Gestionan recursos para plantas de aguas residuales en Gómez Palacio

Gómez Palacio y Lerdo DIANA GONZÁLEZ

Debido a que ya se encuentra rebasada la capacidad de las plantas tratadoras de aguas residuales en Gómez Palacio, la alcaldesa Marina Vitela gestiona recursos con el Gobierno federal, pues el municipio requiere de una inversión de 300 millones de pesos para obras complementarias en las plantas; sin embargo, el Ayuntamiento no puede costearla con sus propios recursos.


"Se requieren de 300 millones de pesos para las dos plantas tratadoras. Estamos planteando la necesidad e incluso que el propio Gobierno federal nos diga si hacer otras plantas o ampliar las que ya tenemos", dijo Vitela.

También mencionó que el municipio tiene que buscar proyectos con la Federación que sean de primera necesidad. "El problema es que las plantas ya están rebasadas en su capacidad, así nos las entregaron, pueden derramar y de suceder eso el agua correría hasta el río, contaminando el medio ambiente, además ocasionaría un problema de salud".

Vitela mencionó que por este motivo estuvo recientemente en la Ciudad de México tocando puertas en diferentes dependencias de orden federal.

"Yo lo he manifestado en todos los foros en los que he tenido oportunidad: en la Ciudad de México, en la Conagua, en Sedatu y ante la Secretaría de Hacienda; buscamos que en Sedatu que nos abran una puerta", dijo Vitela.

En la actualidad la infraestructura ya ha sido rebasada, por lo que las plantas operan a su máxima capacidad.

Gómez Palacio tiene dos principales plantas tratadoras que son la planta tratadora Norte, ubicada en el ejido Guadalupe, con capacidad de 500 litros por segundo y la planta tratadora Oriente, ubicada por Las Huertas, con capacidad de 120 litros por segundo.

La planta Norte trata agua residual doméstica y la planta Oriente agua del sector industrial.

El Ayuntamiento requiere de recursos federales para realizar estas inversiones y evitar multas por incumplimientos con la Norma Oficial Mexicana (NOM) de Semarnat, la cual establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas residuales en aguas y bienes nacionales, en este caso el Río Nazas, pues las condiciones de descarga (al haber derrames), son monitoreadas por la Conagua, que tienen parámetros permisibles.

Requiere de recursos federales para hacer obras complementarias o construir más plantas tratadoras.

COMENTARIOS

jose-augustosnchz-glnd396 sábado 1
presidenta, se tiene que ver de manera integral el tema: desde su conducción, las emisiones-depósitos, cumplimiento de usuarios, el manejo de plantas, el uso de agua tratada, etc. tiene un hueso duro de roer.
Comentar esta nota
Noticias relacionadas
Tendencia
SUCESOS
PORTADA