimiento se produce después de que organizaciones como RSF criticasen que la modificación de la Ley de Medios que se realizó hace dos semanas no acabase contra los arrestos arbitrarios de periodistas y las acusaciones de terrorismo.

La modificada ley de Medios sustituye a la de 2016, muy criticada por coartar los derechos de los periodistas, pero sigue incluyendo penas de cárcel para profesionales por realizar su trabajo.

Somalia está a la cola de la libertad de prensa y se sitúa en el puesto 163 de 180 del índice elaborado anualmente por RSF.

El Gobierno de Somalia anunció este miércoles el nombramiento de un fiscal especial para investigar crímenes cometidos contra periodistas en este país, la nación de África subsahariana donde más trabajadores de la información han sido asesinados en lo que va de año. (ESPECIAL)

COMENTARIOS

Comentar esta nota
Noticias relacionadas
Tendencia
SUCESOS
PORTADA