24 de marzo de 2019 notifications search
menu
Nosotros

LAS PALABRAS TIENEN LA PALABRA


martes 12 de junio 2018, actualizada 4:12 am


Lo saco de la duda del saco

Un señor que viste formal se pone un traje y este debe ir con un saco, que es una chaqueta, o también le llaman americana. Es la prenda que cubre el torso y que - digo yo - sirve para medir, con alta precisión, lo que has comido, dependiendo si puedes cerrar uno, dos o hasta los tres botones del saco. Si no te cierra el saco, ese es indicio de que urge la dieta… o ir a comprar un saco más grande. Como dijo un cuñado mío que trae "la misma rodada" que yo - o sea, que también está gordito -: yo soy talla "grande" de saco, pero con la "extragrande" me siento más cómodo.

Un saco es un receptáculo abierto por un lado para poder meter cosas y puede ser de tela, de piel o de muchos otros materiales. En México, tenemos el costal, que también es un saco, pero hecho de ixtle, que se le conoce también como arpilla o arpillera, que es el ixtle tejido. "Tengo un saco o costal de papas, de arroz, de maíz o de cemento", así podemos referirnos al contenido para saber más o menos cuanto tenemos de él.

Las mujeres usan un saquito, que es muy parecido al que usan los caballeros en ocasiones formales, pero ellas lo lucen con más exquisitez y luego lo adornan con una flor, una mascada o un prendedor que le ponga a la prenda el toque femenino.

Saco es también acción del verbo sacar. Un policía saca su pistola para ordenar al delincuente que se detenga, después de haberlo descubierto saqueando una casa, es decir, sacándole todo lo que estaba adentro hasta dejarla vacía. En muchos deportes, como el futbol o tenis, la acción de sacar es el saque de la pelota o balón, aunque lo que realmente se hace es "meter" - no sacar - la pelota a la cancha para jugar.

"No eches en saco roto mis consejos" es la frase que muchos padres les dicen a sus hijos con la esperanza de que les hagan caso y no guarden los consejos en un saco agujerado en el que se le van a salir y perder, figurativamente hablando por supuesto. Y si hago una crítica dura contra alguien, pero no digo quién para no comprometerme, digo "al que le quede el saco que se lo ponga", como dejando a la decisión del "criticado" si se ofende o no y yo "me lavo las manos", o sea, que no me hago responsable si te ofendes.

Hay más: No olvides tu saco de dormir. ¿Cuánto sacaste de ganancia? ¡Sácate de aquí! ¡No le saques! Sácame de esta duda. Me sacaron de la jugada. Quiero a alguien que me saque de trabajar. Me saca como veinte centímetros de altura.

¿Usted sabe de otras? ¡Pues sáquelas y compártalas conmigo! Escríbame.

Soy Don Juan Recaredo… compártame sus dudas y comentarios: [email protected] Twitter: @donjuanrecaredo.

ME PREGUNTA:

Everardo González: ¿Cuál es la forma correcta, marihuana o mariguana?

LE RESPONDO:

Ambas formas se consideran correctas.

LAS PALABRAS TIENEN LA PALABRA:

Un buen libro se abre con expectación y se cierra con provecho.

Por: Columna póstuma de Juan Recaredo

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
*
Cargando tendencia...