Nosotros domingo 17 de feb 2008, 6:04pm - nota 4 de 31

Minuto Rotario / DONATIVO A LA CASA DE ANCIANOS DR. SAMUEL SILVA

Por: Dr. Ignacio Méndez Lastra


El Club Rotario de Torreón, a través de su Fundación Rotaria de La Laguna, entregó este sábado nueve de febrero el donativo correspondiente al primer semestre del año 2008, como la hecho en los últimos tres años a esta institución de gran beneficio para la gente desamparada de la tercera edad.

Recibió esta aportación su directora Sor Josefa Limia Pérez, de la Congregación de las Hermanitas de los Ancianos Desamparados, a cuyo cargo está la casa de los ancianos.

El trabajo de este asilo ha sido un ejemplo en nuestra comunidad de altruismo y solidaridad y en donde bajo la visión de un médico que con su técnica de curar y trato humanitario, logra conjuntar otras voluntades y esfuerzos para construir paulatinamente esta institución que es indudablemente es la mejor opción para el cuidado y bienestar de los ancianitos sin protección.

Es el Dr. Samuel Silva, ex presidente municipal de Torreón en el bienio 1921-22, su fundador y quien desde muy joven tuvo labores altruistas y de apoyo a la comunidad; se sabe de él, que en 1918 fue nombrado jefe del Departamento de Salud Pública y presidente de la comisión encargada de combatir la epidemia llamada “Influenza Española”, que azotó la Comarca Lagunera durante la administración municipal del General don Celso Castro y en donde el Dr. Silva, puso sus mejores esfuerzos y sin embargo, murieron por esta pandemia muchos torreonenses.

El Dr. Samuel Silva por su profesión, fue el primero en darse cuenta que Torreón necesitaba un refugio para ancianos, a mediados del Siglo XX, época del auge algodonero, invitó a los señores: Francisco Rodríguez, Eduardo Ruiz, José Valdez Gómez, Dolores viuda de Mier y al Dr. José Dávila, con quienes formó el primer comité de la casa en 1948. Posteriormente el Club de Leones de Torreón del cual era miembro, lo apoyó con productos de las festividades de varios carnavales y el Gobernador Román Cepeda Flores, les hizo la donación de un terreno ya dotado con agua y drenaje donde hoy se ubica parte de la casa.

Fue un acierto el haber llamado desde su fundación a la Congregación de Hermanitas de los Ancianos Desamparados por gestiones del R.P. Salvador Quintero, S.J., quien junto con el Dr. Samuel Silva y el Club de Leones, acordaron trabajar en colaboración muy estrecha.

En palabras del mismo Dr. Samuel Silva, describía el trabajo de las monjas de la manera siguiente: “Hermanitas con manos de ternura maternal, que prodigan caridad verdadera, la que dicta el amor al semejante que lleva en su cuerpo la fatiga de su larga vida y en su alma todas las decepciones que ocasiona el desamor de los deudos y la indiferencia y desprecio de casi toda la gente. Ellas imparten la caridad al anciano abandonado y empobrecido, la caridad de más pureza, de más ternura, más desinterés, de más consuelo y de más amor.

Amar a los ancianos torturados como a niños es practicar el amor de los amores”...

La casa ha crecido a través de estos 53 años, con el apoyo de gente muy generosa que se ha destacado por su participación como: don José Ruenes Cortina, Fernando Zertuche Madariaga, Graciela Pérez de Portilla, Ana María Ávila de González, Enrique Sada Díaz de León, y otros más que han encabezado diversos patronatos y han engrandecido la obra.

Hay trabajo de mucha gente anónima que por años ha hecho labores de pintura, albañilería, mantenimiento de maquinaria de lavandería, trabajos de peluquería, todo en forma gratuita.

Varios médicos siguiendo el ejemplo del Dr. Samuel Silva han seguido consultando sin cobrar una o dos veces por semana a los enfermos de la casa, sobresalen los Drs. Juan Carlos Casas Gaona, por 40 años ininterrumpidos, don Enrique Sada Quiroga, por casi 20 años; actualmente acuden varios médicos al llamado de las monjas para valorar a los pacientes y el Dr. Vicente Carrillo Maciel, miembro del Club de Leones, coordina desde hace varios años todo un grupo de médicos especialistas que atiende las necesidades del centro.

Han muerto en estos 53 años muchos ancianitos, algunos de ellos muy longevos de 115, 106 y 103 años de edad; actualmente hay 110 residentes en la casa y varios de ellos alcanzan los 100 años de edad, todos reciben las atenciones físicas, espirituales y morales que requieren; los que han fallecido por boca de las mismas monjas, se van contentos y satisfechos con su comunidad y con sus congéneres.

También han fallecido muchas monjas de la congregación que ya descansan en estas tierras, la mayor parte de ellas venidas de España, en esta labor heroica y callada de amor al prójimo; nuestro profundo reconocimiento.

Por nuestra parte el Club Rotario de Torreón y la fundación Rotaria de La Laguna, A.C., seguirá apoyando esta magnífica labor en pro de nuestros ancianos.

“COMPARTAMOS ROTARY”.

nacho1948@hotmail.com

RECOMENDAMOS
Ordenar en línea Edición impresa + Internet
pulse: a para ver nota anterior, s siguiente, i para ir al inicio, f para ir al final.

Cia. Editora de la Laguna. Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
Síguenos en:

Hay 1132 usuarios registrados en línea. »IR AL CHAT