Liberarán ecosistemas más metano por el calentamiento global

Ciencia EFE

Nuevos estudios sugieren que los ecosistemas naturales, como las aguas dulces, liberarán más metano de lo calculado hasta ahora por el calentamiento global del planeta, según una investigación publicada en Nature Climate Change.


El análisis, a cargo de las universidades Queen Mary de Londres y Warwick (Reino Unido), atribuye este incremento a los cambios que se producen en el equilibrio de las comunidades microbianas dentro de los ecosistemas y que regulan las emisiones de metano.

El metano es un poderoso gas de efecto invernadero, con un potencial de calentamiento global que es aproximadamente 28 veces mayor que el dióxido de carbono en un periodo de 100 años.

Según los expertos, la producción y la eliminación del metano de los ecosistemas está regulado por dos tipos de microorganismos, los metanógenos (que producen metano naturalmente) y los metanotrofos (que eliminan metano al transformarlo en dióxido de carbono).

Estudios previos sugerían que estos dos procesos naturales muestran sensibilidades diferentes a la temperatura y podrían, por lo tanto, afectar de manera diferente al calentamiento global.

Estas universidades estudiaron el impacto del alza de las temperaturas en estas comunidades microbianas de aguas dulces y las emisiones de metano al observar el efecto de un calentamiento experimental en estanques artificiales durante 11 años.

Así, los investigadores hallaron que el calentamiento produce un incremento desproporcionado en la producción de metano.

Mark Trimmer, profesor de bioquímica de la universidad Queen Mary, señaló que el calentamiento a largo plazo modifica el equilibrio en la comunidad microbiana dentro de los ecosistemas de aguas dulces, por lo que producen más metano mientras que, en proporción, es menos oxidado en dióxido de carbono.

"Dado que el metano es un gas de efecto invernadero mucho más potente que el dióxido de carbono, estos efectos juntos incrementan el potencial del calentamiento global", añadió.

Las observaciones experimentales estuvieron apoyadas por análisis disponibles sobre las emisiones de metano obtenidas de humedales, bosques y pastizales en todo el mundo, que muestran que ecosistemas naturales más calientes también producen más metano de manera desproporcionada, señala el artículo.

"Nuestros hallazgos coinciden con lo que vemos en el mundo real en una variedad más amplia de ecosistemas. Juntos, estos resultados sugieren que, a medida que las temperaturas de la Tierra aumentan por el calentamiento global, los ecosistemas naturales seguirán liberando más metano en la atmósfera", señaló Trimmer.

Por su parte, Kevin Purdy, profesor asociado de Ecología Microbiana de la universidad de Warwick, indicó que los estudios han permitido entender mejor cómo el calentamiento global puede afectar las emisiones de metano de las aguas dulces.

"Esto quiere decir que las futuras predicciones sobre las emisiones de metano necesitan tener en cuenta cómo los ecosistemas y sus comunidades microbianas residentes cambiarán a medida que el planeta se calienta", subrayó Purdy.

Nuevos estudios sugieren que los ecosistemas naturales, como las aguas dulces, liberarán más metano de lo calculado hasta ahora por el calentamiento global del planeta. (ARCHIVO)

COMENTARIOS

Comentar esta nota
Noticias relacionadas
Tendencia
SUCESOS
PORTADA