16 de octubre de 2019 notifications
menu desktop_windows
Cultura

Muers: latencia de un genio

El rapero gomezpalatino prepara el lanzamiento de su próximo álbum

SAÚL RODRÍGUEZ / EL SIGLO DE TORREÓN
GÓMEZ PALACIO, DGO, domingo 14 de julio 2019, actualizada 9:15 am

Enlace copiado

Es mediodía en la ciudad de Gómez Palacio. El Cerro de la Pila custodia la urbe en la cotidianidad, mientras los motores de autobuses rojos emiten su estruendo por la avenida Mina. Una calle atrás, en la Hidalgo, Muers abre la puerta del hogar que adquirió cuando laboró en la industria ferrocarrilera. Ahora se dedica de tiempo completo a la música rap. Entrega su alma al arte lírico con la convicción que le inculcó la calle.

Al igual que muchos de sus contemporáneos, comenzó su vida artística ligado al grafiti y al breakdance de finales de los noventa. Fue en las calles de la colonia Carlos Herrera de Gómez Palacio donde, en ritmos de la extinta agrupación Cem Cem Cem Bocha H, se adentró en el rap. Su barrio, Santanas 13, contaba con un lugar al cual llamaban "la nave de los cuatro elementos", allí comenzó a sonar un futuro núcleo de la cultura hip hop en La Laguna.

"Hasta la fecha mucha gente no lo sabe. Cree que hip hop es un tipo de música y cree que rap es otro género, sin saber que el rap es parte del hip hop, de toda la cultura".

Bajo el pintoresco rocío del aerosol, Muers tomó el arte de la rima. Los bocetos en su libreta hicieron campo y compartieron espacio con sus líricas. Ha viajado constante, a veces sin compañía humana, pero siempre con papel y pluma para inmortalizar sus ideas. El hecho de querer ser algo diferente de lo ofrecido por la agenda mediática fue el cimiento sobre el cual edificó su propia identidad y sonido.

En su prólogo musical, perteneció al legendario colectivo Rango Bajo, donde fue miembro del grupo Empíricos Líricos. Después, siguió su camino y contactó con otros raperos gomezpalatinos. Así, en 2002 nació el colectivo Dignatarios, del cual aún forma parte.

"A todos nos gustó el nombre y creamos la primera rola que se llama Nacimos. Fue el momento de la transición de casete a disco. Nos tocó la tecnología de agarrar los quemadores y grabar nuestro primer disco. Se llama, Nacimos, nos creamos, un disco verde que trabajamos entre el 2002 y 2006. Gracias a la piratería, la gente nos empezó a conocer".

CARRERA EN SOLITARIO

En 2012, sin desprenderse de Dignatarios, Muers decidió que era momento de escribir una carrera en solitario a la par de su banda. Así, su primer álbum fue Astronautas, en el que colaboraron miembros de su colectivo y artistas externos. Lo define como su primer paso al mundo independiente.

Dos años después, el gomezpalatino experimentó un nuevo giro sonoro al trabajar con instrumentistas para su álbum Adicto a la locura.

"Crecimos en la calle haciendo música de manera natural; sin saber acordes. Y el hecho de empezar a trabajar con personas que saben de notas, que saben de acordes, fue una experiencia muy buena y una escuela que me hizo combinarme, seguir la música, enlazarme con ella, buscar el tono, o si yo hago una letra que la música busque acomodarse a ella. De muchas formas fluye la inspiración".

En 2018 hizo alianza con Danny Brasco, productor regiomontano que se ha convertido en pieza clave para su carrera. Esta unión se conformó en el tercer álbum de Muers: Lírico Chamán.

"Ese disco marcó una evolución en hacer las cosas mejor, en buscar entregarle a la gente algo más de calidad. De decir: 'Ahora quiero sonar. Quiero que le suban a todo el estéreo y que la rola suene bien'.

Muers escribe las situaciones que ve y vive. Busca la forma de entregar veracidad en sus letras y considera que lo define la crudeza. Retrató lo anterior en Teslatencia, su próximo material discográfico.

NUEVO ÁLBUM

El título de su obra es una fusión de dos conceptos: "latencia", que es el tiempo informático en que el usuario tarda en recibir una respuesta de una señal emitida (en este caso se enfoca a la grabación y reproducción de sonido); y "Nikola Tesla", científico, inventor y propulsor de la corriente alterna que se mueve a al mundo actual.

"Creo que a Tesla no se le ha dado el reconocimiento que merece. Otras personas como Thomas Alva Edison se llevaron los laureles por inventos que Nikola Tesla hizo. Creo que hay una similitud en que Teslatencia habla sobre invención, sobre algo que estamos creando. Latencia es el tiempo que imprimimos en esto, que para unos puede ser retardado y para otros apresurado".

Fue el año pasado cuando Muers comenzó a trabajar junto a Danny Brasco en este disco. En Noviembre surgió el preámbulo para las primeras ideas.

En enero de 2019, empacó sus rimas en una maleta y viajó a Monterrey, donde se instaló temporalmente. Allí rentó un cuarto sobre la avenida Modesto Arreola, en el centro de la ciudad. Cada mañana se levantaba para dirigirse a San Nicolás de los Garza, donde se encuentra el estudio de Brasco. Fueron jornadas de trabajo muy largas, que incluso podían finalizar al día siguiente.

"Nunca tuvimos un horario, pero preferíamos las mañanas para trabajar, tempranito. De ocho de la mañana a dos de la tarde era el horario más productivo. Después de las cuatro o cinco estábamos 'nefasteados' pero a veces seguíamos trabajando. Una vez, Dj Ventura llegó a grabar unos scratches tipo 11 o 12 de la noche y ahí estábamos tratando de hacer un buen trabajo, eliminando cosas y agarrando lo que sí servía".

Teslatencia cuenta con 10 piezas sonoras donde colaboraron artistas como Dignatarios, Elote El Bárbaro, Jonhy Beltrán, Doble P de THR, DJ Rufián y Dj Ventura. La producción corrió a cargo de Danny Brasco.

Muers ha lanzado "Destino", su primer sencillo. En septiembre, el álbum estará disponible en plataformas digitales.

"Este es nuestro destino, no hay otro camino", concluyó.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...