21 de abril de 2019 notifications
menu
EDITORIAL

Verdades y Rumores

EL AGENTE 007
sábado 22 de diciembre 2018, actualizada 9:56 am

Nuestros subagentes disfrazados de butacas vacías nos reportan que la organización no fue una característica del informe de gobierno del alcalde torreonense Jorge Zermeño, llevado a cabo en el teatro Nazas el martes pasado. Uno de los aspectos que más llamó la atención de propios y extraños fue que con todo y que había lugares reservados en la parte central de abajo para los empresarios más importantes de la región, tal parece que las personas encargadas de acomodar a los asistentes no los conocían. Y es que en vez de llevarlos a sus sitios asignados fueron colocados en asientos ubicados a los costados del recinto. Incluso, cuando don Jorge mencionó a alguno de ellos en su discurso, fue difícil para él ubicarlos ya que no estaban en su espacio reservado y a medio informe tuvieron que ser cambiados de lugar.

Pero no fue todo. Cuentan que algo falló en la logística porque al momento de iniciar el acto buena parte de las butacas se encontraban solas aunque conforme iba avanzando la ceremonia se fueron ocupando. También hubo algunas voces de críticos y criticones que comentaron que más que informe parecía un videoinforme, ya que fueron muchas y muy largas las “cápsulas” que se proyectaron en las pantallas que, por cierto, estuvieron mal distribuidas, ya que algunos de los regidores e invitados de honor no pudieron verlas de frente. En descargo de la producción, hay quienes consideran que los videos eran de buena factura. En cuanto a la verbena, no estuvo tan animada como se esperaba, tal vez por las temperaturas frescas o porque no se socializó bien el llamado a la fiesta. Sobre el mensaje, en medio de los logros presumidos, el alcalde lanzó un dardo doble a los gobiernos estatal y federal en defensa de lo que “le corresponde” al municipio, toda vez que a don Jorge le tocará el hecho inédito en su próxima administración de lidiar con administraciones de dos distintos colores en sendos niveles de gobierno. A ver cómo le va.

Y ya que hablamos de falta de organización... la obra del Metrobús, a cargo de la Secretaría de Infraestructura que encabeza Gerardo Berlanga, sigue convertida en un galimatías y en un dolor de cabeza para los automovilistas y transeúntes de Torreón. Lo primero es que las autoridades estatales volvieron a inclumplir con la fecha de terminación de la obra civil, programada por enésima ocasión ahora para el 15 de diciembre. El plazo llegó y la obra no fue concluida, situación que fue señalada por la diputada local panista, Maru Cázares, en el Congreso estatal esta misma semana. La legisladora comentó que durante la comparecencia de don Gerardo éste informó que, ahora sí, será en enero cuando entreguen los trabajos para proceder a la conformación del modelo de negocio que determinará cómo operará la ruta troncal y las rutas alimentadoras y, en consecuencia, lo más importante, la tarifa que se cobrará a los usuarios. Mientras tanto, trabajadores de la empresa encargada de los trabajos en el bulevar Revolución volvieron a abrir frentes de obra en sitios en donde se supone que ya habían laborado. Las dudas respecto a este proyecto que se planteó como la panacea al transporte y la movilidad en la región aumentan, mientras que del lado de Durango ni siquiera han comenzado los trabajos de la reta troncal. O sea que si aquí estamos en Guatemala, allá están en “Guatepeor”.

Como lo habían anunciado nuestros subagentes, la bomba en el Poder Judicial del Estado de Coahuila estalló por el caso de los presuntos fraudes a miles de derechohabientes del Infonavit que fueron despojados de sus viviendas a través de juicios irregulares y sin sustento. Hasta ahora son seis jueces, cuatro de ellos de Torreón, y 12 secretarios de juzgados los que están siendo procesados por el Consejo de la Judicatura de la provincia. Pero los subagentes disfrazados de malletes informan que esto apenas es la punta del iceberg de un enjuague de dimensiones nacionales en el que decenas de miles, sino es que cientos de miles, de personas habrían sido afectadas. El asunto es que, según las denuncias, el esquema que se montó fue para quitar las viviendas a los derechohabientes bajo el pretexto de cualquier rezago en pagos de los créditos o impuesto predial y posteriormente proceder a la reventa del inmueble por parte de una empresa creada ex profeso con ganancias para los involucrados. Dicen los que saben que en este escabroso asunto estarían involucrados no sólo otros jueces y empleados del Poder Judicial, incluso de otras entidades, sino también funcionarios y exfuncionarios del Infonavit y hasta exservidores públicos municipales que hayan participado en la firma de convenios con el instituto e vivienda para la confiscación de las casas que presentaban retraso en su cobertura del predial. O sea que, por lo visto, todavía hay mucha tela que cortar en este asunto.

El que anda muy movido con miras a ser el ungido por el partido Morena para contender por la alcaldía de Gómez Palacio es el expriista Juan Ávalos. Como recordará, memorioso lector, don Juan fue dirigente municipal del tricolor en la Antigua Santa Rosa, pero tras ver cerradas las puertas para sus aspiraciones, decidió este año dejar las filas del PRI para acercarse al ascendente morenismo regional. Ávalos quiere ser el candidato del partido del preciso AMLO para arrebatarle el poder al herrerismo lagunero, y por ello ha andado muy activo en redes sociales tomándose las consabidas “selfies” con quienes tendrán la última palabra a la hora de elegir al contendiente. En estos días, a don Juan se le ha visto en imágenes a un lado del Gran Tlatoani, López Obrador, así como de la máxima jefa de la estructura morenista, Yeidckol Polevnsky. Pero dicen los subagentes que don Juan también anda amarrando los apoyos dentro del partido en Gómez Palacio, con los otros aspirantes a quienes les ha ofrecido trabajar en equipo para sacar una candidatura fortalecida. De hecho circula también una foto en donde el expriista aparece al lado del morenista Rafael Palacios y del experredista Omar Castañeda, quienes han manifestado también su intención de contender por la alcaldía. Los subagentes dicen que el punto en contra de Ávalos es que es visto por no pocos lopezobradoristas como un arribista, algo que no es tan grave dada la migración masiva que se ha dado de militantes de otros partidos hacia el movimiento pejista. Como punto a favor, dicen, conoce bien la estructura del PRI y los puntos débiles del herrerismo, por lo que podría dar la batalla en los comicios del próximo año, incluso si Leticia Herrera se animara a buscar la reelección. Al respecto, hay quienes dicen que existe nerviosismo dentro de la actual administración municipal ya que las bases no se encuentran del todo contentas con los liderazgos tricolores y que incluso dentro de éstos algunos ya coquetean con Morena. ¿Será?

Dice el conocido refrán que no hay fecha que no se cumpla, plazo que no se venza ni deuda que no se pague. En ese entendido, la supercomputadora Pony ha tenido que sortear la guerra comercial y tecnológica que los Estados Unidos de Trump han declarado a la China de Xi Jinping para dotarse de las partes necesarias y emprender su titánica y nunca bien ponderada labor de repartir las tradicionales calificaciones de fin de año a los funcionarios más importantes de la Comarca Lagunera y las provincias internas de Coahuila y Durango. La primera entrega de números y valoraciones será el próximo miércoles. Esté al pendiente.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando tendencia...