21 de noviembre de 2019. notifications
menu desktop_windows
Regionales

Familiares de joven detenido acusan a policías de Matamoros de robo

El afectado asegura que lo despojaron de una cadena de oro

MARY VÁZQUEZ / EL SIGLO DE TORREÓN
MATAMOROS, COAHUILA, domingo 13 de octubre 2019, actualizada 9:55 am

Enlace copiado

La familia de un joven que fue detenido por policías de Matamoros denunció que fue objeto de robo o despojo de una cadena y dije de oro, puesto que al momento de su ingreso a las celdas de la Dirección de Seguridad Pública, el encargado de hacer el registro de sus pertenencias no lo incluyó en el documento.

Ernesto Ortega, padre del detenido, de nombre Ernesto Alejandro, originario de Torreón, manifestó que el 19 de septiembre su hijo acudió a Matamoros a casa de un conocido que se dedica a la reparación de celulares y llegaron elementos de la Policía Investigadora quienes dijeron que habían acudido, porque "les había reportado que ahí se compraban o vendían aparatos robados". Al no tener nada que ver con esto, el joven se resistió a la detención y al comprobar la propiedad del celular lo "pasaron" a Seguridad Pública.

Ernesto Alejandro comentó que la persona que lo recibió, antes de meterlo a celdas, le ordenó que pusiera sus pertenencias en una mesa y anotó cada objeto en una "boleta de resguardo" que posteriormente le hizo firmar. Después de proceder con la orden, le dijo: "eso que traes en el cuello también déjalo".

El padre del joven se enteró al día siguiente de la detención y acudió con su hija a pagar una multa de 884 pesos por los cargos de "insultos y amenazas a la autoridad", pero al regresarle las pertenencias no le entregaron la prenda de oro, por lo que pidieron hablar con algún superior para hacer el reclamo y les dijeron que regresaran después.

Posteriormente dialogaron con el alcalde y les "aconsejaron" que hablaran con el encargado del área de Asuntos Internos de la corporación, pero los han traído "a vuelta y vuelta" sin resolver nada.

El señor pidió hablar con el director Jesús Leija y acudió a una cita programada para el miércoles. Después de hacerlo esperar por tres horas, solamente salió una señorita de la oficina y le pidió su número de teléfono, señalándole que después se pondrían en contacto.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...