Por el bien de la nación PROTEJANME.

Libertad EconomicaLuis Gutierrez

Por el bien de la nación PROTEJANME.

PUBLICIDAD

Escrito por Luis Gutierrez 30 de enero de 2011
proteccionismo, nacionalismo

 

Lo que el proteccionismo nos enseña es a hacernos a nosotros mismos en tiempos de paz lo que los enemigos quieren hacernos en tiempos de guerra.

Henry George

En los últimos foros entre las organizaciones de empresarios y representantes del gobierno, he observado algo común, como los primeros tratan de convencer a los funcionarios de que su actividad es prioritaria para la nación (agricultores, constructores, tortilleros y panaderos) no importa el giro, todos dicen ser industrias que generan importantes fuentes de trabajo, o tienen una importante labor en la sociedad, y que por ello deben ser apoyados por el gobierno para ser solventes, si no es así, sería para que los competidores foráneos, o las grandes empresas no les obliguen a cerrar.

 

Aunado a esto, muchos insulsos nacionalistas, aunque no involucrados con esas industrias, escucharan dentro de su corazón cada una de las notas del himno nacional, y ni  tardos, ni perezosos, se apresuraran a  demandar que el gobierno haga todo lo necesario para no perder soberanía.

 

Al parecer la voluntad del “pueblo” ha sido manifestada, y por ello los funcionarios van prestos a proteger la industria domestica, dispuestos con sus dedos índices, como si fuesen estos fusiles, a votar por subir los aranceles a los pérfidos productos extranjeros, a otorgar más subsidios para el campo, para el tortillero, para el panadero,  rescates al sector vivienda con carretadas de subsidios, incrementar las regulaciones para que no se le vaya ocurrir a alguien hacerle competencia a estos iconos de identidad nacional. Fueron tan heroicos nuestros funcionarios que no basta solo con el agradecimiento (mordida) de los empresarios, igual se han de merecer un aumento de sueldo.

 

Sin duda el nacionalista, desbordado en  éxtasis, no llegará a comprender las consecuencias de estas nuevas disposiciones.

 

Sería en primer lugar incrementar impuestos a otros sectores productivos, pues el dinero de los subsidios tiene que provenir de algún lado,  por consecuencia muchas personas tendrían menos dinero para invertir o gastar.

Otra manera en la que afectan estas disposiciones, es cuando el consumidor al comprar el producto importado que le satisface tiene que pagar más por este debido al incremento que produce el nuevo arancel, provocando con ello que tenga menos dinero para otras cosas que le hubiera gustado adquirir y por ende otros dejan de vender. Pero también podía ser el caso de ya no le alcanza para el producto importado y tiene que comprar el producto nacional (protegido) por necesidad más no por gusto, termina siendo en este caso un consumidor insatisfecho. 

 

Es obvio que estos beneficios que otorgan los representantes del gobierno no son útiles ni son justos, pero vienen encubiertos de un halo altruista, empresarios mercantilistas que pregonan su interés por quienes son sus empleados, otros como el tortillero y el constructor de vivienda, por sus clientes necesitados quienes si no fuera por esa caritativa obra no podrían pagar por un kilo de tortillas mucho menos por una casa. Por ello creen es justificado pedir una “cooperación obligatoria”, en pro de los necesitados, claro, no es por interés propio, pero al final de cuentas quienes no dejan de percibir beneficios son ellos, los empresarios mercantilistas.

 

Sugiero ampliamente el siguiente escrito que me inspiro a escribir esta entrada.

http://asojodcr.blogspot.com/2010/12/jumanji-empresarial-los-estafadores-de.html 

Próxima entrada sobre el proteccionismo laboral.

 

proteccionismo, nacionalismo, 3,754 lecturas.

lee más

PUBLICIDAD

Suscripción por correo

¿Te gustaría recibir los escritos de Luis antes que nadie? Suscríbete, es gratis.

Luis Gutierrez Blog de Luis Gutierrez

Más escritos

PUBLICIDAD

ver más escritos de Luis Gutierrez

PUBLICIDAD

Noticias populares ahora

izmir escort escort bodrum bodrum escort