19 de octubre de 2019 notifications
menu desktop_windows
EDITORIAL

Aniversario del triunfo y... 5 de mayo

Satiricosas

MANÚ DORNBIERER
lunes 08 de julio 2019, actualizada 7:33 am


Enlace copiado

¿Cómo no celebrarlo? Y es que no fue una campaña más de AMLO a pie por el país hablando con la gente, fueron muchas a lo largo de sexenios. Y por eso más de 30 millones de mexicanos el 1 de julio de 2018 por horas hicimos colas ante las casillas electorales determinados esta vez a evitar el robo de las elecciones, con un voto extramasivo y veraz que no pudiera arreglar a modo el régimen prianista. . . Queríamos un presidente diferente a los indecentes y lo logramos. Hoy va deprisa y hace bien. No se arregla un país viciado y destrozado en un santiamén. Sobran los artículos en pro o en contra del actual presidente por el primer aniversario de su triunfadora elección el 1 de julio de 2018. Pero no voy a engrosar la lista de los aplaudidores o de opositores dañados felizmente -para los ciudadanos- por el arribo al poder de AMLO. A otra cosa, mariposa.

UN ERROR GARRAFAL EN LA HISTORIA

Una de las características más importantes de AMLO es su conocimiento de la historia. Nada mejor para los malos gobernantes que olvidarla. Hay que leer o releer a George Orwell, en "1984" para comprobar cómo el pasado influye en el presente y hasta en el futuro que se considera lejano. El tiempo no existe, dirían algunos sabios. Para situarnos en México, lectores, tomemos nota por ejemplo de las frases célebres de Morelos que en la Mañanera recuerda con frecuencia el presidente. Parece que las dijo para nosotros, para este momento preciso. Esa es la cualidad de los grandes pensadores. Su palabra no tiene fecha.

Estuvo bien la felicitación del presidente de México al pueblo y al Gobierno de Estados Unidos por su independencia de Inglaterra, que se celebra el 4 de julio. Pero bastaba y no debió López Obrador hablar en la ocasión del 5 de mayo de 1862, conocida como "La Batalla de Puebla" contra los franceses, porque equivocadamente los gringos la celebran como "La Independencia de México". Es hora de que ellos y los mexicanos desinformados entiendan por qué:

Era el siglo XIX , el año de 1862. En el país vecino se daban de cocolazos los norteños y los sureños. México enfrentaba una guerra contra el Ejército francés porque Francia no estaba de acuerdo, como Inglaterra y España, en cancelar a nuestro país una deuda -por 2 años- que les había solicitado el entonces presidente Benito Juárez. Y el emperador Napoleón III, sobrino del Gran Napoleón I, había mandado a México a Maximiliano de Habsburgo, cuando los siniestros derechistas Miramón y Mejía pidieron el favorcito de que les mandaran a alguien que pudiera gobernar a México mejor que un tal indio llamado Benito Juárez, al que apoyaban los gringos.

Pero la verdad -u otra diferente a la oficial-, porque en este tipo de historias de cuernos la secrecía es la base, era que Napoleón III quería mantener lejos de Europa a Maximiliano. Lo que llaman los franceses "La Petite Histoire" asegura que era en realidad "nieto" de Napoleón I, y podía haber pretendido el trono de Francia y causarle problemas al Napoleón reinante, que solo era el sobrino del Grande. El único heredero real e hijo, el "rey de Roma" o "duque de Reichstadt", como lo llamaban entonces, era hijo de la emperatriz de Francia, María Luisa de Habsburgo, y cuando terminó todo tan mal para su padre, Napoleón I, habían ambos buscado refugio en Viena. Y siempre por la misma fuente, el binacional franco-austriaco, diríamos hoy, tuvo un hijo con su prima la archiduquesa austriaca Sofía de Baviera, casada con el hermano del rey Francisco, José, que duró 68 años en el poder.

¿Y LOS MEXICANOS Y GRINGOS?

El reportero Olamendi, de la gran escuela de periodismo Carlos Septién, cuestiona: ¿Por qué se celebra en ese país la batalla de Puebla? Y ¿por qué razón no festejar entonces la Revolución o Independencia de México? La primera causa es que, sin querer, tras dicho enfrentamiento de mexicanos y franceses, el territorio azteca pudo haber defendido la soberanía de Estados Unidos (...) El enfrentamiento del 5 de mayo sirvió para retrasar el avance de las tropas francesas, de lo contrario, las mismas habrían encontrado un camino fácil y limpio para llegar a Norteamérica (...)".

Ignacio Zaragoza (nacido en Texas), Porfirio Díaz y los zacapoaxtlas pudieron ganar la batalla del 5 de mayo contra los franceses, pero no es razón para que USA la festeje como la Independencia de México, que se dio contra España en 1810 y se reforzó en 1821.

Este asunto tiene que ver con algo mucho más importante para los gringos que un triunfo de los débiles mexicanos contra los poderosos franceses... El famoso anatema "América para los Americanos" .

El ejército de Napoleón III llegó a territorio poblano en mayo de 1862, por lo que la batalla del día 5 retrasó la operación militar de Francia por varios meses. A pesar de que la batalla contra los zacapoaxtlas fue ganada por ellos, finalmente Francia venció en su intervención. Pero afortunadamente para Estados Unidos durante este tiempo perdido por la milicia de Francia, Abraham Lincoln aprovechó para capturar a Richmond, capital del sur, es decir, de los Estados Confederados. Y finalmente ganó la Guerra de Secesión.

"En 1865, una Norteamérica reestructurada emitió una orden al Gobierno de Francia para retirarse de territorio mexicano, argumentando haber violado la Doctrina Monroe, la cual estaba dirigida principalmente a las potencias europeas y que dictaba "América para los americanos" ... Estados Unidos no toleraría ninguna intromisión o interferencia en nuestro continente (Comunicado enviado por Lincoln a Francia)".

Cuando terminó en Estados Unidos la Guerra de Secesión, el Gobierno gringo vendió armas o "las proveyó" al presidente de México, Benito Juárez. ¿Celebran los gringos el 5 de mayo su primera venta de armas al extranjero?

[email protected]
RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...