23 de agosto de 2019 notifications
menu desktop_windows
Deportes

Barty defiende su estatus en Londres

EFE
LONDRES, INGLATERRA, lunes 08 de julio 2019, actualizada 8:55 am

Enlace copiado

Al igual que en el cuadro femenino, diez favoritas se mantienen en liza, después de las eliminaciones iniciales de la japonesa Naomi Osaka, y de la alemana Angelique Kerber, defensora del título, con la australiana Ashleigh Barty, la checa Petra Kvitova y la estadounidense Serena Williams, presentes como campeonas del Grand Slam.

Barty es, junto con la estadounidense Cori Gauff, la sensación del torneo. La australiana, campeona de Roland Garros y del torneo de Birmingham sobre hierba después, lleva ya 15 victorias consecutivas, asumiendo su condición de número uno del mundo, en el primer grande en el que defiende este estatus.

No ha cedido un solo set la raqueta de Ipswich y solo ha concedido 12 juegos, un balance que dice por si solo como está su confianza al llegar por primera vez a los octavos. Además juega el torneo de dobles, con la bielorrusa Victoria Azarenka, firmando ya la tercera ronda. La estadounidense Alison Riske es su rival este lunes.

A Kvitova, campeona en 2011 y 2014, tampoco le han robado un parcial en tres encuentros, concediendo 18 juegos, pero ahora le sale al paso Johanna Konta, la única raqueta británica que queda en liza este año, y que carga con la responsabilidad de soportar las ilusiones de un público apasionado como es el inglés, aunque la participación de Andy Murray en el mixto con Serena, le alivia de ese trance.

Ambas, Kvitova y Konta, se han enfrentado dos veces sobre hierba, repartiéndose las victorias, con la nacida Sydney ganando en Eastbourne en 2016, y la de Bilovec triunfando en el último precedente en Birminghan el año pasado.

A pesar de que le falta poco para cumplir 38 años, Serena Williams parece que todavía tiene algo que decir en este Wimbledon, donde quiere por fin igualar el récord de 24 títulos del Grand Slam de Margaret Court. Su rival este lunes es la española Carla Suárez, que a pesar de haber sido derrotada por la exnúmero uno seis veces, cree que ahora la americana es algo más vulnerable.

"Cuando Serena jugaba antes era imparable. Era muy difícil ganarle. Ahora no compite con tanta frecuencia. Muchas jugadoras ya saben que no es la Serena de antes. Los años pasan y físicamente cuenta, pero no quita que a un partido no pueda hacerlo bien. No es la Serena de años anteriores, pero siempre hay que tener cuidado", explicó.

La belga Ellise Mertens y la checa Barbora Strycova se han colado en esa ronda, al igual que la china Shuai Zhang y la ucraniana Dayana Yastremska. La checa Karolina Pliskova también pisa fuerte en un terreno propicio para su gran saque, y con la española Conchita Martínez en su banquillo, puede ser su año si sabe manejar los tiempos. Su compatriota Karolina Muchova le sale al paso ahora.

Todas tienen ilusiones pero no tantas como la estrella que les ha eclipsado este año, la estadounidense de 15 años Cori Gauff.

Es si duda Cori la auténtica sensación de esta edición, tras salir de la fase previa y lograr los octavos para convertirse en la más joven jugadora en alcanzar la segunda semana de un grande, desde su compatriota Jennifer Capriati, también con 15 años en 1991, y también en Wimbledon.

Ganando primero a su compatriota Venus Williams y salvando dos bolas de partido después contra la eslovena Polona Hercog, Cori ha llevado al público inglés a un éxtasis continuo, provocando una admiración ilimitada.

Su duelo contra la exnúmero uno Simona Halep será el test definitivo para saber si la ilusión y el hambre de ganar pueden más que la paciencia y experiencia de la rumana, campeona de Roland Garros.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...