21 de septiembre de 2019 notifications
menu desktop_windows
Cultura

Adiós al oaxaqueño universal: Toledo

El pintor es considerado el artista mexicano vivo mejor cotizado

EL SIGLO DE TORREÓN
TORREÓN, viernes 06 de septiembre 2019, actualizada 8:59 am

Enlace copiado

El artista oaxaqueño Francisco Toledo falleció ayer a los 79 años de edad, confirmó la secretaria de Cultura, Alejandra Frausto, por medio de un mensaje en Twitter.

"Los ojos más vivos que han visto Oaxaca. Los ojos más bellos que lo recrearon todo. La tierra va a perder gravedad. Hombre tierra con pies de maíz. Caminaba surcando, caminaba sembrando, caminaba exigiendo: caminaba floreciendo. Cada paso de Toledo germinaba", escribió Frausto Guerrero en su cuenta en Twitter.

"Su paso era como la semilla de maíz, la de calabaza, la de chile y de frijol de la milpa más bella que nadie haya creado. Rayones, dibujo excelso, chango murciélago elefante chapulín. El zapoteco se oyó en coros que lo inventaron todo con ese canto tuyo FRANCISCO Toledo", añadió en la misma red social.

GRAN ESTILO

La obra de Francisco Toledo es parte de las colecciones de los Museos de Arte Moderno de México, París, Nueva York y Filadelfia, en la New York Public Library, la Tate Gallery de Londres y la Kunstnaneshus de Oslo, entre otros.

Toledo se dedicó a abordar lo "mexicano", desde una nueva perspectiva ideológica y estética. Desde un inicio fue considerado un pintor independiente que no se involucró con las temáticas nacionalistas de la Escuela Mexicana.

UNA VIDA AL ARTE

Entre 1960 y 1965, radicó en París, Francia, donde estudió y trabajó en el taller de grabado del artista británico Stanley Hayter (1901- 1988); durante su estancia en esta ciudad exhibió su obra en una galería parisina; un año más tarde en Toulouse y en la Tate Gallery de Londres, con catálogo escrito por el novelista estadounidense Henry Miller (1891-1980).

A su regreso a México, ya era dueño de una técnica pictórica depurada influenciada por ideas plásticas de artistas de distintas escuelas europeas, tales como Alberto Durero, Paul Klee y Marc Chagall. No obstante, la obra de Toledo, que no ha dejado de evolucionar, también se vio permeada por códices que recogieron los símbolos prehispánicos.

En 1977, las exposiciones del artista mexicano se realizaron en Tokio, Japón; Oslo, Noruega; Buenos Aires, Argentina, y Nueva York, Estados Unidos, en esta última ciudad decidió quedarse a radicar por un tiempo.

De regreso a su país, alternó su estancia entre Cuernavaca, la Ciudad de México y Oaxaca, hasta 1984, cuando se instaló en Barcelona y luego en París, para realizar pinturas, esculturas y grabados.

En la última década, el artista zapoteco se dedicó a promover y difundir la cultura y las artes de su estado natal, Oaxaca.

MAR DE REACCIONES

Luego de que se conociera la noticia del fallecimiento del artista mexicano, cientos de comentarios invadieron las redes sociales, colegas, periodistas, políticos, y admiradores de Toledo, se pronunciaron.

"El arte está de luto. Ha fallecido el maestro Francisco Toledo, oaxaqueño, gran pintor y extraordinario promotor cultural, auténtico defensor de la naturaleza, las costumbres y las tradiciones de nuestro pueblo. Descanse en paz", escribió el Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador en Twitter.

El Gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, reaccionó en su cuenta de Twitter: "Oaxaca está de luto por la pérdida de un artista universal: Francisco Toledo. Nos deja como legado su magnífica obra, su pasión por nuestro estado y su espléndida calidad humana. QEPD".

Por su parte la bailarina mexicana Elisa Carrillo escribió: "El arte mexicano está de luto por el fallecimiento de Francisco Toledo, un gran ejemplo e inspiración para todos los mexicanos. Mi más sentido pésame a su familia".

Sus obras están pobladas de muertes, zapatos, vacas, cocodrilos, serpientes, iguanas, mujeres con tacones, del héroe Benito Juárez, de maíz, máquinas de coser y hamacas. Todo tiene un por qué. "Los temas de Toledo, apunta Manrique, son muchísimos, y lo más importante, a mi juicio, es que nada le está prohibido", dijo sobre el maestro el crítico Jorge Alberto Manrique antes de morir.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...