EDITORIAL
DIEGO PETERSEN FARAH Sábado 4 de ago 2018, actualizada 9:46am ... Anterior El Siglo 6 de 9 Siguiente ... El Siglo

El efecto AMLO

El Siglo
En tres patadas

Llámenlo como quieran, pero el triunfo de López Obrador ha metido al país a discutir cosas que antes parecían inamovibles. Los dogmas de la religión neoliberal, y peor aún, los dogmáticos sacerdotes del neoliberalismo negaban cualquier posibilidad de cuestionar asuntos tan básicos como el gasto del gobierno, el reparto del presupuesto, la corrupción, la forma de entender el ejercicio de gobierno, etcétera.

Soy agnóstico y la religión de los amlovers me causa la misma urticaria que la de los neoliberales. Partiendo que en los dos bandos hay más creencias que argumentos, también es cierto que el cambio de credo en el gobierno provoca una muy sana desmitificación de esos elementos que conforman el corpus de creencias en las ideologías políticas. Solo por eso cualquier alternancia es positiva.

Hoy resulta que sí es posible reducir los gastos y los sueldos en el Poder Judicial, no de la forma en que propone el presidente electo, pero de que hay margen hay margen. Hoy resulta también que el poder legislativo puede operar con la mitad de los recursos, que efectivamente existen abusos, denunciados desde hace años por los medios y la sociedad civil, que en nada contribuyen a buen ejercicio del poder. Hoy resulta incluso que el aeropuerto puede costar 800 millones menos.

Alguna vez, hace ya muchos años, escribí que la tragedia de Fox era que, hiciera lo que hiciera -ciertamente no hizo mucho-, nada superaría a lo hecho el primer día: sacar al PRI de Los Pinos era un acto simbólicamente tan fuerte que resultaba insuperable. Después de ponerse la banda presidencia como el primer presidente de la alternancia en el México moderno, lo único que quedaba era bajar y desilusionar. Algo similar le puede ocurrir a López Obrador si no administra su capital político. La sacudida al sistema ha sido de tal magnitud que en sí mismo el efecto AMLO es ya positivo para el país. El impacto en la forma de entender la vida pública apenas un mes después de la elección ha levantado tal expectativa, ha sacudido tantos árboles, ha generado tan altas ilusiones en los creyentes, que el descenso puede más acelerado de lo que esperan.

Los racionales podemos decir que está científicamente comprobado que el próximo presidente y el próximo y el próximo serán un fracaso, no porque AMLO o quien venga después serán malos presidentes sino porque siempre ponemos en ellos la expectativa de un cambio que no queremos los ciudadanos no queremos hacer.

La fe permite encontrar fuerzas para combatir a una realidad que por momentos se presenta como invencible. Ese es el sentimiento que priva en el país tras el derrumbe del sistema de partidos que había secuestrado la vida pública los últimos 30 años. La pregunta es hasta dónde esa fe puede llevar el efecto AMLO en la vida pública del país.


Etiquetas: En tres patadas

Más de EDITORIAL

... Anterior El Siglo Siguiente ... El Siglo


- IMP
El Siglo
El Siglo0
RELACIONADAS
Ver más
COMENTA ESTA NOTICIA
El Siglo
Cargar comentarios

Foros Torreón / Blogs de El Siglo / Más comentarios

Ordenar en línea Edición impresa + Internet
ADEMÁS LEE El Siglo

© 2018. El Siglo - Cía. Editora de la Laguna S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.
Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google | Facebook | Twitter
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
I.S. o asterisco (*) significa inserción solicitada


Síguenos en:

Hay usuarios en línea y registrados. »IR AL CHAT