pub
Nosotros domingo 24 de jun 2007, 9:11pm - nota 30 de 33

Ser Humano / LAS DROGAS

Por: Psicólogo Ricardo Mercado Dávila


Cuando pensamos en el abuso de drogas, la mayoría de nosotros pensamos en la marihuana o la cocaína como la droga que está siendo usada. No obstante, existen diferentes tipos de productos químicos que conocemos por nombre -sin saber que se trata de drogas- (el alcohol, por ejemplo). Las drogas pueden producir adicción o tolerancia. La adicción se desarrolla cuando existe un ansia o un deseo físico y/o psicológico por la droga. La tolerancia ocurre cuando existe la necesidad de aumentar la dosis de droga para lograr el mismo efecto anteriormente obtenido con la dosis menor.

¿Cuáles son las señales de que se está abusando de una droga?

El abuso de una droga ocurre cuando el individuo la usa repetitivamente debido a un deseo fuerte de obtener placer o evitar malestar. El abuso de drogas deteriora la salud, el bienestar emocional, la vida familiar, el desempeño en el trabajo y las amistades de quien las usa. También causa cambios de personalidad y alucinaciones y deterioro en el juicio. Esto puede causar ausentismo en el trabajo conduciendo a un posible desempleo, mayor irritabilidad, supresión, discusiones familiares violentas y un comportamiento irracional. Según progresa el abuso de drogas, éste podría producir aislamiento y supresión, muertes por accidente en las carreteras, violencia incontrolada, criminalidad y sobredosis mortal.

¿Porqué el Ser Humano abusa de las drogas?

Nos hay razón clara del por qué algunos individuos abusan de las drogas mientras que otros no. Sin embargo, el ambiente social puede desempeñar un papel importante en el abuso de drogas. Cuando un niño alcanza la edad escolar, ya ha sido expuesto a cinco años de televisión en donde las drogas (pastillas para el dolor, medicinas para resfriados) son presentadas como una curación para los problemas. Para complicar la situación, los niños pueden ver a sus padres tomar aspirinas o tranquilizantes cuando ocurre una crisis. Es entonces, fácil de ver cómo un problema de drogas puede desarrollarse.

La adolescencia es un momento particularmente crucial en el consumo de drogas, y este hecho se debe a varias razones. Durante este tiempo ocurren varios cambios psicológicos. Es un periodo en el que se establecen los valores e independencia. A menudo, es un tiempo de conmoción, la cual suele exteriorizarse en forma de rebeldía, cuando el adolescente descarta a los padres y busca a grupos de compañeros para obtener apoyo. En un intento de ser como sus amigos o formar parte de un grupo, los adolescentes pueden usar o tomar drogas. Algunos usan la droga para crear una experiencia emocionante, mientras que otros las usan para escapar de los problemas. Desde luego, no todo usuario de drogas llega a abusar de estas, especialmente si la persona es estable y puede solucionar problemas sin mucho estrés. Pero para el individuo que ya está abrumado con problemas, las drogas proporcionan un alivio de la tensión, evasión de la realidad y del estrés. Las drogas se convierten en el escape máximo o en una manera de automedicar otros estados.

¿Cómo se trata el abuso de drogas?

Antes de que pueda empezarse un tratamiento contra el abuso de drogas, el individuo deberá llegar a un momento de verdad y comprender la gravedad de su estado y las consecuencias del abuso de la droga. La desintoxicación puede ser necesaria para el tratamiento. La desintoxicación es el proceso por el cual se le retira a una persona de su adicción física a las drogas. Esta deberá realizarse sólo bajo supervisión médica y con apoyo de un psicólogo.

Vivir sin drogas representa un cambio profundo en una persona. La ayuda de un psicólogo en muchos casos es necesaria, su intervención puede incluir la orientación a nivel individual y familiar. Los grupos de apoyo, como Alcohólicos Anónimos o Drogadictos Anónimos también proporcionan una excelente asistencia.

Mencionaré algunos efectos producidos por los tipos de droga comúnmente usados.

Depresivos (Tranquilizantes): pereza mental, supresión, dificultad para hablar, tambalearse y mucho sueño.

Estimulantes: Insomnio, irritabilidad, euforia, energía excesiva, reducción del apetito, paranoia, pérdida de peso.

Alucinógenos: Alucinaciones visuales, distorsiones de percepción, experiencias psicóticas.

Narcóticos: Euforia, somnolencia, estupor, adicción, ansias fuertes durante la supresión. Ansiedad, euforia, comportamiento locuaz, sentimientos flotantes, risa, hambre, distorsión del tiempo, mareos, dificultad para hablar, tambalearse, comportamiento temerario, alucinaciones visuales, daño cerebral.

Mi correo electrónico: ser_humano@prodigy.net.mx

RECOMENDAMOS
Ordenar en línea Edición impresa + Internet
pulse: a para ver nota anterior, s siguiente, i para ir al inicio, f para ir al final.

Cia. Editora de la Laguna. Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
Síguenos en:

Hay 379 usuarios registrados en línea. »IR AL CHAT